A contratista no le gustó como quedó la estatua hecha a ´Gabo´

1.889

Por:
GISSELL
CAMPO ACOSTA

Por estos días se exhibe en la Plaza Bolívar de Aracataca, la estatua del maestro y premio nobel de literatura Gabriel García Márquez, una obra construida por el escultor cartagenero Óscar Noriega, quien es un admirador del hijo ilustre de Macondo: ‘Gabito’, a quien ya le ha realizado varios monumentos como también a Lucho Bermúdez, Joe Arroyo Entre otros.

Lo que sí está claro, es que esta hermosa obra ha cautivado el corazón de muchos cataqueros y visitantes, quienes siempre han anhelado un monumento al hijo ilustre de Aracataca, en esta emblemática tierra que lo vio nacer. Por tal motivo; propios y, visitantes, no desaprovechan su paso por el centro histórico de este municipio, donde fue puesto por unos días, para que los paisanos del nobel lo puedan apreciar y tomarse fotografías.

“Me siento muy contento por la aceptación que ha tenido la obra en la comunidad, es una escultura  que se colocó en espacio público, precisamente para que el público en general la vea y la admire y para mí es un honor tenerla acá en Aracataca”, manifestó el escultor de la obra Oscar Noriega.

NO FUE ACEPTADA

La obra que fue  exhibida en Aracataca, no fue aceptada por la empresa contratista encargada de la remodelación del Centro Histórico, argumentando que no les gustó del todo, “la obra fue diseñada para Aracataca, como parte del presupuesto de la reconstrucción del parque, desafortunadamente los contratistas e interventoría aseguraron que esta  no les gustó, que les desagradó; ellos consiguieron un artista de su agrado que se sometiera a sus condiciones y en la elaboración de lo que ellos realmente querían”, manifestó el escultor de la obra de ‘Gabo’.

QUÉ DICE LA COMUNIDAD

Por su parte propios y visitantes coinciden que la obra si tiene parecido con el premio nobel, razón por la cual llegan a tomarse fotos e interactuar con la imagen que representa este personaje ilustre del municipio de Aracataca.

“El arte es conceptual y cada persona aprecia una obra como la ve, la idea mía fue exhibirla, las obras públicas son para que el pueblo las juzgue para que expongan  lo que dicen sobre la obra, habrá cosas afirmativas, negativas, porque realmente el que califica la obra es el pueblo, la persona cotidiana que pasa por el sitio y es la que la observa, le agrada o no le desagrada”, aseguró el escultor de la obra.

Finalmente dijo: “ la preocupación mía es la comunidad, cuando se hace una obra de esta magnitud teniendo en cuenta que el nobel es una institución mundial, hay que socializarla con la comunidad que  es lo más importante porque son las  que la va a disfrutar, ellos tienen la primera y última palabra, cada punto donde se coloca una obra se convierte en un sitio de circulación, ya sean de visitantes, de turistas internacionales porque se ha visto que a este punto han llegado simplemente a interactuar con la obra lo cual es importante para el artista”.

También podría gustarte