´Me despidieron de forma ilegal y arbitraria’: Torres

330

El ex gerente de Aguas del Magdalena, Ricardo Torres, afirmó que “fue despedido por la Junta Directiva no por el gobernador Carlos Caicedo, quienes lo hicieron de forma ilegal y arbitraria”.

 “A la oficina me llegó una misiva de parte del Secretario General de la Gobernación del Magdalena, quien funge como presidente de la Junta Directiva de Aguas del Magdalena, donde me ponen en conocimiento que tomaron la decisión sin justa causa de no continuar con la vinculación laboral, por lo tanto, me piden que me haga los exámenes médicos de rigor y cobre la respectiva indemnización”, dijo el ex gerente de Aguas del Magdalena.

Añadió que “yo soy muy respetuoso de las decisiones que toma los órganos de decisión de la empresa, no obstante considero que las mismas son arbitrarias e ilegal por la manera como fue convocada la Junta Directiva y adicionalmente cuáles son los derechos laborales que se vulneran, eso consecuencialmente deriva unos efectos jurídicos contrarios a la responsabilidad de las personas que participaron de esa Junta y que votaron en ese sentido, me refiero a la salud disciplinaria y fiscal de los miembros de la Junta Directiva”.

Sobre el patrimonio público, el ex Gerente, sostuvo que “tratándose del patrimonio público alguna conducta que termine soslayando las disposiciones que protegen penalmente este bien jurídico tutelado. No conozco el acta de Junta Directiva, los alcances de la misiva debe estar corroborados y sustentados en una acta de Junta Directiva que apenas es menester para ejercer mi derecho de defensa deba conocer, con esto no me adelanto a lo que está consignado allí, pero si resaltar unos aspectos que podría considerarlos como escuria sobre todo porque arrancando la sesión el doctor Lastra que es un abogado que conoce mucho del derecho mercantil trata de sanear la reunión diciendo que la misma es una sesión universal, lo cual significa que los miembros podrían comunicarse vía telefónica y encontrarse en cualquier sitio, lo cual hace parte de las conductas divergentes que cometieron estos funcionarios tratándose que Aguas del Magdalena es una entidad de derecho público”.

Ricardo Torres, precisó que no tiene enemigos y de sucederle algo a él o a su familia, recaería sobre el Gobernador del Magdalena, debido a todo lo que ha ocurrido con su despido.

 “Me preocupa sobremanera el posterior acoso laboral que pueda existir con el equipo de trabajo, si bien es cierto puse de presente en la Junta Directiva los riesgos que podían generarse para el Departamento despedir a más de 18 personas que se encuentran vinculadas con contratos a términos fijos como el mío, eso para la salud financiera del Departamento y la entidad no es bueno”, dijo Torres.

Agregó que “ante estas decisiones arbitrarias y como el señor Gobernador se tomó el mérito de desvinculación, no es así porque no soy empleado del mandatario sino es la Junta Directiva es la que toma la decisión. Me preocupa mi integridad y la de mi familia”.

También podría gustarte