Ciudad

‘‘Urge agilizar conectividad para mejorar competitividad’’

Jose Berdugo Oviedo, director ejecutivo de AEM.

 

El dirigente empresarial afirma que es conveniente analizar el auge portuario en Urabá ya que se presenta como un reto o una amenaza a la Región Caribe.

El director ejecutivo de la Asociación de Empresarios del Magdalena, Jose Miguel Berdugo Oviedo advirtió que si la conectividad de Santa Marta no se agiliza, se vería relegada en la competitividad con otros puertos del Caribe colombiano.

Y así lo aseveró ante el desarrollo portuario que se avecina en el Urabá antioqueño cuyo complejo consta de un puerto en Turbo (Pisisi S.A.S), Puerto Antioquía (Pio S.A.S – Sociedad portuaria de Antioquía), Puerto multipropósito de Necoclí (remodelado de Puerto bananero a multipropósito).

Al hacer referencia al índice de competitividad departamental de la Cepal, Berdugo Oviedo precisó que Antioquía ocupa el segundo lugar después de Bogotá (Cundinamarca), Atlántico el puesto 7, Bolívar el 11 y Magdalena el 18 después del Cesar. Dijo que la apuesta nacional por el modo férreo incluye ramal desde Chiriguaná en el Cesar hasta Cartagena y otro hasta Barranquilla, Puerto Berrío hasta Medellín, Granada, Potosí hasta Buenos Aires en el centro del país desde donde puede dirigirse hacia el ferrocarril del Pacífico y al Atlántico. El corredor del Caribe hasta la Vizcaína recoge la carga del oriente colombiano.

Reconoció que en el modo carretero la Transversal de las Américas une a Palo de Letras en la frontera con Panamá con el Urabá antioqueño y recorre el Caribe hasta la frontera con Venezuela en Paraguachón, esto incluye la ruta del Caribe: Cartagena, Sabanalarga, Malambo, Barranquilla por La Cordialidad y la nueva circunvalar de la prosperidad en Barranquilla. También incluye la vía Yondó-Simití que le da salida hacia Antioquía al sur de Bolívar y sur del Cesar, Tamalameque – La Gloria – Plato que complementada con la vía Ye – San Marcos-Achi le dan conectividad a los sures de Sucre, Bolívar y Magdalena hacia Antioquia.

Según Berdugo, las autopistas de la prosperidad (4G) 1 que une El Tigre hasta Santa Fe de Antioquía y se continúa con la vía Bolombolo – Pereira generan conectividad al eje cafetero con el Urabá antioqueño. El tramo Caucasia – Zaragoza – Remedios- Puerto Berrío une al oriente de Córdoba con el oriente antioqueño y con la transversal de las Américas.

El directivo de la AEM dijo que las autopistas de la prosperidad (4G) unen al oriente de Córdoba con el oriente antioqueño y con la transversal de las Américas. Mientras que las autopistas de la prosperidad (4G) 2 que unen a Bello con Puerto Berrío y a Medellín con el Eje Cafetero y con el Pacífico colombiano en el Chocó, favorecería indudablemente al Urabá antioqueño (modos vial y férreo) sumando además la importante inversión que se le hizo al aeropuerto de Carepa que está acondicionado para transporte aéreo de carga.

Para resumir, Berdugo hizo una comparación analizando las distancias desde algunos centros de producción del país con Cartagena (como puerto más cercano del Caribe) y Turbo (como puerto de Urabá) así:

Bogotá a Cartagena 1136 kilómetros a Turbo 738; Medellín a Cartagena 643 a Turbo 380; Cali a Cartagena 1099 a Turbo 801; Manizales a Cartagena 908 a Turbo 645; Pereira a Cartagena 961 a Turbo 698; Cúcuta y Bucaramanga son equidistantes.

‘‘La competencia portuaria inicialmente es Barranquilla con 27 puertos (21 existentes y seis nuevos). Luego sigue Cartagena con cuatro puertos públicos y 40 terminales privados. La apuesta de Cartagena es convertirse en el centro de conexión global por excelencia para el Caribe y una de sus principales actividades es la transferencia de carga, en esta segunda década del siglo XXI el 70% de la carga que se importa por los puertos de Cartagena va destinado a Antioquía y el 40% de la carga que se exporta por Cartagena proviene de Antioquia’’, recalcó el vocero de AEM.

De acuerdo al análisis de la AEM, si las distancias se reducen también se reducen los fletes y si las condiciones de la vía (4G) se mejoran también se hace más atractivo y si todo ese entramado de vías en doble calzada y vía férrea mejora la conectividad y recoge cargas como los sures de los departamentos del Caribe y mejora la conectividad de los Santanderes y la carga de Antioquía encuentra condiciones favorables en sus puertos, sería Cartagena la que sufriría con ese nuevo escenario de comercio transfronterizo y se verá obligada a competir por nuevos clientes ofreciendo una mejor capacidad instalada.

No puede desconocerse los inconvenientes de navegabilidad de Barranquilla, ciudad que a su vez entraría a competir por nuevos clientes con Santa Marta aprovechando la ventaja de su vecindad con el río Magdalena, considerada la arteria fluvial más importante de Colombia y un eje estratégico de la competitividad.

 

RETOS INMEDIATOS

‘‘Los retos para Santa Marta son fortalecer la red que nos da conectividad y competitividad. Es por ello que debemos agilizar la terminación de la Ruta del Sol tramo tres entre San Roque y Ciénaga, trabajar en la Variante perimetral de Ciénaga, Doble calzada Ciénaga-Palermo, Doble calzada Mamatoco-Neguanje y finalizar la Vía de la Prosperidad así como la vía hacia Fundación’’, reveló Berdugo.

Comentó además que urge terminar la doble vía férrea Chiriguaná-Ciénaga, la Variante por los cascos urbanos, el Ramal férreo que va del puente del Doctor-Mamatoco-SPSM y ampliar la pista del aeropuerto Simón Bolívar así como su terminal de carga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.