‘Es necesario el control migratorio a venezolanos ’

932

Con corte al 31 de diciembre de 2019, en Santa Marta hay identificados 43 mil 129 ciudadanos de nacionalidad venezolana, aunque la cifra puede llegar a ser el doble de acuerdo a la percepción que se tiene y se evidencia en varios puntos de la ciudad.

POR
GIANCARLOS
VILLARREAL LARIOS

La aplicación de medidas urgentes que atiendan el llamado ciudadano ante el control de población migrante venezolana en  Santa Marta, fue la principal solicitud realizada por los concejales tras el desarrollo del debate en la corporación sobre esta situación que en los últimos meses se ha acrecentado en materia de presencia de extranjeros.

El debate en el que si bien se expresaron cifras relacionadas a como ha sido el trabajo por parte de las autoridades, principalmente desde Migración Colombia, no denotó una hoja de ruta clara para los próximos meses en materia de cómo no solo atender, sino según lo señalado por lo cabildantes solucionar el panorama critico en torno a salud, educación, seguridad y vivienda de esta población creciente.

Entre los invitados a este debate estuvieron María del Pilar Corredor, directora regional de Migración Colombia, y el comandante de la Policía Metropolitana de Santa Marta, coronel Oscar Solarte; además del citado secretario de Gobierno, Adolfo Bula.

 En la actualidad según el reporte manifestado por la Directora Regional de Migración, en Santa Marta hay 25 mil 127 ciudadanos que cuentan con el Permiso Especial de Permanencia, es decir el 78,5%, siendo de estas 11 mil mujeres y 13 mil hombres. En lo que respecta a edad, la mayor población que ingresa al país proveniente de Venezuela se encuentra en un rango de 18-29 años. Estos datos teniendo como base las cifras con corte a 31 de octubre de 2019.

Según el concejal Álvaro Linero, “no se puede desconocer que estas personas salen de su país por una necesidad, pero si no tenemos un acompañamiento real las políticas de gobierno se estarán quedando a medias y es lo que ha generado el caso en varios ejes en la ciudad con respecto a esta población (…) necesariamente debemos tomar decisiones que cambien como atendemos a esos migrantes, pero tampoco dejar de atender a los nacionales”, aseguró el cabildante.

De acuerdo a los mismos concejales el tema no debe ser visto con tintes xenofóbicos contra la población venezolana, sino que se hace necesario reforzar los controles, debido a que en algunos puntos de la ciudad, si se están evidenciando brotes xenofóbicos contra los migrantes.

SITUACIÓN DE INSEGURIDAD

Quizás el mayor tema por el que se mostraron preocupadas las autoridades es la situación de percepción de inseguridad por parte de la ciudadanía, en lo que respecta a la participación de migrantes venezolanos en hechos delictivos.

Ante esto, el comandante de la Policía Metropolitana de Santa Marta, coronel Óscar  Solarte manifestó que el tema de operatividad se ha visto notablemente impactado, evidenciándose un aumento de 1.526% en los que respecta a capturas de migrantes venezolanos, en su mayoría por porte de armas.

“En los comparendos impuestos por conductas no acordes a la convivencia el 20% han sido a ciudadanos extranjeros, es decir, 238 comparendos. La génesis de los problemas de inseguridad se generan también por actores como estos (…) las capturas se han aumentado en delitos como hurto, violencia intrafamiliar y porte ilegal de armas” indicó el alto uniformado quien agregó que en operativos en conjunto con el ICBF se han caracterizado 243 menores en condición de mendicidad en el Centro Histórico.

Precisamente, sobre ese apartado la Directora Regional de Migración Colombia, indicó que entre el año 2015 y 2020 en Santa Marta se han deportado 47 personas y 12 han sido expulsadas.

12 MIL FAMILIAS INVASORAS

Según el secretario de Gobierno, Adolfo Bula quien realizó una fuerte declaración durante el debate, los lugares en los que habitan estos migrantes sin distintos aquellos dónde pernocta, además que muchos de estos se han dedicado a invadir predios del Distrito y del Departamento como parte de una estrategia de asentarse en algunos puntos de la ciudad sin el mayor control posible.

“En estos momentos la situación es preocupante en los cerro tutelares de la ciudad, olor entre colombianos y venezolanos hay más de 12 mil familias que están invadiendo esos puntos (…) en el 2019  entre los operativos que desarrollamos de desalojo siempre había presencia de población migrante venezolana”, señaló el funcionario distrital.

Según Bula Ramírez en materia de toma del espacio público por parte de los migrantes los puntos evidenciados son: El Rodadero, Pozos Colorados, Centro Histórico, es decir puntos turísticos.

“Por eso en El Rodadero tendremos un plan de choque entre 11 instituciones locales y 4 de nivel nacional, lo que permitirá atacar de alguna forma está situación de generación de ingresos. La idea con esas entidades es lograr una hoja de ruta no de atención, sino de solución con esto que ocurre (…) ya no se trata de mirar la migración solo desde la seguridad sino desde otros sectores y que necesitan de inversión de recursos”, agregó el Secretario de Gobierno.

Sobre esto el concejal, Carlos Pinedo Cuello manifestó que la situación que se evidencia en la actualidad es “una crónica de una muerte anunciada”, asegurando que desde el año pasado se han venido solicitando el desarrollo de acciones tanto en materia de control migratorio como de seguridad con mayores resultados.

 “Nosotros no estamos preparados para recibir toda esta población y no lo estaremos porque seguirán ingresando más. Hay una falencia y es la falta de coordinación entre las regionales de Migración (…) si se continúan solo reuniones en las que no se concreten acciones, estaremos solo perdiendo el tiempo”, señaló el cabildante.

También podría gustarte