‘La Tumbacuatro’ encanta con su ‘Salsa Rebelde’

En Santa Marta

La agrupación creada en ‘La Samaria’ fue, junto a otros artistas, la encargada del show de clausura de la Cumbre Latinoamericana de Publicidad y Mercadeo, que tuvo lugar ayer viernes 5 de octubre en la ciudad de Cartagena.

 

La potencia rítmica y sonora de la salsa de los años 70 y la melancolía del son cubano, combinadas con matices que evocan al jazz latino, flamenco y folclor colombiano, es la propuesta musical que la agrupación ‘La Tumbacuatro’ le ha presentado a los samarios en estos ocho meses de existencia y que hasta ahora, goza de buenos comentarios.

Los orígenes de cada uno de sus integrantes son distintos: Bogotá, los Llanos Orientales y hasta Ciudad de México son algunos de los territorios que vieron nacer a estos músicos, quienes eligieron a la ciudad de Santa Marta –de donde también hay integrantes- para conformar su banda y hacer de su música, una mezcla exquisita de culturas.

Edgar Cardona, vocalista; Mario Martínez, guitarrista; Andrés Fuminaya, guitarrista y director de la agrupación y Alejo Carrillo, percusionista son los músicos que conforman La Tumbacuatro, que nació de las experiencias personales de cada uno y de su interés por seguir haciendo música, luego de haber finalizado con un primer proyecto.

“En esencia, La Tumbacuatro somos tres pero nos vamos adhiriendo con más realidades: dos percusionistas, apoyos con vientos, de coros; ese es como el mestizaje que también hacemos como agrupación, porque no es solo el grupo los tres, sino adherirnos con otras realidades musicales de Santa Marta, de Colombia y del Caribe”, expresó Edgar Cardona a HOY DIARIO DEL MAGDALENA.

El nombre de ‘La Tumbacuatro’ fue una idea de un amigo del grupo y ellos lo acogieron haciendo honor a la calle 19 del Centro Histórico de Santa Marta, cuyo nombre es el original; para Mario Martínez, este lugar representa un epicentro sociocultural en el que acontecen miles de anécdotas diarias.

“Creo que el nombre persigue ese concepto de lo que pasa en la calle, lo que es la salsa en sí. Quisimos usarlo porque ahí llega tanta gente, convergen personas de todo el mundo… tantas culturas en una misma calle. Además, el grupo trata de unir todo lo que es cada uno como parte del mundo, lo que ha vivido cada uno y meterlo en la música”, dijo.

De hecho, la primera canción inédita de la agrupación es el homónimo de su nombre, compuesto por Andrés y Mario. Nos referimos a un tema que según cuentan, pone a bailar a la gente y actualmente, se encuentran en proceso de grabar el audio para acompañarlo del video que, paradójicamente, ya tienen listo.

 

Éxitos de la Salsa vieja de Willie Colón, Rubén Blades, Héctor Lavoe o Celia Cruz, así como sus composiciones propias, hacen parte del repertorio.

Su repertorio comprende dos vertientes: ‘covers’ de clásicos de salsa brava y son cubano, junto a los temas propios interpretados bajo su propio sello denominado por ellos mismos como ‘Salsa Rebelde’ y en formato de trío, cuarteto o incluso, como orquesta, incorporando sección de instrumentos de viento.

“Tenemos todo lo que nosotros componemos; no es mucho, pero ahí está, se trabaja y se toca en vivo. No tocamos salsa romántica ni ese tipo de expresiones, pero en realidad lo que buscamos es que la gente baile y desde que empezamos hasta el día de hoy, eso es lo que nos ha pegado y poner a bailar a la gente, el reviente sonoro”, manifestó Andrés Fuminaya.

Éxitos de la salsa vieja de Willie Colón, Rubén Blades, Héctor Lavoe o Celia Cruz, así como sus composiciones ‘Acapulco Sideral’, que es basado en salsa brava; la cumbia Carlina y la versión suya del bolero ‘Aunque nos cueste la vida’ son las canciones que hacen parte de su colección con los que encantan al público que los puede ver en bares, discotecas y eventos de la ciudad.

“La salsa nunca pasa de moda, lo que queremos ahorita es rescatarla nuevamente, reinstitucionalizarla como género, un toque alternativo, rebelde como le hemos llamado porque nos salimos de la normatividad con la que venía y le estamos aplicando simplemente pasión”, sostuvo Mario Martínez.

La Tumbacuatro es una agrupación que quiere transmitir, más que un mensaje, es que la gente se sienta por sí misma; con ganas de bailarle a los problemas, que le baile a la vida, a las situaciones difíciles, gracias al poder que tiene la música de llegar al corazón de las personas.

“La aceptación ha sido muy buena porque a veces llegamos a un lugar que está vacío, pero la gente al oír la descarga de La Tumbacuatro es una marca que ya se tiene, empiezan los cueros y las notas y la gente comienza a llegar”, concluyó Alejo Carrillo. 

 

También podría gustarte