Feria Artesanal hasta el 20 de enero

328

Los turistas se entusiasman muchas veces por adquirir artículos autóctonos de la región Caribe colombiana con el fin de llevarse un recuerdo de esta bella región. MONTINER ALVIS

[themoneytizer id=”22300-1″]

 

La Feria Artesanal que por estos días se encuentra ubicada en un sitio estratégico en la Bahía de Santa Marta, es por tradición uno de los atractivos de recreación que tiene esta temporada de vacaciones en la capital del departamento del Magdalena.

Este año los locales que forman parte de la Feria Artesanal estarán abiertos al público hasta el próximo domingo 20 de enero. Así que los samarios y turistas tienen todavía ‘chance’ para visitarla y observar de primera mano los artículos artesanales que se exponen con fines comerciales, valorando el talento de las personas que los elaboran.

Los turistas se entusiasman muchas veces por adquirir artículos autóctonos de lar región Caribe colombiana con el fin de llevarse un recuerdo de esta bella región y hasta para utilizarlos en sus hogares o lugares de trabajo.

La artesanía es un importante recurso para un turismo que le agrada  apreciar las expresiones populares del arte en diversos materiales.

Por ello la combinación de recursos naturales y cultura ha sido exitosa en ciudades como Santa Marta, a través de la Feria Artesanal, que tiene por objetivo  mostrar la importancia de la artesanía como producción cultural, dar a conocer el trabajo de los artesanos y su comercialización, pues se convierte en una alternativa de fuente de empleo en las comunidades, además de promover la identidad colectiva de un pueblo y la conservación de sus recursos naturales.

La artesanía es un importante recurso para un turismo que le agrada apreciar las expresiones populares del arte en diversos materiales.

Uno de los artículos que llaman la atención son las mochilas arhuacas elaboradas por la comunidad indígena que reside en la Sierra Nevada de Santa Marta.

De igual forma, se destacan las mochilas Wayuu, también elaboradas por la comunidad que lleva su mismo nombre y  que viven en la Península de La Guajira,  son artesanales coloridas y únicas. Las mujeres Wayuu demuestran su inteligencia, destreza y creatividad con la combinación de los colores.

De igual forma, muchas personas se inclinan por los accesorios para lucir con sus vestuarios y otros por los adornos para las casas u oficinas, entre estas las populares ‘chivas’.

Las chivas de barro son buses. Utilizados históricamente para conectar los pueblos campesinos o fincas aisladas, a los pueblos principales.

Los habitantes de los Andes las usan para transportar mercancías o para su transporte personal. Hechas a partir de las carrocerías de camiones o buses recuperados; son modelos de arte tradicional, cubiertos de motivos coloridos que hacen parte del tesoro colombiano y nunca faltan en las Ferias Artesanales.

[themoneytizer id=”22300-28″]
También podría gustarte