Nación

Presidente de España, Pedro Sánchez, anuncia visita a Colombia

Colombia y España sostienen desde hace décadas una relación sólida, no exenta de discrepancias, como prueba y consolida la visita que hará la próxima semana el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, primer mandatario que recibirá el nuevo jefe de Estado colombiano, Iván Duque.

Poco después de que Duque ganara las elecciones mostró su interés en visitar España, lo que, junto con EE.UU., consideraba capital para cimentar unas buenas relaciones exteriores.

Cumplió su promesa y en su segundo viaje internacional, todavía como presidente electo, Duque viajó a España de manera no oficial del 4 al 7 de julio.

 

En Madrid se reunió con el presidente Sánchez y con el rey Felipe VI.

“Son unas relaciones excelentes, lo han sido siempre y lo que hacemos progresivamente es cimentarlas y profundizarlas. En estos momentos estamos en un momento especialmente bueno, eso no quiere decir que estén exentas de ciertas controversias en el ámbito empresarial y en algún otro ámbito”, señaló a Efe el embajador español en Bogotá, Pablo Gómez de Olea.

Entre esas controversias tuvo un particular eco la intervención que el anterior Gobierno colombiano hizo en 2016 de la compañía Electricaribe, filial de la española Gas Natural Fenosa.

Tras la intervención de Electricaribe, la Superintendencia de Servicios Públicos de Colombia dispuso la liquidación de la empresa y la búsqueda de un operador para asumir la prestación del servicio.

Por su parte, Gas Natural Fenosa argumentó que hubo una “ausencia de trato equitativo y de seguridad jurídica en la actividad regulada en los últimos años” en Colombia y consideró que la intervención de Electricaribe “constituye una expropiación sin indemnización”.

Pero el embajador Gómez de Olea explicó que en Colombia hay más de 450 empresas españolas, así como más de 1.500 compañías “con relación permanente o estable comercial o de inversión”.

“El hecho de que hayan surgido controversias con dos o tres empresas da una buena muestra de lo positivo que son esas relaciones empresariales”, subrayó.

España es un importante socio comercial de Colombia y ocupa el noveno lugar como país de origen de las importaciones colombianas.

Las exportaciones españolas a Colombia en 2017 fueron muy diversificadas y las encabezó las de maquinaria (10,4 % del total), seguidas por ferrocarriles y partes de ferrocarril (8,6 %), vehículos (7,8 %) y productos farmacéuticos (7 %).

Por otra parte, en 2017 España se situó como el undécimo país de destino de las exportaciones colombianas, con un 2,6 % del total.

La cifra total de exportaciones españolas a Colombia el año pasado alcanzó los 977,88 millones de euros y las importaciones fueron de 982,81 millones de euros.

El otro elemento que ha generado fricción en las relaciones entre los dos países ha sido el hallazgo del galeón español San José, hundido por corsarios ingleses frente a las costas de Cartagena el 8 de junio de 1708 y cuya recuperación fue suspendida poco antes de que el ahora expresidente Juan Manuel Santos dejara la Jefatura del Estado.

Tras el hallazgo del galeón surgieron disputas ya que España aduce que por tratarse de “un barco de Estado”, con su bandera, le amparan las normas de la Unesco para reclamar su titularidad.

Ahora Duque deberá tomar una decisión acerca del futuro del proyecto arqueológico del San José.

En opinión del embajador Gómez de Olea, la visita de Sánchez a Colombia en su primera gira latinoamericana envía “un mensaje muy importante de confianza en la administración del presidente Duque”.

Por ello, la visita supone “una valoración de su propuesta de Gobierno” que Sánchez podrá conocer de primera mano.

“El hecho de que se incluya a Colombia en la primera gira latinoamericana del presidente Sánchez y que sea justo unos días después apenas 22 días después de que haya asumido la Presidencia Duque también refuerza es mensaje de interés, de acercamiento y de importancia de la relación”, concluyó Gómez de Olea.