Denuncia aumento excesivo en los precios de comidas y bebidas

279
[themoneytizer id=”22300-1″]

Las mesas y sillas están ubicadas en todo el sector por lo que es casi imposible transitar cómodamente.

En el balneario Julio Zawady  ubicado en  el municipio de la Zona Bananera, la comunidad denuncia cobro excesivo en las bebidas y las comidas, así como la invasión del espacio público en las zonas aledañas al río, lo cual les impide bañarse cómodamente y departir en familia.

 

“El fin de semana pasado, en compañía de mi mamá y unos amigos llegamos al lugar a departir en las mesas que se encuentran cercanas al río y por ende pedimos algo de tomar, la chica que nos atendió, al solicitarle las bebidas nos respondió lo siguiente: Si no van a pedir nada de comer no se pueden sentar aquí, a lo que inmediatamente respondimos todos, casi como en coro, nena tranquila que nosotros vamos a consumir bebidas y ya al rato te pedimos algo de comer, ella volvió a decir no, eso no se puede , porque si solo van a tomar no pueden ocupar la mesa y si lo hacen además de lo que van a pedir tienen que pagar la mesa por aparte ( Aún cuando las bebidas las venden ellos mismos). Todo esto me dejó consternada e inmediatamente le respondí, si así nos tratas a nosotros que somos de acá, no quiero imaginar cómo reciben a los turistas”, manifestó una habitante del sector.

INVADEN EL ESPACIO PÚBLICO

 La situación del espacio público en este sector también aqueja a los turistas, quienes aseguran que algunos comerciantes, se han apropiado del espacio sin ningún tipo de permiso dejando muy reducido el lugar donde las personas pueden recrearse.

“Está bien que es su trabajo, eso es respetable, pero que lleguen al punto de no dejarnos sentar justo ahí, por lo que  si analizamos es casi imposible hacerlo, debido a que las cercanías del río están invadidas por sillas y mesas  y es poco el espacio que queda libre, creo que es  falta de  sentido de pertenencia por nuestro río, cosas como esas no deberían volverse a repetir”, aseguró la denunciante.

Teniendo en cuenta esta situación muchos habitantes de los alrededores que constantemente acuden a este lugar manifiestan que no es posible que esta situación se siga presentando, por tal motivo hacen el llamado a las autoridades para que controlen estos abusos en este sitio que se ha convertido en sitio turístico.

Es de recordar que este lugar es muy visitado por turistas especialmente en época de Semana Santa y vacaciones, durante esta época llegan alrededor de 1000 o 1500 personas, cuenta con seguridad la cual está a cargo de la Policía pero estas no hacen respetar el espacio público.

“No queremos que este lugar se convierta en un basurero, es hora que el señor Alcalde se pronuncie al respecto, se ponga la mano en el corazón y nos ayude a controlar esta situación que va en aumento, lo que no es buena imagen para nuestro balneario, la gente que viene hoy mañana no lo quiere hacer y eso es muy triste”, puntualizó la denunciante.

[themoneytizer id=”22300-28″]
También podría gustarte