Maestros se encadenan por la deficiencia en prestación de los servicios médicos

1.098

Los maestros dijeron que permanecerán en protesta hasta tanto no se lleguen a unos compromisos que permitan mejorar la actual prestación de la salud por parte de la Clínica General del Norte.

Con cadenas atadas a sus brazos la Junta Directiva del Sindicato de Trabajadores de la Educación en el Magdalena, Edumag protagonizan desde este lunes en horas de la mañana una peculiar protesta frente a la sede de la Clínica General de Norte, por lo que ellos consideran un constante “atropello, trato inhumano y desconsideración “.

Cansados de lo que catalogan un padecimiento diario que deben afrontar los más de 17 mil maestros y sus familias adscritos en Santa Marta y el Magdalena, sobre los servicios médicos prestados y del constante incumplimiento en los compromisos de mejoramiento de la atención de salud, con cadenas amarradas en brazos, megáfonos, carteles y frente a la entrada de la unidad donde reciben atención medica decidieron rechazar esto.

Según María del Carmen Ceballos, presidenta del sindicato de Edumag si bien en el papel la Clínica General del Norte es la más adecuada para prestar los servicios médicos del Magisterio y sus familiares, porque es la única que tiene todos los niveles de atención, a la hora de realmente atender a los usuarios solo reciben un pésimo servicio.

 “Es increíble que algunos casos se tenga que acudir a la tutela para poder recibir algunos tratamientos, esto no puede suceder con un contrato que ha sido revisado por la Federación y hoy nos damos cuenta que ni el Ministerio, ni la Fiduprevisora están haciendo algo para acabar con la mala prestación del servicio (…) no hay entrega de medicamentos a tiempo o en total, falta de oportunidad en la asignación de citas de medicina especializada, sub-especializada, estudios de imagenología, entrega de medicamentos y cancelación de transportes son algunos de los padecimientos que tenemos” precisó la Presidenta de Edumag.

De acuerdo a lo manifestado por varios de los participantes de esta protesta, en ocasiones deben pagar ellos de su salario los medicamentos o medicina particular por la precariedad del servicio que ofrece la entidad contratada por el Gobierno, y que se ha convertido en los últimos años en la razón de varias protestas y movilizaciones por parte del  Magisterio en el departamento.

 “En el contrato con la Clínica se establece que nosotros los maestros no tenemos cuotas moderadoras o copagos, pero realmente nos toca sacar de nuestros sueldos para comprar los medicamentos por las demoras a las que nos exponen y que solo perjudican nuestra salud” precisó Hugo Campo, secretario de Asuntos Laborales de Edumag.

Esta manifestación por parte de los maestros que si bien se realiza en la Clínica General del Norte no ha provocado el cese de la atención a los demás usuarios, según los líderes sindicales de Edumag se extenderá de forma prolongada hasta tanto no se tenga una respuesta por parte de la administración de la Clínica y se establezcan nuevos compromisos de mejoramiento del servicio.

La entrega de medicamentos oportunos para pacientes de enfermedades complejas, oportunidad en la asignación de citas de medicina especializada, sub-especializada y estudios de imagenología, hacen parte de las constantes quejas que desde el área de salud de Edumag se reciben y que son trasladadas a la Clínica General del Norte la cual indican no las atiende causando que poco a poco se deteriore más la prestación del servicio médico a los maestros.

QUEJAS POR CONTRATO DE TRANSPORTE:

De igual forma, los maestros también expresaron su descontento y rechazo en torno a la prestación del servicio de transporte contratado para el traslado de estos hacía otras ciudades, el cual únicamente es prestado en horas de la madrugada, lo cual se convierte en una afectación notable para estos.

 “Exigimos el cambio del transporte y que en lugar de hacerse a través de esta empresa, nuevamente se haga el pago de los dineros de los viáticos a cada uno de los maestros que requiera de esto, y no tener que estar ‘amarrados’ a unas horas en las que nos presten el servicio de transporte” precisó Armando Fernández, secretario de seguridad social de Edumag.

También podría gustarte