‘En el periodismo, es mejor hacer camino al andar’: Elkin Carbonó

317

Elkin Leandro Carbonó ha leído casi toda la obra de Gabriel García Márquez, se declara comentarista deportivo frustrado y apasionado del Marketing Político y del pensamiento complejo; le gusta la música salsa, el fútbol y el ajedrez.

HOY DIARIO DEL MAGDALENA, habló con Elkin Leandro Carbonó López, Jefe de la Oficina Asesora de Comunicaciones de la Gobernación del Magdalena, hoy 4 de agosto Día Nacional del Periodista. A Carbonó López, lo abordamos para recordar sus inicios y algunos momentos importantes de su ejercicio como periodista, además para que nos contara qué piensa de la política y de su relación con el periodismo.

 

Pese a que existen dos fechas dedicadas a conmemorar la labor periodística en el país, HOY DIARIO DEL MAGDALENA, aprovecha para reivindicar en este día, uno de los oficios más edificantes y liberales que puedan existir sobre la tierra. Y en el marco de esa celebración, decidió entrevistar a uno de los más reconocidos periodistas de la ciudad y del departamento: Elkin Leandro Carbonó López, quien responde a TEST QUINCE.

  1. HOY DIARIO DEL MAGDALENA: ¿Por qué decidió ejercer el oficio de periodista?

Todo empezó en la escuela primaria donde mantuve una lucha incesante con mis profesores que usaron todos los artificios y vericuetos de la pedagogía para disciplinar mi desbordada manera de hablar. Ellos sin lograrlo, llegaban a la conclusión intuitiva de que yo debía ser periodista. Y lo mismo ocurrió en el Instituto Técnico Industrial donde estudié todo mi bachillerato. En ese espacio que aún recuerdo y adoro tanto, escuché a muchos docentes, decirme: estudie periodismo para que disfrute la vida. A ninguno de ellos, obedecí. Solo asimilé el consejo un día cuando estudiaba mecánica automotriz en el SENA agropecuario y un profesor español de nombre Pedro Serradel me dijo en medio de una clase: su exposición se me pareció a un noticiero. Ese mismo día entendí que debía estudiar esta profesión que respeto tanto.

  1. ¿Para usted el periodismo debe ejercerse por academia o por empirismo?

La divulgación de contenidos masivos, a través de medios de comunicación y de ambientes digitales, que involucren la imagen y la dignidad de la gente deben ser tratados con profunda ética profesional independientemente a que la formación haya sido impartida desde la academia o no. Considero que se está más cerca del estricto cumplimiento de la sana y crítica información cuando el ser humano está formado con fundamento en lo axiológico.

  1. ¿Cuál ha sido se recorrido como periodista profesional?

Me gradué de Comunicador Social y Periodista en la Universidad Autónoma del Caribe en Barranquilla, luego me vine a Santa Marta y empecé haciendo periodismo deportivo en radio, intenté comentar fútbol. Todo eso duró más de una década, aunque realmente no pude sostenerme en un mercado donde era necesaria la comercialización de espacios radiales. Me fui de ese ambiente laboral una tarde lánguida y dolorosa del año 2005 cuando Unión Magdalena se despidió de la categoría profesional del fútbol colombiano. Ese día sentí que ambos descendíamos.

  1. ¿Después de su paso por el periodismo deportivo, qué vino?

Me fui a Cartagena para coordinar un noticiero de radio en la emisora Minuto de Dios de esa ciudad, aceptando una invitación laboral que me hiciera en la época el Padre Alberto Linero, hice lo mismo en Barranquilla porque eran emisoras de cadena. Fue una experiencia edificante que terminó luego de varios años. En la misma ciudad de Cartagena alternaba el periodismo de iglesia con la cátedra universitaria. Luego me fui a los Estados Unidos a vivir varios años.

  1. ¿Desde cuándo ejerció nuevamente el periodismo en Santa Marta?

 Regresé al país en el año 2010 e hice parte de la emisora de la Universidad del Magdalena, cuando el rector Ruthber Escorcia, dirigía la universidad; luego acepté la dirección de noticias de RCN Radio donde estuve poco tiempo ya que en medio de esa función apareció el ofrecimiento para que aceptara la jefatura de comunicaciones de la Gobernación del Magdalena en aquel 2010.

  1. ¿Es decir que pasó de dirigir noticieros de radio a organizar la comunicación de los gobiernos?

Si. Esa decisión me llevó a sentir de cerca las complejidades y las fascinaciones que resultan del periodismo como contrahegemonía y la aplicación de la comunicación institucional consustancial con los gobiernos.

  1. ¿Qué contiene su hoja de vida académica?

Reviso mi formación y encuentro aguas y aceites. Fíjese que terminé bachillerato técnico – industrial, luego reparación de maquinaria diesel en el SENA y un fugaz estudio en Ingeniería de Alimentos en la Universidad Inca en Bogotá. Después de prestarle atención a mis profesores y a mi hermana Maribel que vive hace muchos años en los Estados Unidos, estudié Comunicación Social y Periodismo en la Universidad Autónoma del Caribe, adelanté una especialización en Marketing Político y Mercadeo Social y recientemente terminé en la ESAP en Bogotá, una Maestría en Derechos Humanos, Gestión de la Transición y Posconflicto.

  1. ¿Por qué un periodista, que guía desde la comunicación a los gobiernos, decide estudiar una Maestría en Derechos Humanos, Gestión de la Transición y Posconflicto?

Estoy en el pleno del preámbulo de mis estudios doctorales en Pensamiento Complejo, porque deseo servir desde lo multidisciplinario en tratados que integren la comunicación política, la institucional, a instancias de los gobiernos. Además siento la necesidad de escalar en la constelación infinita de la pedagogía sociológica.

  1. ¿Qué libros lee el actual Jefe de Prensa de la Gobernación del Magdalena?

Zygmunt Bauman, con toda su obra líquida y Nicolás Maquiavelo desde su diplomática zona blanda en mutación a los valores, son mis autores y mis contenidos de cabecera. Sin dejar de recordar que he consumido con felicidad y disciplina la mayoría de las obras de Gabo.

  1. ¿Después de varios años qué ha sido lo más edificante que le ha entregado al oficio del periodismo?

Nada ha sido más edificante, ni nada me ha generado más enseñanzas que tener que cubrir como reportero institucional las acciones enmarcadas en la sensibilidad social de Rosa Cotes. Ella es una mezcla inefable de emoción y de racionalidad. He dicho que es la líder social más influyente de los últimos tiempos.

  1. ¿Se atrevería a aconsejar a las nuevas promociones del periodismo?

Me asustan los consejos. Para el caso de este oficio es mejor hacer camino al andar.

  1. ¿Qué piensa de la política y su relación con el periodismo?

Que ambos pueden mantenerse armónicamente como bienes de uso público rompiendo las sombras tutelares construidas desde algunos mitos.

  1. ¿Cuál ha sido su principal éxito profesional como periodista?

Le respondo desde mi más discreto estado racional: la sintonía lograda en la emisora Radio Rodadero durante el 2014 y el cumplimiento disciplinado, honesto, profesional y apasionado de mi equipo de trabajo en la Oficina de Comunicaciones de la Gobernación del Magdalena.

  1. ¿Cuál es su periodista más admirado?

Miguel Ángel Bastenier, por su apego ecléctico a nuestro idioma.

  1. ¿Cuál es el personaje de la historia que más admira, cuál es su género musical por excelencia y qué deporte le gusta más?

Profeso profunda y eterna admiración a Roberto Gómez Bolaños convertido en el Chavo del Ocho y en el Chapulín Colorado. Me encanta la salsa, más cuando es cantada por Celia, Rivera y Feliciano. Y el ajedrez jugado por Gary Kasparov.

También podría gustarte