Se posesionó Soledad Tamayo en la curul de Aida Merlano

[themoneytizer id=”22300-1″]

Soledad Tamayo, se posesionó ayer como senadora de la República en reemplazo de Aida Merlano.

El presidente del Senado, Ernesto Macías, pasará a engrosar la lista de los dignatarios que más controversia ha causado en la dirección del poder Legislativo, esta vez con una nueva polémica tras la posesión el pasado miércoles de Soledad Tamayo Tamayo, quien entró a ocupar la curul de la Aída Merlano, quien perdió su investidura.

Macías, quien es uribista, arrancó su presidencia con el controversial discurso que dio el 7 de agosto cuando le dio posesión al presidente de la República, Iván Duque, el cual fue catalogado agresivo y fuera de contexto. Luego llegó el momento de la sanción de la ley estatutaria de la JEP, la cual duró más de dos meses en su despacho para ser enviada a la Presidencia de la República para sancionarla.

Acto seguido fueron las objeciones del mandatario nacional a dicha ley, donde en su paso por el Senado, Macías la demoró tres en semanas para que se votará, entuteló a su colega, el presidente de la Cámara, Alejandro Chacón, y además dio una interpretación particular de cuál era la mayoría absoluta en la corporación para que fueran votadas.

Ahora Macías está nuevamente en el centro de la discusión jurídica, luego de la posesión en la plenaria del Senado de la dirigente conservadora, quien entró a ocupar la curul que no pudo ocupar desde el 20 de julio la barranquillera Aida Merlano, quien perdió su investidura tras la decisión del consejo de Estado por las irregularidades que se presentaron en su elección con la compra de votos.

Para la segunda vicepresidente del Senado, Angélica Lozano, Macías no podía posesionar a Tamayo, porque la sentencia con la que perdió su curul Merlano no hablaba de reemplazo sino de silla vacía, caso contrario, según explica, es la situación de Antanas Mockus, a quien el Consejo de Estado le anuló la votación y dio paso a que asumiera el siguiente en la lista.

Este jueves esa postura fue compartida en parte por la Misión de Observación Electoral (MOE), que considera que la presidencia del Senado no solo desconoció el régimen de responsabilidad política de los partidos a la hora de posesionar a Tamayo, sino que envía un terrible mensaje al validar que conductas contrarias a la constitución y la ley, realizadas por los partidos políticos, no acarrean ningún tipo de responsabilidad ni consecuencia.

La directora de la organización, Alejandra Barrios, recordó que el 6 de abril de 2018 la Corte Suprema de Justicia emitió orden de captura contra la senadora Aida Merlano; el 18 de julio de 2018 esta Alta Corte profirió resolución de acusación por los delitos de concierto para delinquir, corrupción al sufragante, ocultamiento, retención y posesión ilícita de cédulas y fabricación, porte y tenencia de armas.

Barrios recordó que “la apertura formal de este proceso tuvo como consecuencia directa que el partido Conservador no pudiera, hasta hoy, posesionar a una persona que remplazara a la senadora Merlano, quien tiene medida de aseguramiento con detención preventiva y que se encuentra a la espera del resultado del proceso”./Colprensa

[themoneytizer id=”22300-28″]

 

También podría gustarte