HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Periódico de Santa Marta

Cómo evitar ‘dolores de cabeza’ por exceso en gastos en fin de año

Se aproxima diciembre, un mes donde se despiertan sentimientos de felicidad y festejos, pero que también puede ser sinónimo de consumo y despilfarro. Muchas personas quieren darse el gusto de comprar y celebrar. 

Las ofertas seguramente estarán muy presentes en diversos establecimientos y aplicadas en productos novedosos y en otros típicos de la temporada, lo que significa para los consumidores una fuerte tentación para gastar de más, difícil de vencer si no se está preparado. 

Pero, una vez pasada la efervescencia festiva, si no se tuvo cuidado y conciencia de los gastos realizados, no es de extrañar que el próximo enero venga acompañado, además de los buenos propósitos, con una realidad llena de deudas y bolsillos adelgazados, tarjetas de crédito hasta el tope y muchas otras cuentas por pagar. Por eso, es importante prever y planear gastos, así también considerar el pago de sus deudas. 

*Prudencia* 

Si pretende sobrevivir para llegar a enero sin exceso de deudas y algo de dinero en su bolsillo, la mejor de las estrategias para ganarle financieramente a la temporada de Navidad y Fin de Año es realizar un presupuesto. Siéntese y con papel y calculadora en la mano proyecte cuánto gastará y en qué. 

“Lo ideal es elaborar un presupuesto detallado que incluya todo. Anote sus ingresos, incluya salarios, primas, bonificaciones. Y también los gastos. Describa todo: la lista de regalos que planea dar, el dinero que tiene previsto para vacaciones y sus gastos normales. El hecho de que sea temporada de fiestas no quiere decir que no le llegará la cuenta de la luz, el agua, celular o la cuota de sus créditos, y ponga también el gasto de la matrícula y libros”, señala Claudia Paternina, asesora financiera. O ideal, asegura la experta, es que aproveche las rebajas que hay en el mercado antes de la llegada de la temporada navideña, pues, generalmente los almacenes y el comercio tienen promociones con buenos precios desde la primera semana de noviembre. 

Efectivamente, para la franquicia Visa, un punto determinante es identificar su presupuesto. “Durante las fiestas, la cantidad de regalos y compromisos aumenta. Se recomienda elaborar una lista de amigos y familiares a los que desea dar un regalo, junto con un estimado de los costos de cada uno, antes de salir a hacer las compras. Establezca cuáles son sus necesidades versus sus deseos, evalúe cuáles son sus prioridades durante esta época y las necesidades de las personas a las que les quiere dar un obsequio. 

Agrega que hay que ser realista; evalúe lo que puede pagar y evite las compras impulsivas. La mentalidad de aprovechar las grandes ofertas y liquidaciones durante las fiestas puede no ser la opción económica más adelante. 

Si utiliza su tarjeta de débito, pague con los fondos que ya tiene. Tenga presente siempre cuánto dinero tiene disponible en la cuenta para asegurarse de no pasar del límite y tenga fondos suficientes para realizar la compra. 

Para esas fechas, recomiendan los expertos, si el plan definido supera la capacidad actual, es mejor pedir un préstamo y pagarlo con cuotas en vez de sobregirarse con la tarjeta de crédito. “Recuerde que diciembre no lo excluye de poder tener un mal record crediticio”, puntualiza Paternina. 

Agrega que, aunque muchos creen que las primas son la solución a todos nuestros problemas de consumo, hay que prender alertas. “Este dinero extra debe ser administrado con precaución. Si tiene algún tipo de deuda, planifique bien las cuentas y verá que vale la pena saldarla. 

También puede aprovechar un porcentaje de este dinero extra para ahorrar, a fin de cuentas, el futuro llega rápido y pensar en una reserva es importantísimo”. 

Si va a viajar en esta temporada es mejor reservar los vuelos desde ahora. Puede consultar aplicaciones especializadas en viajes para ayudarle con su presupuesto; es decir, reservar vuelos más baratos, buscar habitaciones de hotel, etc. 

Otra buena opción son las compras por internet. La mayoría de las tiendas no pueden competir con los precios ‘online’, es más conveniente y evita la tentación de comprar por impulso. 

*Protección dio algunos consejos para cuidar las primas y cesantías:* 

1. Use las primas para amortizar deudas costosas: pagar educación, vivienda. 

2. Ahorre al menos el 30% de sus ingresos anuales, que son el equivalente al valor de las primas. 

3. Use el dinero para cumplir los planes de vida, no para gastos superfluos. 

4. No se deje llevar por la publicidad. Sea razonable en lo que va a gastar. 

5. No saque las cesantías para vacaciones o comprar televisores; además que la ley no lo permite, este recurso es un ahorro provisional para usar en momentos cesantes. 

OJO CON LA PRIMA

Para Old Mutual, en el caso de las primas que se reciben a final de año, “el problema es que lleva a lo que los economistas llaman ilusión monetaria, es decir, pensar que tengo mucho más dinero y que puedo gastar a manos llenas, excediendo lo que realmente puedo comprar con ese dinero. En términos coloquiales, la ilusión monetaria es sentirse rico, cuando en realidad no lo es”. 

Por eso, recomiendan que no use este dinero solo como caja menor para cubrir el fin de año, sino que recuerde que enero y febrero son meses en los que, generalmente, hay que hacer gastos importantes, por el ajuste de precios que trae el nuevo año. 

En ese sentido, en el Banco Caja Social recomiendan que ese dinero extra que llega por esos días es ideal para abonar a sus deudas o pagarlas por completo. 

“De esta forma podrá sentirse más tranquilo a futuro y tendrá más libertad financiera para realizar inversiones sin preocuparse por seguir acumulando intereses. Comience pagando las deudas más pequeñas”, explican. 

Lo importante es que planee las cosas con calma y no se deje llevar por los impulsos en la temporada para que viva una Navidad con alegría y un enero sin dolores de cabeza. 

BUCARAMANGA (Vanguardia Liberal).

También podría gustarte