Mindefensa y cúpula militar dan explicaciones tras polémica por bombardeo

318
“No fue una operación contra menores de edad, fue una operación contra las disidencias”. Con esta frase el general Luis Fernando Navarro, comandante de las Fuerzas Militares, empezó su explicación tras la denuncia del senador Roy Barreras que en el debate de moción de censura contra el ministro de Defensa, Lorenzo Guillermo Botero, señaló que en el operativo en que fue muerto alias Gildardo Cucho murieron otros siete menores de edad.

El oficial hizo un recuento de la trayectoria delictiva del disidente abatido, como en su momento se divulgó tras el final de la operación en septiembre pasado cuando se mencionó los planes de expansión y los movimientos de ‘Gildardo Cucho’ desde Venezuela hacia Colombia.

Navarro añadió que “no se tenía conocimiento de menores de edad en el área de influencia del blanco lícito (…) ese grupo es quien comete un crimen de guerra al poner menores de edad en esas circunstancias”.

En el área campamentaria la Policía Judicial realiza el levantamiento de 14 cuerpos y se hace todo el protocolo en el que se encontraron armas, entre ellas un fusil de alta precisión. “Tenemos plena certeza que se trató de una operación del Derecho Internacional Humanitario”, enfatizó el jefe de las Fuerzas Militares.

Entre los menores que fallecieron se cuenta una niña de 12 años identificada como Ángela Gaitán. Las otras dos menores se llamaban Sandra Vargas y Diana Medina, ambas de 16 años.

(EN DESARROLLO)

BOGOTÁ (Colprensa).

También podría gustarte