“La industria de la moda es incluyente”: Pilar Castaño

[themoneytizer id=”22300-1″]

Cuando se habla de moda en Colombia, Pilar Castaño es sin duda una de las voces autorizadas más importantes con décadas de experiencia en este campo, y ahora, lidera el jurado de ‘La Agencia, batalla de modelos’, que el Canal Caracol estrenará el próximo martes a las ocho de la noche.

Se trata de un formato propio del canal que se grabó el año pasado en Medellín, bajo la conducción de Andrea Serna y un jurado, que además de Pilar, está conformado por Franklin Ramos y Juan Carlos Giraldo.

Este reality cuenta con 24 participantes, 12 hombres y 12 mujeres, quienes tendrán que someterse a una serie de exigentes pruebas dentro del modelaje y lo duro de la convivencia.

Dichos participantes estarán divididos en tres agencias que competirán entre sí, y que están lideradas por expertas exmodelos colombianas, como Belky Arizala, Catalina Maya y Carolina Castro.

‘El modelaje es cada día una carrera con más alcance y credibilidad. Hoy los modelos profesionales son reconocidos en distintos campos. En ese orden de ideas, para llegar a ser un gran modelo, hay que ser versátil, histriónico, articulado y sobre todo, capaz de afrontar cualquier reto”, aseguró Pilar Castaño.

Nuevos talentos

 

¿Cómo fue la relación con los participantes de ‘La Agencia’?

Tengo hijos adolescentes y hablo el lenguaje de esos adolescentes. Ahí me doy cuenta que la moda tiene que ir de la mano de la evolución social, como ha sucedido siempre. La moda es el reflejo socio económico de las sociedades, porque uno llega a un país y ve por la ventana del auto o del tren y se puede hacer una idea de cómo es ese país, viendo cómo viste la gente.

Los muchachos que están en esta batalla de modelos llegaron aquí con su historia, con su vida en las comunas de Manrique (Medellín), de otras partes de Antioquia, pero también del Valle del Cauca y Bogotá.

Se presentaron 21 mil aspirantes con 21 mil historias, de los cuales se escogieron muy pocos, entre los que hay magos, actrices, chefs, bailarines, que es gente de verdad que quiere cambiar su existencia y para ello, debían entender que hay códigos de barras, parámetros que seguir, creerse el cuento.

 

¿Cómo vio la selección de los 24 participantes de esta primera temporada de ‘La Agencia’?

Todo esto sin tallas, porque aquí encontramos XXL, trasgéneros, personas de la comunidad Lgbt, lo cual es muy importante porque es la realidad de la gente de hoy. Era importante porque dejamos afuera el morbo, donde todos somos seres humanos, independiente del ser hétero o gay, el ser negro o blanco, no importa.

Esto hace que ‘La Agencia’ sea un programa real que no se había realizado nunca antes en la televisión en Colombia. Es un programa incluyente y real.

 

¿Cómo es su relación con los participantes?

Yo soy mamá, pero al mismo tiempo soy exigente, porque quiero que logren grandes cosas en la vida. Lo más importante es que todos los que pasaron por este programa ya les cambió la vida, porque van a empezar a realizar comerciales, harán pasarelas, actrices o presentadores. Creo que ni ellos ni nosotros perdimos el tiempo.

Yo vine a aprender y aprendí como una loca. Yo nunca había hecho televisión así, con apuntador y micrófonos conectados todo el tiempo.  

Los hice reír mucho. Les hablaba como si fueran mis hijos, porque una vez me invitaron a comer y no paré de darles indicaciones para lograr una buena mesa, siempre corrigiéndolos pero con mucho cariño.  

 

¿Qué deja este tipo de programas al mundo del modelaje?

Todo vale. Si te gustas, te postulas sin miedo. Hay que buscar que la gente entienda que el ser modelo es ser aspiracional de una gente que es como tú, por lo que temas de estatura o medidas pasan a un segundo plano.

Eso es lo más importante que deja el programa, que le abrirá los ojos a un montón de gente que piensa que por su peso o por su estatura no lograrán las cosas.

 

¿Un cambio en el mundo del modelaje?

Romperá con todo. Yo creo que luego de este programa las propias agencias de modelos se tendrán que sacudir y empezarán a buscar otras cosas, otro tipo de modelos.

 

¿La industria de la moda, hoy, es incluyente?

La industria de la moda es incluyente, los que no son incluyentes son las personas que contratan las perchas para vender esa moda. Los diseñadores lo único que hacen es rasgarse las vestiduras para contar sus historias y las prendas caminen con la gente, pero ahí una ruptura que debemos curar, y es lograr que la gente real sea la que modele, aquellos que tienen cosas que contar.

 

Bogotá Colprensa

[themoneytizer id=”22300-28″]
También podría gustarte