Con plantones buscan presionar la renuncia del fiscal Martínez

Néstor Humberto Martínez, fiscal General de la Nación.

[themoneytizer id=”22300-1″]

 

Tuvieron que pasar 23 años para que en Colombia se realizara una marcha exigiendo la renuncia de un funcionario del más alto nivel. El antecedente se dio en febrero de 1996, cuando, en su mayoría, el movimiento estudiantil motivó a los ciudadanos para que salieran a las calles a pedir la renuncia del entonces presidente Ernesto Samper Pizano, involucrado en el escándalo por el “Proceso 8.000”.

Sin embargo, no se logró. Se recuerda la frase del expresidente: “Aquí estoy y aquí me quedo”, como sucedió, finalmente, hasta que el 7 de agosto de 1998 le entregó el cargo a Andrés Pastrana.

Ahora, el reclamo vuelve a hacerse sentir, pero contra un funcionario que tuvo cercanía a Samper Pizano, pues fue su ministro del Interior y embajador de Colombia en Francia.

Se trata del fiscal Néstor Humberto Martínez, a quien sus contradictores señalan de pasar por alto, en la investigación actual de Odebrecht, información relacionada con su paso como abogado del grupo Aval. Se conoció que mientras trabajó para el grupo bancario, el excontroller de la Ruta del Sol, el fallecido Jorge Enrique Pizano, le entregó datos de los hechos de corrupción de la Ruta del Sol que se ganó la multinacional brasileña Odebrecht. Al respecto, el Fiscal afirma que comunicó lo que estaba ocurriendo en su momento.

Esta compleja situación generó un movimiento en redes sociales con el hashtag #Renunciefiscal, que tomó el vuelo suficiente para convocar bajo este mismo propósito un plantón con linternas, este viernes 11 de enero, desde las 6:00 de la tarde, en las sedes de la Fiscalía de las diferentes ciudades de Colombia. Y, en caso de que no haya sede, se realizará en las plazas.

 

¿Por qué?

Promotores de la iniciativa, en sus redes sociales, señalan que hay un agotamiento social frente a lo que consideran injusticias estatales y judiciales, que no responden a las exigencias ciudadanas.

Por ejemplo, Fabián Sanabria, doctor en Sociología y quien en redes sociales es uno de los promotores de la movilización del próximo viernes, destaca que hay un “agotamiento de la sociedad frente a las conductas del Fiscal”.

En el mismo sentido, Sanabria, quien no es ajeno a la política y hasta fue candidato al Congreso, destaca que hay diferentes razones para movilizarse. “El señor Martínez no garantiza transparencia, ha tenido suficientes recusaciones de quienes lo han señalado como defensor del grupo Aval (socio de Odebrecht) y es necesaria la independencia frente a los poderes económicos”.

Sumado a estas razones, el académico manifiesta que, además, Colombia debería seguir el ejemplo de Perú, donde con la presión ciudadana, el Fiscal se vio obligado a renunciar.

En cuanto a los efectos, el profesor de Ciencia Política de la U. Nacional sede Bogotá Miguel Silva Moyano asegura que la movilización, pidiendo la renuncia de Martínez, “hace parte del malestar creciente que hay en el país frente a la corrupción”, aunque destaca que “más allá de la renuncia, lo que preocupa es la incertidumbre de credibilidad sobre la Fiscalía”, sobre todo por las dudas que han girado alrededor de la investigación y muertes del excontroller, Jorge Pizano y su hijo, Alejandro, quien falleció por envenenamiento por cianuro.

EL COLOMBIANO intentó comunicarse con las cuentas de Tiwtter de Indignados Colombia y con Cielo Rusinque, a quienes Sanabria identificó como otros promotores, pero no logró respuestas. Sin embargo, en la red social, ambas han permanecido activas invitando a las jornadas.

 

¿Golpe de oposición?

Pese a que Sanabria señala que no están “casados” con ningún movimiento o partido político, en redes sociales algunos representantes de la izquierda se han pronunciado a favor.

Por ejemplo, el senador Gustavo Bolívar, del petrismo, manifiesta que la eventual salida del Fiscal “no cambia las cosas”, pero sostiene que de esta manera se empezaría a construir un “país decente”.

Desde el movimiento político de la Farc, Victoria Sandino, invita a sus seguidores a la jornada, al destacar que “nos movilizamos no solo por los hechos escabrosos que envuelven a Martínez”, sino porque ha sido “nefasto” su accionar “para la construcción de una Colombia en paz”.

Ante estos planteamientos, el analista Silva Moyano reconoce que “hay un gran componente ciudadano, pero también participación de la oposición”, aunque resalta que “lo importante no es tanto quién convoca, sino las acciones que se tomen para dar mayor legitimidad a la Fiscalía”.

Al respecto, William Mendieta, consultor en temas políticos, asegura que “no hay que desconocer que quienes impulsan la movilización son quienes no han comulgado nunca con Martínez, incluso antes del escándalo de Odebrecht” y agrega que, aunque no hay duda que habrá gente que participará de los plantones, no tendrá efectos amplios como los vistos durante las marchas de estudiantes en los últimos dos meses de 2018. Es más, señala que no ve “al Fiscal renunciando”.

Por último, el profesor del departamento de Sociología y Antropología de la U. de Caldas, Rodrigo Santofimio, sostiene que este movimiento se puede percibir como una “maduración de la sociedad civil, que ha visto que sus opiniones no eran tenidas en cuenta y que ahora quiere hacerse sentir”, para que, de una u otra manera, el establecimiento “reconozca sus reclamos”.

El Colombiano

[themoneytizer id=”22300-28″]
También podría gustarte