Desacato a la Corte Constitucional, la nueva polémica de las objeciones

308
[themoneytizer id=”22300-1″]

Sin que aún se inicie el trámite formal y la discusión de las objeciones presidenciales a la ley estatutaria de la JEP, desde el Congreso de la República ya se habla de un posible desacato a lo ordenado por la Corte Constitucional luego de declararse inhibida para pronunciarse sobre las objeciones antes de que sean discutidas por el Senado y la Cámara.

El desacato del que se habla lo podría cometer el presidente del Senado, Ernesto Macías, quien señaló que luego de que el Congreso estudie las reclamaciones del jefe del Estado, el texto de la ley le será enviado a él y no a la Corte Constitucional. Para Macías, “si el Congreso le introduce modificaciones sí regresará a la Corte de lo contrario, no tiene que ir”.

Este planteamiento fue rechazado por el senador del Polo Democrático, Iván Cepeda, quien es claro en decir que lo dicho por Macías es desconocer lo que ordenó la Corte en su pronunciamiento del miércoles. “Que el presidente del Senado esté denunciando desde ya desacatar una orden de la Corte Constitucional nos llama a estudiar muy seriamente si lo que hay es un prevaricato”.

Cepeda sostiene que “la Corte fue explícita en respetar el procedimiento del Congreso, en respetar también lo que ha determinado el presidente de la República y lo que le correspondería al presidente del Congreso. Es también demostrar respeto por la separación y la independencia de los poderes”.

También sobre el tema se pronunció el presidente de la Cámara, Alejandro Chacón, quien aseguró que “la Corte Constitucional precisa que, ante cualquier modificación, adición o supresión, incluso el archivo total o parcial del Proyecto de Ley Estatutaria de la JEP, el Presidente del Congreso deberá remitir de manera inmediata el expediente legislativo para que la Corte ejerza nuevamente el control automático de constitucionalidad”.

Chacón además sostiene que el pronunciamiento de la Corte “se constituye en una muestra del respeto por el equilibrio de poderes y la colaboración armónica entre las Ramas del Poder Público”.

Por su parte, el senador conservador y miembro de la comisión que deberá entregar el informe a la plenaria sobre las objeciones, David Barguil, invitó al gobierno, partidos y hasta militares para buscar consensos en torno a una justicia transicional que garantice la verdad, reparación y no repetición para las víctimas.

“Este es el momento de observar lo que plantean los del NO y los del SÍ. De hablar sin verdades absolutas. Voy a aprovechar que el próximo martes nos reunimos por primera vez con la Comisión de objeciones y les pediré que escuchemos a los voceros de todos los sectores, en cabeza del presidente de la República e incluida a la oposición”, declaró el dirigente conservador.

La propuesta la dirigió, además del presidente Duque, a Álvaro Uribe (Centro Democrático), César Gaviria (Partido Liberal), Aurelio Iragorri (La U), Jorge Iván Ospina (Alianza Verde), Gustavo Petro (Progresistas), Aída Avella (Unión Patriótica) y Rodrigo Londoño (Farc).
Un aspecto que también suscitó controversia es cuánto tiempo deberán tomar las plenarias para discutir las objeciones, que en criterio del senador Macías se podrá dar en una sola sesión, es decir en la misma que se disponga para analizar el informe que harán los senadores de la comisión especial.

Para el representante a la Cámara, David Racero, miembro de la comisión que se integró en esa corporación, sostuvo que las plenarias deberán tener el tiempo necesario para hacer la discusión que se requiera. La Corte en su pronunciamiento precisó que el plazo máximo será hasta el 20 de junio.

BOGOTÁ (Colprensa).

[themoneytizer id=”22300-28″]
También podría gustarte