‘Un corrupto en la Contraloría, es como nombrar a un violador en un jardín’: Contralor Maya

241

El Contralor General Edgardo Maya Villazón se vino ayer con todo, y dijo que su reemplazo no puede ser un corrupto. ´Eso equivaldría a nombrar a un violador como rector de un jardín infantil´, señaló en su acostumbrado tono sarcástico el jefe del órgano de control fiscal.

El contralor general Edgardo Maya se fue ayer con toda contra algunos que aspira a sucederlo, y aun cuando no dijo nombre, todo apunta a que se refería a ´Pepe´ Lafaurie el presidente de Fedegán, postulado para el cargo.

 

En un foro sobre corrupción en Colombia, que se lleva a cabo en la Universidad Externado de Colombia y en el que se presentan los resultados de una gran investigación sobre ese mal que tanto ha golpeado al país, el saliente contralor, Edgardo Maya Villazón, alzó la voz contra la estructura actual del órgano de control fiscal y sobre el mecanismo que se está usando para elegir a su reemplazo.

Maya afirmó que es necesario e indispensable que exista un solo órgano de control en Colombia porque “hoy hay 63, cada uno independiente”. Y agregó: “En ninguna nación existe este caos en el control fiscal”.

Maya aseguró que 50 billones de pesos se han perdido por los corruptos en los últimos años, por lo que no da espera crear una Contraloría única. Dijo que se debe unificar el criterio del control fiscal para mirar el buen uso de bienes y recursos.

También aseguró que el 96 por ciento de los funcionarios públicos de la Contraloría son de carrera administrativa aunque se deben retomar las evaluaciones periódicas. “Solo el tiempo no puede ser un indicador de continuidad”, indicó.

Maya habló sobre el proceso de elección de Contralor “Poner a un corrupto a manejar la Contraloría es lo mismo que nombrar de rector de un jardín a un violador”, dijo Maya.

Así mismo, criticó el rechazo que hubo a la norma que impedía llegar a la Contraloría a una persona sancionada. “Luego suprimieron otra norma, la que decía que no podían ser familiares de los parlamentarios”, insistió.

“El Gobierno nacional no necesita un contralor de bolsillo, hay que nombrar una persona independiente y lo digo desde esta casa de estudios, en donde se rechazó la declaratoria de inconstitucionalidad de la norma que excluía de la Contraloría a las personas que fueran sancionadas disciplinaria y fiscalmente. Después suprimieron la norma que prohibía que quien tuviera relaciones con parlamentarios de cualquier grado no pudiera ser Contralor. Yo quiero decirle al país que nombrar a un corrupto a manejar la Contraloría es lo mismo que nombrar de director de un jardín infantil a un violador”, destacó Edgardo Maya.

En igual sentido habló el Procurador Carrillo, quien además solicitó el acompañamiento de la ciudadanía para velar la selección de un candidato sobre el que no quede sombra de duda.

“Las instituciones de control hay que respetarlas, deben ser independientes, no pueden ser instrumentos de complicidad con alguno, ni persecución política contra otros. Nosotros estamos pidiendo un gran monitoreo desde la opinión pública. Creemos que los criterios que debe aplicar la Universidad Industrial de Santander son los de la transparencia, la excelencia. Ojalá participe la ciudadanía en el proceso de audiencia que empieza el día de hoy”, dijo Carrillo.

El Procurador destacó el trabajo conjunto que se ha realizado con la Contraloría, “Edgardo Maya ha dejado unos zapatos muy grandes para ser calzados por el siguiente. Nosotros hemos creado una alianza en donde se han complementado las investigaciones penales, fiscales y disciplinarias. Nosotros queremos que llegue la persona de las más altas calidades, de la mayor ética pública”.

Frente a la impunidad, como una forma que hace rentable a la corrupción, el fiscal general, Néstor Humberto Martínez, señaló que el poder disuasivo de la acción penal se logra sólo en la medida en que haya penas condignas y que la probabilidad de castigo sea cierta.

Afirmó que la Fiscalía está investigando todos los casos de corrupción, pero no solo bajo el prisma bogotano, pues “lo más grave es lo que está ocurriendo en la democracia local”.

Insistió en que el plan Bolsillos de Cristal ha llegado a todas las regiones de Colombia para lograr la judicialización de más de 2.200 personas por corrupción. En año y medio esos delitos comprometen una cuantía de 4 billones de pesos.

De hecho, ese órgano de control, de acuerdo con Martínez, tiene 100 fiscales contra la corrupción. “Esto ha permitido que la confianza ciudadana aumente. Los delitos de mayor tasa de crecimiento en el 2017 fueron los de corrupción. No porque haya más corrupción, sino porque hay más confianza ciudadana en la denuncia”, dijo.

El Fiscal insistió en que uno de los graves problemas del sistema penal es que los beneficios de reducción de pena hace que las sanciones sean débiles y que la ciudadanía piense que sí es rentable delinquir.

Por eso celebró la decisión del Gobierno de revisar las penas en casos de corrupción, pues hoy, por ejemplo, un cohecho tiene una pena de entre 6 a 9 años, pero si la persona se allana a cargos tiene un 50 por ciento de rebaja, es decir, termina con una medida de de 4,5 años, que finalmente puede terminar en uno por las rebajas de trabajo y estudio. “Y si sale libre con las tres quintas partes casi que quedamos debiendo pena”, criticó Martínez.

El Contralor General de la República, Edgardo Maya, y el Procurador General de la Nación, Fernando Carrillo, hicieron un llamado a la UIS y al Congreso para seleccionar a la persona de las más altas capacidad para ser el nuevo jefe de control fiscal del Estado.

También podría gustarte