Las ballenas también hacen giras musicales

Ballenas jorobadas, reconocidas por su repertorio de canciones.

[themoneytizer id=”22300-1″]

 

El intercambio musical siempre ha existido en este mundo, más ahora con la globalización y cantantes y orquestas que ofrecen conciertos por todos los países. Una práctica que también tienen… las ballenas. Sí, las ballenas.

Un estudio sugiere que las poblaciones de ballenas jorobadas de los océanos Atlántico e Índico recogen ideas musicales unas de otras e incorporan nuevas frases y temas en sus canciones.

La investigación apareció en el journal Royal Society Open Science y demuestra que esas poblaciones en los dos océanos cantan canciones similares, pero esa similitud difiere con los años, situación que sugiere que los machos de esas dos poblaciones entran en contacto en algún momento del año para escuchar y aprender canciones unos de otros.

Las jorobadas son ballenas muy estudiadas, que migran miles de kilómetros y crecen hasta los 15 metros. Están protegidas de la caza comercial desde los años 60.

Una declaración de Wildlife Conservation Society dice que los machos son los cantantes más destacados de los mares.

“Los individuos cantan composiciones complejas consistentes en gemidos, llantos y otras vocalizaciones llamadas unidades de canto. Estas están compuestas en frases más largas, que son repetidas para formar temas. Diferentes temas son producidos en una secuencia para formar un ciclo de canción que es repetido durante horas o días”.

Entre las poblaciones cercanas o que pueden escuchar los cantos de la otra se presenta aprendizaje de canciones.

Los autores examinaron grabaciones de los cantos de ambos lados del continente africano, animales fuera de las costas de Gabón y Madagascar y transcribieron más de 1500 sonidos individuales grabados entre 2001 y 2005.

Detectaron así frases y temas compartidos en ambas poblaciones, que se desarrolla con el tiempo, exhibiendo más similitudes unos años que otros. Al comienzo del estudio las poblaciones de los dos sitios compartían cinco temas. Uno de ellos tenía diferencias.

Melinda Rekdahl, científica de Wildlife Conservation Society’s Ocean Giants Program y directora del estudio, explicó que “compartir canciones entre poblaciones se da más en el Hemisferio Norte, donde hay menos barreras físicas para el movimiento de individuos entre poblaciones, en los lugares de crianza donde cantan más”.

En el Hemisferio sur el intercambio parece más complejo y las similitudes de los cantos son menos a lo largo de los años, aunque se pueden diseminar canciones enteras a las poblaciones vecinas.

 

El Colombiano

[themoneytizer id=”22300-28″]
También podría gustarte