HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Periódico de Santa Marta

Murales adornan calles y puentes de Santa Marta

1.149

Este edificio ubicado en la calle 14 entre carreras 5 y 6 tiene un mural gigante que engalana el centro histórico de Santa Marta. /MONTINER ALVIS.

Los vistosos trabajos artísticos exaltan los paisajes, aves, figuras precolombinas y otros elementos que rodean la Sierra Nevada y los alrededores de Santa Marta.

El arte urbano renace en Santa Marta ya que el trabajo creativo engalana paredes, establecimientos comerciales, puentes e interiores de hoteles ubicados en sitios emblemáticos como el Centro Histórico.

En la calle 14 entre carreras 5 y 6 el artista Salazar Notable decidió ponerle color a la fachada del edificio logrando un acabado genuino que atrapa la mirada de los transeúntes samarios e incluso de los turistas.

Y es que la gran mayoría de personas que llegan al centro a realizar sus diligencias bancarias, visitar los almacenes, oficinas o inclusive ir hasta sus lugares de trabajo, transitan por la calle 14 y el mural no pasa desapercibido porque el colorido atrae.

Lo mismo sucede en la calle 19 desde la carrera 4 hacia el Parque de Los Novios en donde la popular calle Tumbacuatro que es peatonal hace honor al arte urbano exhibiendo novedosos murales que engalanan el sector.

 Algunas fachadas de restaurantes ubicados en el Centro Histórico de Santa Marta también han convertido en lienzos sus paredes para que los artistas criollos o extranjeros plasmen sus obras de arte generando una nueva apuesta cultural a nativos, residentes y turistas.

Un ejemplo lo constituye el restaurante ‘Rocoto’ ubicado en la carrera segunda entre calles 18 y 20 donde se puede apreciar una enorme guacamaya rodeada de flores con colibríes que aletean cerca a las ventanas. La genuina iniciativa fue del chef y artista samario Fabián Rodríguez, quien animó a sus amigos Carlos Suárez y Antonio González, con quienes intervinieron la fachada de su negocio.

Rodríguez recordó que durante su niñez y época de crianza siempre estuvo rodeado de plantas, flores y aves que llegaban a una finquita donde vivió junto a su madre. De ella heredó la sazón y ciertos secretos de la culinaria para cautivar el paladar de los comensales que visitan ‘Rocoto’ atraídos no solo por el concepto gastronómico sino para hacerse fotografías en el mural que deleita los sentidos.

‘‘Durante siete años mantuve un restaurante especializado en comida típica peruana, pero hace un año tomé la decisión de rescatar la gastronomía nuestra teniendo en cuenta que en el Magdalena contamos con una variedad de productos deliciosos al paladar. Por eso ahora somos Rocoto sabores únicos, donde se ofrecen esos platos que hacía nuestra abuela y mamá’’, recalcó Rodríguez.

Al explicar la temática del mural artístico en la fachada del negocio, Fabián y Carlos coincidieron en que se trata de un reconocimiento a una de las especies de fauna propias de la zona como es la guacamaya, un ave cuyo plumaje cautiva y encanta. Resaltó que Colombia es uno de los países más importantes en avistamiento de aves y precisamente en la Sierra Nevada de Santa Marta existe una gran cantidad de especies nativas y endémicas, es decir, exclusivas en ese macizo montañoso.

Los artistas samarios no ocultaron su emoción por haber culminado esa obra pictórica sino por el número de visitantes que ha empezado a llegar al sitio atraídos por la novedad cultural y la rica sazón. Rodríguez dijo que ha sido tal el éxito del trabajo artístico que ya otros dueños de locales se han motivado a intervenir sus fachadas con figuras creativas que embellezcan el Centro Histórico de Santa Marta.

A su turno Carlos Suárez dijo que está feliz porque junto a Fabián y Antonio lograron visibilizar mucho mejor la gran biodiversidad que posee el Magdalena. ‘‘La oportunidad que el chef Fabián Rodríguez Reyes nos brindó con la fachada del restaurante Rocoto sirvió de lienzo para poder plasmar allí un trabajo creativo. Esta es una maravillosa oportunidad para que la ciudad replantee, retome y rescate ciertos espacios urbanos que están en degradación y merecen un renacer’’, recalcó Suárez.

MURALES EN LOS PUENTES

Así como el arte urbano ha llegado a las paredes, fachadas de negocios e inclusive edificios, los puentes de Santa Marta también han entrado en esa onda cultural. Y precisamente gracias a la iniciativa de la gestora social del Magdalena, Luz María Cotes quien lidera el programa ‘Por un entorno Pintoresco’ se han intervenido varios de ellos con el objetivo de revivir el sentido de pertenencia en las comunidades.

En el puente de la vía alterna al puerto en cercanías al barrio Bastidas el color de las pinturas llegó y transformó ese entorno que anteriormente era usado para pegar carteles o hacer grafitis grotescos.

En el puente que de Santa Marta conduce a la población de Ciénaga y muy cerca al Aeropuerto Simón Bolívar también se está interviniendo y llenando de colores llamativos ese sitio. Con figuras precolombinas el puente ahora luce creativo, más vistoso, fomenta el arte urbano y se apoya el talento de los pintores.     

También podría gustarte