HOY DIARIO DEL MAGDALENA

‘Se salvaron de morir 37 familias y hoy somos un milagro de Dios’

300

Según el reporte oficial hay 37 familias afectadas, pero el número puede ir aumentando con el paso de los días.

Agradecidos con Dios. Así dicen sentirse los habitantes del municipio de Algarrobo, Magdalena luego del vendaval que llegó tumbando techos y haciendo estragos en las calles de esa población el pasado fin de semana

Pese a que los daños no fueron mayores, la comunidad ha reiterado el llamado a las autoridades para que le sean suministrados diferentes elementos como láminas de Eternit, cemento, colchonetas y artículos de cocina, debido a que el fuerte aguacero con granizos destrozó todos los enseres.

Se contabilizaron más de 37 familias afectadas y un sinnúmero de viviendas sin techos, por lo que ahora las autoridades trabajan de manera articulada con los organismos de socorro, para retirar los escombros de algunos inmuebles averiados.

“Ha sido un milagro de Dios el que hoy nosotros estemos contando el testimonio de los momentos tan angustiosos que vivimos durante el aguacero. La verdad es que estamos acostumbrados a que aquí en esta población llueva, pero no de esa manera y mucho menos que se destruyan todas nuestras viviendas”, señaló Martha García Jiménez, residente del municipio.

El reporte, hasta el momento, es de 20 viviendas afectadas por el fenómeno climático. Sin embargo, las afectaciones generaron la caída de árboles y calles anegadas de lodos en los barrios La Estación, 26 de Julio, San Martín y Sagrado Corazón de Jesús.

Según las autoridades, la fuerte brisa y lluvia ocasionaron daños a buena parte de la infraestructura educativa de esa población del centro del departamento, la cual también necesita ser reparada.

Por su parte, la alcaldesa de ese municipio, Maribel Andrade, sostuvo que para afrontar la emergencia necesitan bloques, listones, eternit y zinc para reparar las casas averiadas y que ya se les entregó la orden a las familias para que reclamen elementos en las ferreterías.

 “Estamos haciendo todo de manera legal, por medio de unas ordenes que se les están entregando a los afectados para que retiren los materiales que necesitan para el arreglo de sus casas, sabemos que con el censo que estamos realizando este número puede ir en aumento pero confiamos en Dios que no sean muchas las familias que resultaron afectadas por este fenómeno natural”, manifestó Maribel Andrade, alcaldesa de Algarrobo.

También podría gustarte