El Papa está preocupado crisis políticas en América

“Los conflictos de la región americana, aun cuando tienen raíces diferentes, están acomunados por profundas desigualdades, por injusticias y por la corrupción endémica, así como por las diversas formas de pobreza que ofenden la dignidad de las personas”, dijo ante los más de cien embajadores y representantes acreditados ante la Santa Sede.

El papa Francisco reconoció su “preocupación por la multiplicación” de las crisis políticas en América Latina, y lamentó “las desigualdades” y “la corrupción endémica” en la región, durante su tradicional discurso  en el Vaticano al cuerpo diplomático con ocasión del nuevo año.

“Los conflictos de la región americana, aun cuando tienen raíces diferentes, están acomunados por profundas desigualdades, por injusticias y por la corrupción endémica, así como por las diversas formas de pobreza que ofenden la dignidad de las personas”, dijo ante los más de cien embajadores y representantes acreditados ante la Santa Sede.

Francisco lamentó las polarizaciones, “cada vez más fuertes, que no ayudan a resolver los auténticos y urgentes problemas de los ciudadanos, sobre todo de los más pobres y vulnerables”, explicó.

El líder de la Iglesia católica aprovechó la ocasión para condenar cualquier tipo de violencia “que por ningún motivo puede ser adoptada como instrumento para afrontar las cuestiones políticas y sociales”, recalcó.

“Es necesario que los líderes políticos se esfuercen por restablecer con urgencia una cultura del diálogo para el bien común y para reforzar las instituciones democráticas y promover el respeto del estado de derecho, con el fin de prevenir las desviaciones antidemocráticas, populitas y extremistas”, dijo.

Francisco recordó de nuevo la grave crisis política y social que atraviesa Venezuela y volvió a pedir que no cese el compromiso por “la búsqueda de soluciones” para ese país.

El papa se refirió también al Sínodo para la Amazonía celebrado en octubre pasado en el Vaticano y a la necesidad de proteger lo que suele llamar “la casa común” y la búsqueda de un desarrollo “sostenible e integral” que no devaste al planeta.

“Lamentablemente, la urgencia de esta conversión ecológica parece no ser acogida por la política internacional, cuya respuesta a las problemáticas planteadas por cuestiones globales, como la del cambio climático, es todavía muy débil y fuente de gran preocupación”, lamentó.

TEME MAYOR CONFLICTO

El papa Francisco teme “un conflicto a mayor escala” entre Irán y Estados Unidos y pidió “diálogo y autocontrol” así como un compromiso mayor por la paz de la comunidad internacional en Oriente Medio en su discurso al cuerpo diplomático.

“Son preocupantes las señales que llegan de toda la región, después del aumento de la tensión entre Irán y los Estados Unidos”, dijo el papa al realizar un largo análisis sobre las “heridas del mundo”.

“Renuevo mi llamamiento para que todas las partes interesadas eviten el aumento de la confrontación y mantengan ‘encendida la llama del diálogo y del autocontrol’, en el pleno respeto de la legalidad internacional”, reiteró.

Ante los más de 100 embajadores y representantes diplomáticos acreditados en el Vaticano, el pontífice volvió a clamar por “un compromiso más asiduo y eficaz” de la comunidad internacional por la paz.

“Es ahora más urgente que nunca también en otras partes del área mediterránea y de Oriente Medio”, agregó.

“Me refiero en primer lugar al manto de silencio que intenta cubrir la guerra que ha destruido Siria durante este decenio”, subrayó.

“Es particularmente urgente encontrar soluciones adecuadas y con amplitud de miras que permitan al querido pueblo sirio, exhausto por la guerra, reencontrar la paz y comenzar la reconstrucción del país”, dijo.

El líder de la iglesia católica aprovechó la ocasión para agradecer a Jordania y al Líbano “por haber acogido y hacerse cargo, con no pocos sacrificios, de miles de refugiados sirios”, añadió.

CUMBRE DE EDUCACIÓN

El papa Francisco anunció de otro lado que celebrará en mayo una cumbre mundial sobre la educación a la que asistirán profesores y estudiantes, así como personalidades científicas, artísticas, deportivas y empresariales con el fin de construir “una humanidad más fraterna”.

El lema del evento internacional será “Reconstruir el pacto educativo global”, aseguró el papa ante los embajadores y representantes del cuerpo diplomático acreditado ante la Santa Sede.

“Se trata de renovar la pasión por una educación más abierta e incluyente”, dijo.

El pontífice argentino, jesuita de formación, considera clave la educación para “reconstruir el tejido de relaciones para una humanidad más fraterna”, explicó.

Se trata de un encuentro mundial sin precedentes, que se celebrará el 14 de mayo en el Aula Pablo VI del Vaticano y que incluye una serie de seminarios temáticos.

También podría gustarte