Secretario de Movilidad, a debate de control político por salida de patinetas eléctricas

387

La bancada de Cambio Radical en el Concejo de Bogotá lamentó el anuncio de cierre de operaciones en Bogotá de Lime, una de las empresas de alquiler de patinetas eléctricas que funciona en algunas zonas de la ciudad.

Por tal razón, se dio a conocer que se realizará un debate de control político al nuevo secretario de Movilidad, Nicolas Estupiñan, una vez se posesione en su cargo.

Según el concejal Rolando Gonzalez, Bogotá avanzó en implementar una oferta de patinetas eléctricas en el espacio público, autorizando su alquiler, préstamo y uso compartido de 3.050 patinetas, que se concretó con la circular 011 de agosto de 2019.

Esto permitió que las empresas debían pagarle al Distrito $225.000 por cada patineta que circule en la ciudad y, en promedio, cada empresa operaría con 700 patinetas.

Sin embargo, denunció que se ha identificado una incapacidad de los actores públicos y privados para hacer cumplir la regulación aprobada, que se refleja en una sobreoferta, la invasión del espacio público por la falta de cajones para estacionar y la operación en zonas no autorizadas.

“Aunque existe un protocolo para el intercambio de información que permita conocer los viajes y el cumplimiento de la regulación, el Distrito no ofreció las garantías a una empresa que le apostó a respetar las reglas de juego” enfatizó el cabildante.

Por eso, los cuestionamientos de Cambio Radical se concentrarán en cuatro temas: la limitada cobertura, la falta de control a la regulación, la ausencia de articulación con el sistema Transmilenio y la ocupación indebida del espacio público.

“Con la salida de Lime se perdería a futuro una quinta parte de los ingresos que puede obtener el Distrito por la micromovilidad. Además, la ciudad pierde una valiosa oportunidad de ponerse a la vanguardia en un modo de transporte en armonía con el medio ambiente (…) invitamos a Lime a que reconsidere su decisión o que retornen cuando existan más garantías legales”, puntualizó Gonzalez.

Decisión de Lime

Un comunicado emitido por la matriz global de la empresa se divulgó el pasado 9 de enero. Allí, la compañía anunció que acabará sus operaciones en Colombia y otros 11 territorios del mundo, entre las que se incluyen México, Montevideo, Buenos aires, Lima y Sao Paulo, además de Linz (Austria).

“Fueron unos días maravillosos acompañándolos a rodar por la ciudad”, aseguró Lime mediante su cuenta de Twitter. “Lamentablemente hemos reducido nuestra presencia en el mercado y tomamos la difícil decisión de cerrar las operaciones en la ciudad”, concluyó la empresa.
Fuente
Sistema Integrado de Información

También podría gustarte