Sicario asesinó a bala a dos mototaxistas venezolanos

2.835

El ataque a bala perpetrado presuntamente por otro venezolano, se produjo ayer por la mañana cuando las víctimas se encontraban reunidas junto a varios mototaxistas y fueron sorprendidos por el pistolero que accionó un arma en repetidas ocasiones.

La situación de seguridad en la ciudad con los migrantes venezolanos se les está saliendo de las manos a las autoridades de Santa Marta y cada día la ciudad es más insegura, registra más hechos criminales perpetrados por elementos oriundos del vecino país, y la gente tiene miedo a salir de sus casas.

Todo lo anterior ocurre ante la pasividad de autoridades civiles, militares y de Policía y la gente se pregunta si es que los migrantes venezolanos tienen alguna licencia o son intocables para no proceder con ellos y expulsarlos de la ciudad llevándolos hasta la zona de frontera.

Es así como ayer, cuando todo parecía estar tranquilo en la capital del Magdalena un nuevo hecho criminal puso en ‘jaque’ la seguridad de los samarios,  luego que dos hombres de nacionalidad venezolana fueran asesinados la mañana del sábado, tras ser sorprendidos por un pistolero en vía pública del barrio Timayuí 2, oriente de la ciudad.

IDENTIDAD DE LAS VÍCTIMAS

Estos fueron identificados por las autoridades como Argelis José Pastrán Lizardo, de 34 años de edad y residente en el barrio 11 de Noviembre, dedicado a las labores de mototaxismo, al igual que José Ángel Bermúdez Pereira, nacido en Cabina del estado de Zulia (Venezuela) hace 30 años, quien residía en el sector de Los Alpes junto a su esposa y su hijo de 12 años.

LA ACCIÓN CRIMINAL

De acuerdo al reporte suministrado por funcionarios del CTI de la Fiscalía y testigos de la acción criminal, esta tuvo incidencias alrededor de las 5:50 de la mañana, cuando Pastrán Lizardo y Bermúdez Pereira se encontraban reunidos con varios mototaxistas del sector frente a la Institución Educativa de razón social Colegio ‘Tablitas’ ubicado en el barrio en mención, y fueron sorprendidos por un sujeto a bordo de una moto marca Bajaj, línea Bóxer, sacó un arma de fuego y sin mediar palabra disparó indiscriminadamente contra los que allí se encontraban.

 “Ellos estaban reunidos conversando con otros mototaxistas afuera del colegio esperando a que les saliera alguna carrera, cuando llegó uno en una moto Bóxer de color negra que estaba con casco, y sin decirles nada le disparó a los tipos”, indicó un mototaxista de la zona.

AUXILIO A LOS VENEZOLANOS

Tras la balacera, las víctimas fueron auxiliadas por los residentes de la zona, y conducidas hasta la sala de urgencias de dos clínicas privadas de esta capital, al tiempo que el presunto sicario huía con rumbo desconocido para evitar ser retenido por la comunidad.

Casi moribundo, Bermúdez Pereira fue auxiliado por uniformados del cuadrante de la Policía, quienes a bordo de una camioneta lo condujeron hasta la sala de urgencias de la clínica Los Nogales, siendo remitido minutos después al hospital Julio Méndez Barreneche, donde murió a causa de la complejidad de la herida a la altura de la cabeza.

Al tiempo, Argelis Pastrana quien fue herido a la altura de la región frontal y la región paretial fue conducido en el mismo vehículo a la clínica Los Nogales, donde pese a los esfuerzos del personal médico en turno por salvarle la vida, no pudieron hacer nada.

 ‘PLAN CANDADO ’ SIN RESULTADOS

Ante lo ocurrido, la Policía Metropolitana de Santa Marta conformó un grupo especial que llegó hasta el sitio del hecho y junto a funcionarios del CTI de la Fiscalía se encargaron del caso, activando un ‘Plan Candado’ por los sectores para lograr capturar al responsable, sin embargo el operativo no dejó resultados positivos debido a que este huyó sin dejar rastros. Así mismo, iniciaron labores de vecindario para establecer los móviles del atentado y lograr identificar y capturar al presunto del doble homicidio que irrumpió y afectó la tranquilidad de la localidad a tempranas horas de este sábado.

INSPECCIÓN JUDICIAL

Una avanzada del Laboratorio Móvil de Criminalística del CTI Fiscalía, fueron los encargados de los actos urgentes e inspección técnica a los cadáveres en la clínica Los Nogales y el Hospital Julio Méndez, los cuales fue trasladados hasta la morgue de Medicina Legal y Ciencias Forenses de esta capital.

CONSEJO DE SEGURIDAD

Se dijo que en las próximas horas se realizará un Consejo de Seguridad donde se analizará lo que está ocurriendo en Santa Marta con los migrantes venezolanos.

´Estamos casi que con las manos amarradas, contra esta gente no se puede proceder por orden del Gobierno nacional. La mayoría de los venezolanos que están en esta ciudad son ilegales y con graves antecedentes criminales, el Gobierno de maduro los que nos ha mandado es a la escoria venezolana, gente acostumbrada a matar, a atracar, a delinquir en su país, eso es lo que tenemos en Santa Marta, las cosas hay que llamarlas por su nombre, lo que hay aquí en la ciudad es puro delincuente venezolano, desde luego que hay una población que se ha venido huyendo de su país por necesidad, pero hay más delincuentes que gente buena, esto lo tiene que conocer Colombia´, dijo un alto oficial de un organismo de seguridad del Estado colombiano, quien nos habló en el anonimato.

Luego explicó, que a los venezolanos no se les puede detener, Migración Colombia no sabe qué hacer con ellos, hay que cogerlos con las manos en la masa cometiendo el delito para enviarlos a la cárcel y eso es un proceso, ya que ni el Inpec por falta de cupo y ante el hacinamiento que hay no los quiere recibir. Santa Marta está viviendo el peor de los mundos con estos criminales. Sus rencillas y negocios de microtráfico se ha trasladado a los barrios e invasiones de la ciudad; además, esos venezolanos delincuentes están siendo reclutados por bandas criminales y el problema se nos está saliendo de las manos. Tanto el Gobernador del Magdalena como la Alcaldesa de Santa Marta deben decirle al país y al Gobierno nacional lo que verdaderamente está ocurriendo´, anotó el oficial.

También podría gustarte