‘El Monstruo’ de Fundación   será condenado a 40 años de cárcel

382
[themoneytizer id=”22300-1″]

Adolfo Arrieta García renunció a estar presente en la audiencia pública.

La audiencia que se realizó ayer en los Juzgados del municipio de Fundación, no asistió Arrieta García, quien prefirió quedarse en su celda en la cárcel ‘La Tramacúa’ de Valledupar.

Sin una decisión definitiva sobre los años de condena que deberá pagar Adolfo Arrieta García, sindicado de violar y asesinar a la niña Génesis Rúa, en Fundación, concluyó la jornada de audiencia ayer en ese municipio.

Las partes, se verán nuevamente en el juicio condenatorio que se realizará el 11 de abril del presenta año,  donde el juez leerá la sentencia por los delitos de feminicidio y violación.

Génesis Rúa, de 9 años de edad fue salvajemente asesinada por Adolfo Enrique Arrieta García.

De la audiencia pública se conoció que, no hubo un acuerdo del tiempo que pasará el ‘Monstruo´ de Fundación  tras las rejas, esto debido a que la Fiscalía pidió una condena de 48 años, la abogada de las víctimas 50 años y el abogado defensor, quien basado en la aceptación de cargos y colaboración de su cliente con la justicia, manifestó que este “merece una pena de 45 años y ocho meses; más un año por el tema de violación”.

 “El señor juez verificó la aceptación de cargos y allanamientos que hizo en su momento mi defendido. Él aceptó feminicidio por la muerte de la menor y violación, por lo que el Juez de Conocimiento de Fundación, quien tiene la última palabra verificó los audios de la audiencia pasada para ver si hubo violación de algunos de los derechos fundamentales”, explicó el abogado César Cadena.

El profesional del derecho además dijo que, “el señor Adolfo Arrita me llamó y quería venir a la audiencia, pero renunció estar presente. Él se quería retractar del tema de violación”.

Arrieta García permanece recluido en una celda de la cárcel de Máxima y Mediana Seguridad ‘La Tramacúa de Valledupar, y se espera que para la audiencia de lectura de sentencia.

ASÍ OCURRIÓ

Fundación vivió el terrible asesinato de Génesis Rúa, de 9 años de edad, luego de que desapareciera  y sus restos fueran hallados luego en el patio de la vivienda de Adolfo Enrique Arrieta García, de 47 años de edad, cuando él los estaba incinerando en un fogón de leña.

Mientras los familiares de la pequeña denunciaban que no encontraban a la menor y la comunidad ya estaba en su búsqueda, hacia las 4 p.m. un llamativo olor y una densa columna de humo llamó la atención a los vecinos del barrio del humilde San José, quienes avisaron a la Policía. Al llegar, los uniformados pidieron permiso para ingresar y los atendió el Negro, como también se le conoce a Arrieta, quien les explicó que estaba quemando el cuerpo de un perro que había matado por haberlo mordido.

Los uniformados pidieron revisar la propiedad y hallaron la terrible escena, por lo que procedieron a detener en el acto a Arrieta García, quien reside allí solo. La gente, entretanto, se enteró de que lo que tenía el señalado en su patio era un cuerpo humano. Sin conocer aún cuál era su identidad, asumieron que era el de Génesis, por lo que los ánimos se caldearon y terminaron en asonada.

El sujeto debió ser sacado con fuertes medidas de seguridad para impedir un linchamiento y fue trasladado a Santa Marta. Los vecinos destrozaron su casa, sacaron sus cosas a la calle y les encendieron fuego junto con el camión con el que Arrieta García se ganaba la vida transportando leche.

Génesis, que cursaba tercero de primaria, era la menor de una familia de cinco miembros, hija del tendero Benjamín Rea y la ama de casa Yeimy Vizcaíno. Precisamente, fue su madre quien reconoció en la escena del crimen un pequeño arete de oro, así como vio restos de vómito que coincidían con lo que había comido la menor horas atrás. En ese mismo sitio habría sido asfixiada.

Arrieta García reconoció los hechos y narró lo que recordó, aunque -supuestamente- no sabe por qué lo hizo.

[themoneytizer id=”22300-28″]
También podría gustarte