$300 millones invertidos en proyectos locales sostenibles

319
[themoneytizer id=”22300-1″]

Los beneficiados entre el convenio de Parques Nacionales y la Unión Europea son decenas de familias que trabajaban de forma ilegal en el área protegida y, sus actividades tuvieron una reconversión a labores permitidas en la zona.

Esta iniciativa beneficia a todas las poblaciones que residente en el complejo lagunar, toda vez, que está pensado por y para ellos, con el objetivo que realicen trabajos legales.

La directora de Parques Nacionales Naturales de Colombia, Julia Miranda, señaló que junto a la Unión Europea han invertido 300 millones de pesos en proyectos locales sostenibles a favor de los residentes de la Ciénaga Grande de Santa Marta.

“Son muy importantes los ejercicios que hemos hecho con la Unión Europea, 300 millones de pesos invertidos entre ambas entidades para trabajar con la gente en proyectos de desarrollo locales sostenibles cambiando actividades ilegales por las permitidas, ejercicios de restauración y educación ambiental en la Ciénaga”, dijo Miranda.

Así mismo, Parques Nacionales tiene un proyecto de restauración exitoso que fue premiado internacionalmente y que es trabajo con la comunidad local, como es la limpieza de los caños, lo cual trabajaron conjuntamente con el Departamento para la Prosperidad Social, DPS, que les dio unos recursos importantes para pagarle a la gente por hacer esa labor que es una fuente de ingreso importante para ellos y una actividad indispensable para garantizar el flujo de agua en la Ciénaga Grande.

Por su parte, Luz Elvira Angarita, directora de la territorial Caribe de Parques Nacionales de Colombia, indicó que “tenemos unos recursos que se han invertidos con aquellas personas que entraban de manera ilegal al área protegida en el caso de Vía Parque Isla de Salamanca y con este proyecto se logra su reconversión hacía actividades que no sean ilegales, por ejemplo el ecoturismo, realmente estamos trabajando con 39 familias en hacer todo este cambio”.

Agregó que “trabajamos con otros grupos de familias acompañados de la Alcaldía de Barranquilla y la Gobernación del Atlántico en la reconversión de losalmejeros, ellos tienen todo un proyecto montado con una lancha para poder cruzar desde Barranquilla a Salamanca y hacer el recorrido turístico, recibieron formación”.

LA RECONVERSIÓN

Hay una apuesta fuerte en la reconversión de estas familias por parte de Parques Nacionales y la Unión Europea para trabajar en ese proceso, los que hacen parte de la iniciativa entraban hacer las actividades y salían, lo que hicieron fue brindarles una alternativa productiva, sostenible y permitida.

Un total de 20 pescadores que representaban a igual número de familias y que durante más de 15 años vivieron de recolectar almejas dentro del Vía Parque Isla de Salamanca renunciaron a esta actividad ilegal que afectaba la estabilidad ambiental de esta área protegida nacional y decidieron dedicarse al ecoturismo.

En ese momento, y asociados bajo la empresa Asitours, los almejeros firmaron un acuerdo con Parques Nacionales Naturales para darle vida a esa intención de transformarse en intérpretes ambientales.

Esto, como parte de los acuerdos por Uso, Ocupación y Tenencia, UOT, que el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible y Parques Nacionales promueven en zonas protegidas con presencia de comunidades dentro de estos territorios o en sus zonas de amortiguación, y que han sido respaldados por el Apoyo Presupuestario Desarrollo Local Sostenible, DLS, que financia la Unión Europea.

Los pescadores en su momento reconocieron el impacto que causaban sobre el entorno al recolectar las almejas, principalmente en tres sectores de esta zona protegida conocidos como Ciénaga del Torno, Las Piedras y Poza Verde. Ellos pudieron sopesar que aunque podían obtener algún ingreso, los riesgos a losque se sometían por la extracción del molusco eran muy altos, un oficio que los exponía a sufrir de enfermedades respiratorias o de la piel por estar muchas horas dentro del agua.

Incluso, como Parques Nacionales Naturales y autoridades ambientales locales debían mantener el control sobre la Isla de Salamanca muchos de ellos fueron detenidos durante sus jornadas de búsqueda del recurso, además sus equipos, entre ellos algunas lanchas, fueron decomisados en varias ocasiones.

[themoneytizer id=”22300-28″]
También podría gustarte