La exitosa operación de la Cámara Hiperbárica

1.639

[themoneytizer id=22300-1]

La cámara hiperbárica, es una herramienta médica que complementa los tratamientos de pacientes con diferentes patologías, donde obtienen el oxígeno que su cuerpo necesita. Además son la clínica más avanzada en heridas.

En la primera valoración de los especialistas en medicina hiperbárica definen si el paciente es apto para ingresar a la cámara porque hay algunos que no pueden recibir este tratamiento, como por ejemplo los que sufren enfermedades respiratorias agudas.

Por:
EMILY
BUSTAMANTE NÚÑEZ

Los pacientes del Magdalena con diferentes patologías han recibido 6.200 sesiones en la cámara hiperbárica en los últimos dos años, la cual está ubicada en el Hospital Universitario ‘Julio Méndez Barreneche’, donde atienden un promedio de 30 personas diarias.

Así mismo, esta área cuenta con médicos especialistas y trabajadores de la salud debidamente capacitados para atender a estos usuarios que reciben de forma permanente el servicio.

En ese sentido, hay muchos casos exitosos con resultados positivos más rápido de lo esperado, se trata de la señora Erides Esther Bermúdez David, quien es una enfermera de 44 años de edad, oriunda del municipio de Fundación-Magdalena, madre de tres hijos, una mujer que siempre se ha caracterizado por su alegría, buen ánimo, entrega y responsabilidad con su familia y su trabajo, sin embargo, infortunadamente sufrió una isquemia cerebral afectando la movilidad de su cuerpo y el sentido del habla.

Por lo anterior, es remitida a la ESE Hospital Universitario ‘Julio Méndez Barreneche’, institución que se ha caracterizado por prestar atención de primer nivel en las ciencias médicas, desde las diferentes unidades con las que cuenta, con la firme intención de continuar mejorando su oferta de servicios integrales, tal como lo normado por el Ministerio de Salud y Protección Social con las políticas respecto a las Rutas Integrales de Atención en Salud  ‘Rias’, que permita seguir posesionándose como la ESE más importante de la región Caribe.

Entre la variada y extensa carpeta de servicios, el hospital cuenta con el servicio de medicina hiperbárica y clínica avanzada de heridas, donde se tratan diversas enfermedades como infecciones, beneficiar la cicatrización de heridas crónicas y complejas, además de mejorar y preparar a los pacientes para las intervenciones quirúrgicas, potenciando los efectos de los medicamentos que tratan estas patologías con mayor eficacia, ofreciendo mayores posibilidades para que los pacientes reduzcan el riesgo de amputación y complicaciones propias de sus procesos, entre otros, convirtiéndose en uno de los primeros hospitales con este tipo de tecnología para ofrecer en Colombia.

LOS CASOS

Desde el inicio de este servicio se han obtenido casos exitosos de recuperación con este tipo de herramientas que ayudan a nuestros especialistas para que su labor sea cada vez más exitosa. Como el caso de la señora Erides Esther Bermúdez, que dentro de los exámenes protocolarios realizados se evidenció que su arteria cerebral media estaba completamente cerrada, afectando la zona alrededor de esa arteria por falta de aporte de oxígeno por escasa circulación sanguínea, consecuencia de esto sufrió una parálisis cerebral de origen vascular que afectó funciones vitales como los movimientos musculares faciales y laterales derechos de su cuerpo incluyendo el sentido del habla.

 “A esta paciente se le paralizó la literalidad derecha de su cuerpo por lo tanto perdió la movilidad, de igual forma se paralizó la zona cerebral que se ocupa del lenguaje. Se procedió a darle oxígeno a esos tejidos de la forma más rápida y menos invasiva posible para que sus células cerebrales no sufrieran más daño a través del oxígeno a altas Presiones, consecuencia de ello ha comenzado a recuperar la movilidad y él habla”,  dijo la doctora Ximena Díaz, médico cirujana del área de medicina hiperbárica del Hujmb.

De forma Inmediata, gracias a la excelente gestión administrativa de la ESE y el compromiso por parte de la EPS, se le programaron terapias de oxigenaciónhiperbárica, con los protocolos internacionales para tratar este tipo de enfermedades llevando la compresión, isopresión,descompresión, en la cámarahiperbárica que tiene capacidad para atender a 10 pacientes de forma simultánea y con atención profesional durante la sesión sobre lo que el paciente requiera, tecnología con la que cuenta la ESE Hospital Universitario ‘Julio Méndez Barreneche’. Sesiones diarias de una hora alrededor de unos 20 días, oxígenando todos sus tejidos incluyendo su cerebro.

Por su parte, Judith Rodríguez Narváez, residente de Santa Marta, precisó “tengo una ulcera varicosa que me están tratando en el Hospital. El tratamiento en la cámara me parece muy excelente y me han atendido muy bien. Yo comencé con 15 sesiones en septiembre de 2017 que mandó el médico, se me acabaron y volví nuevamente  cuando se me embromó la herida y luego me hospitalizaron en julio de 2018, donde duré nueve días hospitalizada y ahora en febrero de 2019 me hicieron una intervención en la herida para que pudiera cicatrizar y la tengo en excelentes condiciones. Todos los días vengo a ingresar a la cámara, tengo ocho años de tener la úlcera, se cierra y se vuelve abrir. Gracias a Dios y a la cámara ahora si se ve a sanar”, sostuvo la paciente de la medicinahiperbárica.

LA EVOLUCIÓN

Lo impresionante y satisfactorio de toda esta experiencia, fue que, en menos tiempo de lo esperado, los resultados se fueron evidenciando de una manera extraordinaria, Erides comenzó a recuperar la movilidad en sus extremidades inferiores y a articular algunas palabras, su sentido del habla estaba respondiendo pronunciando palabras que permiten evidenciar que su recuperación irá evolucionando de la mejor manera.

 “Ella en estos momentos ya dice palabras como “si, no, hola, muy bien”, sobre todo cuando las escucha de otras personas. Nos alegra este avance que ha tenido porque ella al principio no se acordaba de nadie, no movía el cuerpo, por eso digo que todo este proceso si le ha servido y estamos contentos por eso”, expresó Ana Milena Bermúdez, sobrina de Erides y quien ha sido su acompañante en gran parte de estas sesiones.

De igual forma el apoyo y acompañamiento de sus familiares ha sido fundamental para la mejoría en este proceso. “La mayoría de personas que la han visto en estos días dicen enseguida de como se ve diferente, se ve más hermosa, de todas maneras, mi tía es una persona demasiado alegre, nunca está de mal humor, por eso digo que este avance que ha tenido es porque ella ha puesto de su parte y no se ha dejado de caer”, dijo Ana Milena emocionada por cómo ha visto la evolución de familiar.

 “La medicina de ambientes especiales como lo es la medicina hiperbárica poco a poco se convertirá en una herramienta fundamental para que todos nuestros profesionales de la salud puedan realizar un trabajo con mayor impacto en los pacientes, prueba de ello es la confianza que ha tenido el doctor Humberto Caiafa, Neurocirujano del Hospital Julio Méndez Barreneche a permitir que su paciente acceda a este servicio”, manifestó la doctora Díaz.

EL ESPECIALISTA

El doctor Jaime Rodríguez, es el médico especialista que coordina el área de la medicina Hiperbárica, manifestó “en dos años hemos hecho más de 6200 sesiones de cámara Hiperbárica, eso quiere decir que tenemos un promedio de 30 pacientes al mes y buscamos el aumento de usuarios, pero la gente debe conocer el impacto beneficioso para su salud que tiene este tipo de servicio, el cual debe ser asegurado por las EPS en el régimen subsidiado y contributivo, tienen varias formas de acceder, primero a través de los especialistas que tienen que ver con este tipo de servicios como la cirugía vascular, la cirugía plástica, la ortopedia,  infectología porque se atienden a pacientes que tienen problemas en tejidos blancos como infecciones, úlceras de muchísimos años y pacientes que están inmóviles por situación de discapacidad o en condición de discapacidad”.

Añadió que “los  pacientes que tienen acceso directo por nosotros son los pacientes que están hospitalizados y desde cualquier institución de salud también pueden acceder, solamente es que el médico tratante solicite una interconsulta y nosotros hablamos del criterio de atención que tenga el paciente para acceder al servicio. Más que el proceso médico esto tiene varios tipos de pasos para que el paciente acceda a la cámara, el primero a través de una interconsulta con nuestra médico entrenado específicamente en eso para que defina si el paciente tiene alguna contraindicación relativa o una contraindicación absoluta, eso en otras palabras quiere decir que si hay que tratarlo antes para que pueda entrar o definitivamente no es apto para entrar a lacámara en su condición física respiratoria y se evalúa si la enfermedad por la cual va acceder a la cámara hiperbárica va a tener respuesta o no con nosotros”.

De igual forma, relató que “luego de responder la interconsulta se solicita la autorización con la EPS y después que tenga la autorización se agenda a que venga a su sesión de cámara, otra cosa importante es que aquí trabajamos por agenda el paciente no espera más de 15 a 20 minutos para acceder a su sesión y continuar su diligencia del día y sus actividades diarias”.

LA MEDICINA

Hiperbárica, quiere decir aumento de presión o exceso de presión. Lo que hace una sesión de oxigenación es que el paciente respire oxígeno solamente a una presión más alta que la atmosférica, la presión más alta a la que se está normalmente acostumbrado a vivir, debido a que vivimos en un mar de gases porque lo que respiramos es aire y estamos sumergidos en gas, a eso se le llama presión atmosférica. Cuando un paciente entra a la cámara hiperbárica simulan un aumento de la presión una, dos y tres veces dependiendo de lo que se vaya a tratar por un tiempo determinado, dijo el especialista del área.

Durante el tiempo en el que paciente está dentro de la cámara respirando oxígeno a través de una máscara, se le denomina isopresión, que es el tratamiento que el paciente recibe.

“Los pacientes con falta oxígeno y poco flujo de sangre, a ese se lo denomina isquemia e hipoxia lo que hace la medicina hiperbárica es garantizar que el oxígeno llegué a la zona que lo necesita y mejore o generen nuevos pasos circulatorios para que la sangre llegue a la zona que requiere ese poco de oxígeno para su restablecimiento de salud, debido a que a través de aumentarle la expresión que ella respira, el oxígeno llega a la zona del cerebro que estaba en crisis o células que están en una zona de penumbra que están en proceso de morir o quedarse esas zonas dependen del oxígeno para definir esos procesos, entonces cuando respiran oxígeno que está más alto llegó hasta allá a través de los vasos que estaban las vejigas que estaba y generó una nueva comunicaciones sanguíneas y empieza el proceso de restablecer”, expresó Rodríguez.

Agregó “el oxígeno hiperbárico brinda un apoyo para todas las patologías, es una herramienta que ayuda a los tratamientos principales de atención no queremos enfocarlo a que el oxígeno cura al paciente como tal, el especialista en este caso el doctor Caiafa como dice el comunicado del hospital decidí remitirnos al paciente para darle el apoyo con oxigenación hiperbárica, el apoyo terapéutico y gracias a eso la paciente evolucionó rápidamente, eso quiere decir que si un oncólogo que tiene un paciente que tiene un tipo de tratamiento de radioterapia específico que va a tener unas complicaciones posteriores a la radioterapia, pues cuando ese paciente accede al oxígeno hiperbárico esas complicaciones se encuentran muy reducidas pero no quiere decir que el oxígeno hiperbárico cubre el cáncer a pesar de que hay varios tipos de cáncer que tienen como componentes células que dependen de no tener oxígeno a su alrededor”.

SERVICIO ÚNICO EN EL CARIBE

El Hospital Universitario ‘Julio Méndez Barreneche’ cuenta con la única cámara de este tipo en toda la región Caribe y de hecho el servicio de medicinahiperbárica de este hospital cuenta con planificación norteamericana en varias calificaciones que dicen que es el servicio más completo del país.

Así mismo, en Santa Marta hay cámaras monoplaza que son cámaras para una persona que tienen una característica diferente de atención y que no permiten brindarle una atención apropiada al paciente durante la sesión eso quiere decir que estás cámaras reducen la capacidad de atender enfermedades o patologías más complejas.

Cabe resaltar que este es el único servicio que cuenta con un médico entrenado específicamente medicina hiperbárica con un auxiliar entrenada en este proceso que permite ofrecerle a todos los pacientes una atención oportuna y cualquier tipificación durante la sesión meramente tratada.

“El objetivo es convertirnos como el centro de referencia no solamente del Magdalena sino del Cesar y Guajira para poder brindar la atención a estos pacientes que tanto lo necesitan, una herramienta que les permita dejar úlceras de 30 a 40 años o complicaciones de pie diabético que redundan en amputación; el objetivo fundamental de este es reducir la cantidad de amputaciones de personas y que la gente de la ciudad conozca de que somos una herramienta que les va a permitir mejorar su calidad de vida. El objetivo fundamental es que nos consolidamos como el mejor servicio de medicinahiperbárica y clínica avanzada de heridas de la región Caribe”, indicó el médico especialista del Hospital.

UN PROYECTO BANDERA

El gerente del Hospital ‘Julio Méndez Barreneche’, Tomas Díaz Granados, señaló que “el servicio de medicina hiperbárica es un gran avance y uno de los proyectos bandera de la institución, un procedimiento avalado por el Ministerio de Salud y una técnica que poco a poco se ha venido abriendo paso a nivel mundial”.

Agregó que “los efectos son muy importantes y visibles, la oxigenación hiperbárica está considerada para el manejo directo de una 250 patologías, en su mayoría con resultados muy positivos. Además está considerado vital para casos específicos donde prácticamente estaría en juego la vida como la enfermedad de los buzos”.

[themoneytizer id=22300-28]

También podría gustarte