Calamidad Pública por crisis del de agua sería prorrogada

Hasta el momento con la declaratoria realizada el pasado mes de abril, se ha podido atender junto con un Plan de Contingencia más de 141 millones de litros de agua a poco más de nueve mil 500 familias en 163 barrios de la ciudad en toda su extensión.

Ante el desalentador panorama que se evidencia para los próximos meses en materia meteorológica, la Alcaldía decidirá el próximo 8 de julio en el Consejo Distrital de Gestión de Riesgo, si se prorroga por dos o tres meses más la actual declaratoria de calamidad pública, la cual cumple vigencia el próximo 15 de julio, luego de 90 días.

La decisión que estará en manos de los miembros del Comité se establecerá teniendo en cuenta varios factores e informes que deben presentar tanto la Empresa de Servicios Públicos de Santa Marta –Essmar acerca del Plan de Acción para atender la distribución de agua por tubería y los carros cisternas, además de un informe técnico que emitirá en los próximos días el Ideam sobre comportamiento climatológico y las posibles lluvias que puedan registrarse en la ciudad, así lo manifestó Jaime Pérez Arias, director de la Oficina de Gestión de Riesgo y Cambio Climático de la Alcaldía.

Según el funcionario distrital hasta el momento con la declaratoria realizada el pasado mes de abril, se ha podido atender junto con un Plan de Contingencia más de 141 millones de litros de agua a poco más de nueve mil 500 familias en 163 barrios de la ciudad en toda su extensión.

 “Este año se está trabajando con 70 vehículos para la distribución de agua a sectores de difícil acceso y que no cuentan con conexión a la red. La idea es analizar el completo entorno, y pues preocupa la situación que vive la ciudad, pero hay que ser coherentes en los recursos que se están invirtiendo para dar la cobertura (…) esto no es la solución al problema del agua en Santa Marta, esto es una medida para enfrentar un escenario critico por la falta de lluvias” indicó Pérez Arias.

El mencionado Comité Distrital de Riesgo está conformado por el Ejército Nacional, la Essmar, Policía Metropolitana, Corpamag, Armada Nacional, Dadsa, Fiscalía General de la Nación, Defensa Civil, Cruz Roja, Bomberos, Secretaría de Salud y la Unidad Nacional para la Gestión de Riesgo.

Si bien desde el 10 de mayo cuando se registró en la ciudad el primer y esperado aguacero del 2019, desde allí, ocurrieron varias jornadas de lluvias, las cuales en las últimas semanas han disminuido, no solo en la zona urbana, sino igualmente en la zona rural e inmediaciones de la Sierra  Nevada de donde descienden los ríos Piedras, Manzanares y Gaira los cuales según el último informe de la Essmar se encuentran en niveles similares del mes de abril.

Precisamente en un recorrido realizado el pasado sábado por el nuevo gerente de la Essmar, José Dajud junto con miembros de su equipo de trabajo a la planta de captación del río Manzanares, donde evidenciaron un déficit en el nivel del agua, debido a que a la planta de Mamatoco solo están llegando 50 litros por segundo, cuando el promedio debería ser mínimo de 200 indicaron.

El Director de la Oficina de Gestión de Riesgo asegura que si bien con la capacidad de los carro tanques se ha  atendido los requerimientos de los hogares samarios, no se ha logrado cumplir a cabalidad, pero si al menos llegar paulatinamente a los sectores. “Los vehículos que nosotros tenemos asignados están dado cobertura en la periferia de la ciudad, es decir, donde no hay un abastecimientos directo de las redes”.

Actualmente en la ciudad se encuentran habilitados cerca de 400 puntos de distribución que fueron establecidos en zonas estratégicas de difícil acceso para que las familias puedan abastecerse del preciado líquido.

También podría gustarte