Presupuesto sin censura  

La Nación está expectante por la cantidad de sucesos que ocurren en el Congreso de la República. Eso se está viendo con intensidad debido al acelere con que el actual gobierno cumple sus tareas, algunas en cumplimiento de preceptos constitucionales y legales, otras por iniciativas de fuerzas políticas acompañantes del gobierno, independientes u opositoras y otros porque durante la campaña presidencial se prometieron cosas que se deben cumplir.

Sin embargo, uno de los temas que más impactan y arrastran en gran medida, imperiosas e ineludibles operaciones nacionales y regionales es el proyecto de ley que autoriza el Presupuesto Nacional. No obstante, sabemos que antes de iniciar operaciones este gobierno, el gobierno anterior tenía que presentar ante el Congreso el proyecto de Presupuesto Nacional debido a fechas establecidas legalmente para el caso.

Así las cosas, el 27 de julio,  el ministro Mauricio Cárdenas presentó ante el Congreso el Proyecto Ley de Presupuesto General de la Nación para la vigencia de 2019. Este presupuesto, como todos los proyectos de presupuesto presentados durante los diez últimos años, presenta cifras que lo convierten en una herramienta  deficitaria para lograr el bienestar de los colombianos.

Aunque el Presidente Iván Duque mostró su disconformidad con el proyecto de presupuesto presentado durante el gobierno anterior, sólo expresó que ese presupuesto estaba desfinanciado en áreas del deporte, salud, obras públicas, atención escolar, protección del medio ambiente y en cobertura de agua; mejor dicho, dejaba mucho que desear por lo que solicitó a su ministro Alberto Carrasquilla tomar las acciones adecuadas para mejorarlo.

El Presupuesto General de la Nación (PGN) que presentó el gobierno de Santos muestra siguientes partidas en billones de pesos:

Valor Total                                                                                      $ 258,99

Servicio de la Deuda                                                                      66,4

Educación                                                                                        38,7

Defensa y Policía                                                                            33,6

Salud                                                                                                 28,5

Inversión del Estado                                                                      35,4

Gastos de Funcionamiento                                                          157,2

De esos recursos para Gastos de Funcionamiento el mayor monto se asignaría a las transferencias que incluyen 41,0 billones de pesos del Sistema General de Participaciones y 39,0 billones de pesos para el Pago de Mesadas Pensionales.

El ministro Alberto Carrasquilla logró aumentar los recursos para Gastos de Funcionamiento hasta $160,2 billones de pesos, a pesar de la amenaza o intimación contra él debido a una anunciada moción de censura. También logró incrementos para las áreas de Educación, Salud e Inversión; Además incluyó una partida de $2,6 billones de pesos para la Implementación de la Paz.

Es importante señalar que el gobierno actual, sin mermelada, consiguió hacer algunos pequeños ajustes al PNG presentado por el gobierno anterior, mediante una decidida voluntad política para obtener en la Cámara de Representantes 113 votos a favor y 18 en contra y en el Senado de la República 68 votos a favor y 18 en contra.

Este ejercicio democrático, en el cual Legislativo y Ejecutivo pueden llevar a cabo tareas conjuntas, en desarrollo de sus funciones constitucionales y legales muestra que en Colombia no necesitamos ideologías foráneas para garantizar la institucionalidad de la República.

*Economista

También podría gustarte