En noviembre inicia recolección de café en la Sierra Nevada

Los caficultores del Magdalena requerirán de cerca 5 mil jornales para la recolección de este producto.

De igual forma, los caficultores se preparan para la renovación de más de mil hectáreas de cafetales.

 

Con un expectativa de producción de aproximadamente 13.5 millones de kilos de café pergamino seco, los caficultores de la Sierra Nevada se preparan para la recolección de este producto que iniciará en los primeros días del mes de noviembre, desde ya  ejecutan la separación de los equipos, limpieza de los beneficiaderos y alistamiento de las marquesinas para el secado solar de los granos.

Se espera además que las lluvias presentadas sean un punto a favor para recolectar un grano en excelentes condiciones. Y con respecto a la venta del café se proyecta en un valor alto, si bien la calidad del café producido en el Magdalena se ha mantenido y el mercado reconoce su calidad del y por los cafés especiales ello está dispuesto a pagar un valor adicional, con una taza diferenciada, con producción sostenible y orgánica, diferentes atributos que hacen que tenga un precio adicional con referencia a los cafés estándar.

De igual forma, actualmente los caficultores se preparan para la renovación de cafetales, se proyecta renovar alrededor de 1.300 hectáreas de café, con cambio de variedad, reemplazando las variedades sensibles a la roya, por variedades renovadas y altamente productivas, resistentes a las enfermedades. También se realizará otro tipo de renovación y es de variedades mejoradas y resistentes que ya tienen más de 12 años mediante la eliminación de toda la rama, para que la planta vuelva y brote café de calidad.

Así lo aseguró Edgar Ramírez, director ejecutivo del Comité de Cafeteros del Magdalena, “ya hemos distribuido la semilla por determinación del Comité Departamental y entregada gratuitamente a los pequeños productores de café, repartiendo semillas renovadas, motivando así a los productores para que realicen el proceso de germinador y para dentro de dos meses que la semilla  ya germine, iniciar construcción de los viveros para la producción de las plantas; esta actividad es la renovación de cafetales del 2019 que debemos prepararla desde ahora”,. 

De tal forma que se proyecta tener plántulas listas para sembrar en los cultivos en el mes de abril de 2019. Si bien, la cantidad y calidad del café del Magdalena se han elevado gracias a las renovaciones de cafetales que se han hecho en los últimos años y que se suman a los resultados de la cosecha nacional.

Aseguró además  el Comité de Cafeteros que este ha sido un proceso muy intenso, en Magdalena en el año 2017 se renovaron 1.100 hectáreas de café y la meta para el 2018 es renovar 1.350 hectáreas con variedades resistentes a la roya y otras enfermedades.

“Aquí la mete es mantener una mayor productividad, es decir producir más café por hectárea y eso sólo se logra con plantaciones nuevas y renovadas. En Magdalena ha ido aumentando la producción y la productividad. A nivel nacional se esperan renovaciones de aproximadamente 100 mil hectáreas de cafetales; esto asegura la productividad del país logrando más ingresos y bienestar de las familias cafeteras”, concluyó el director Ramírez.

También podría gustarte