Deportes

‘Los dardos envenenados’ de Florentino Pérez a Rubiales

La multitudinaria presentación de Julen Lopetegui como nuevo entrenador del Real Madrid estuvo más centrada en su reciente despido de la selección que en la llegada al club blanco. Pero todo ha estado tan unido que el técnico guipuzcoano creó un incendio al que quiso responder el presidente Florentino Pérez. En su alocución para presentar a Lopetegui indicó que el presidente de la Federación Española, Luis Rubiales, tuvo una reacción “desproporcionada e injusta”,

Asimismo, dijo que fue una decisión “absurda” y de “orgullo malentendido”. Florentino Pérez recordó que “muchos medios de comunicación se han hecho eco de los seleccionadores que han firmado durante la historia contratos con equipos antes o durante de un gran torneo”. “No es la primera vez que pasa”, concluyó el máximo mandatario blanco.

Rubiales tuvo una reacción desproporcionada e injusta”

Explicó que “queríamos realizar este acto tras el Mundial, pero una serie de circunstancias han llevado a que estemos aquí e iniciar una nueva etapa. Hoy los madridistas damos la bienvenida a alguien que conoce perfectamente la casa y ha demostrado estos años ser un magnífico profesional. Asumes un equipo que es leyenda y ha ganado cuatro de las últimas ediciones de la Champions League”.

Florentino destacó que “sé que es un día repleto de emociones para ti y tu familia, contrapuestos porque querías estar en la Copa del Mundo. Tenías dos sueños y creo que eran compatibles, hacer campeona a España y entrenar al Real Madrid”. Resaltó que “alcanzamos un acuerdo en pocas horas para trabajar juntos después del Mundial. Pensamos que el anuncio del acuerdo debía hacerse antes del Mundial”. Pero “una persona”, señaló en referencia a Rubiales, entendió “esto como deslealtad, tiene un sentido patrimonial sobre las personas felizmente superado en la España moderna del siglo XXI”.

Tiene un sentido patrimonial sobre las personas felizmente superado en la España moderna del siglo XXI”

Por ello, Florentino avisó de un cambio de actitud: “Lo que parecía un acto de normalidad, se convirtió en un absurdo acto de orgullo mal entendido. Es una decisión injusta. Hay gente que sólo busca desprestigiar la imagen del Real Madrid.. Ha llegado el momento de que hagamos frente a todos los que intentan dañar la imagen de nuestro club, aunque vivamos una de las mejores épocas de nuestra historia”, aseveró.

“Queríamos llevar a cabo su presentación tras acabar el Mundial, después de un nuevo triunfo de nuestra selección, pero no ha podido ser. Me sorprende enormemente comprobar que este acuerdo podía afectar a un vestuario con jugadores deseosos de ganar y con el compromiso de ser campeones del mundo”, dijo.

No hay un solo argumento que justifique que Julen no esté mañana en el debut de España”

“No hay un solo argumento que justifique que Julen no esté mañana en el debut de España en el Mundial. Se ha frustrado el trabajo y el deseo de dos años, porque Julen tenía dos sueños perfectamente compatibles. Por un lado convertir a España en campeona del mundo y por otro entrenar al Real Madrid”, apuntó el presidente.

“Alcanzamos un acuerdo en un ejercicio de libertad para ambas partes para después del Mundial, respetando cláusulas y términos de su contrato. Era una muestra de transparencia para evitar especulaciones y rumores”, añadió.