HOY DIARIO DEL MAGDALENA
Periódico de Santa Marta

Niño samario ganó Concurso Nacional de Deletreo

Pablo Andrés Herrera Echeverría, oriundo de Santa Marta y con 11 años de edad, se alzó con el título en el Campeonato Nacional de Deletreo, organizado en Estados Unidos.

Inicialmente, Pablo participó en su colegio Twin Pines Elementary School, ubicado en Brentwood, New York Estados Unidos, donde representó a su curso: quinto grado de primaria, enfrentándose con niños hasta de grado octavo del mismo colegio, ocupando el primer lugar; así, ganó el derecho de representar a su institución en los intercolegiados del Estado de New York.

Semanas más tarde, el torneo intercolegiado inició con una dura competencia de deletreo donde ellos, luego de escuchar la palabra, deben de escribirla en una pequeña pizarra y posteriormente, deletrearla correctamente.

En este torneo, la palabra que le dio el título fue “héroes”, como si fuera una señal de lo próximo que le venía por suceder, ya que al ganar ese primer concurso, tenía la responsabilidad de representar al Estado en el Campeonato Nacional de Deletreo, en Estados Unidos: el National Spanish Spelling Bee.

Este evento es el primer y más importante concurso de deletreo organizado en Estados Unidos, llevado a cabo anualmente desde 1994 y cuenta, además, con patrocinadores de la talla de National Geographic, la cadena de televisión Univisión y Santillana USA.

La gran final se llevó a cabo en la ciudad de Denver, Colorado, donde fueron participantes de todos los Estados con la esperanza de obtener el primer lugar; sin embargo, con lo que no contaban los demás contrincantes, era enfrentarse al samario, cuyas bases académicas las inició en el Colegio Cristiano La Esperanza.

Gracias a la preparación que obtuvo de sus padres Jair Herrera Ruiz y Silvia Luz Echeverría, el pequeño no dejaba de pensar sino en quedar campeón.

“Yo le decía, ‘las que consideres difíciles, las vas a escribir ocho veces’”, dijo Jair al periódico Newsday del condado de Long Island; durante la entrevista, el padre de Pablo recordó haber competido en un concurso de ortografía en Colombia, cuando tenía más o menos la edad de su hijo.

Agregó que, “para Pablo, fue mucho escribir, estudiar y repetir palabras. Recordar dónde iban las tildes, fue difícil, le costó mucho. Algunos días no quería hacerlo, pero en el al final, siempre lo hizo”.

A cada concursante, un juez le dictaba una palabra y luego de escucharla, el participante tenía la opción de que le dijeran el significado de esa palabra mediante una oración o simplemente,  que se la repitieran en caso de no haberla entendido por primera vez.

Si el concursante se equivocaba, bien sea en una sola letra u omitía una tilde, quedaba eliminado inmediatamente. Pero Pablo, luego de siete horas concursando, no cometió

ningún error a pesar de que las palabras eran de difícil comprensión, incluso para los espectadores.

Las 13 palabras con las que ganaron los participantes de este año, en el Concurso Nacional de Ortografía en Español, fueron: frescor, robot, piragüista, frigorífico, accesión, hocico, acacia, telecinematógrafo, oftalmólogo, añagaza, abazón y tosquedad.

Cabe destacar que, este era el primer torneo de deletreo en el que Pablo Andrés participaba; no obstante, supo manejar la presión igual o mejor que sus contrincantes y pudo demostrar que el mejor español se habla en Colombia.

Tras participar, el niño samario regresa a Brentwood New York, donde continuará con sus estudios para iniciar en sexto año.

También podría gustarte