Lo mejor es prevenir y está en sus manos

294

Ante la noticia de la llegada del nuevo coronavirus a Colombia, usted puede experimentar temor o tener dudas. Si es su caso, tome precauciones e infórmese bien. Los últimos virus como el Zika o el Chikungunya han hecho pensar a algunos que es el fin del mundo y, simplemente, no lo es, coinciden los médicos autorizados, infectólogos y epidemiólogos del país como la colombiana Zulma Cucunubá, doctora en enfermedades Infecciosas del Imperial College de Londres. Sí hay que tener en cuenta las posibles consecuencias, y saber que el país está preparado y familiarizado con infecciones por vías respiratorias.

Son aquellas personas que tienen más de 60 años, especialmente si tienen problemas del corazón, hipertensión o diabetes, los que más deben estar atentos, porque justamente tienen mayor riesgo de una complicación. Los especialistas en el tema como Carlos Álvarez, médico infectólogo, epidemiólogo clínico y profesor titular de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Colombia en Bogotá, precisa: “No todo al que le dé se va a poner grave ni el que se complique va a morir”.

Sí hay dos desventajas. Alguien infectado con este virus tiene la capacidad de contagiar a dos o tres individuos más, mientras que la gripe común a una persona, en promedio. La segunda razón es que cualquier persona es susceptible. Antes del salto de los murciélagos a los humanos, nadie había tenido este virus y eso implica que no se tienen defensas naturales contra este. Los signos clínicos de la enfermedad son semejantes a los de otras infecciones respiratorias agudas (IRA) como fiebre, tos, secreciones nasales y malestar general. Algunos pacientes pueden presentar dificultad para respirar.

Ahora bien, recuerde que no todo el que se infecta se va a poner grave. Incluso, de acuerdo con cifras del CDC (Centro de Control de Enfermedades) de China, el 80 % de las personas que tienen infección por el covid-19, el nombre que le dieron a este nuevo virus, tiene unos síntomas leves o ni si quiera va a presentarlos. Infortunadamente, de cada 100 contagiados 15 sí pueden terminar hospitalizadas y cinco en cuidados intensivos. También es clave otro dato: el número de personas que se han curado es mucho más alto. En este momento en el mundo hay 3.460 personas muertas por esa causa, pero 55.866 se recuperaron, según la Organización Mundial de la Salud.

Lo que usted puede hacer es prevenir porque por ahora no hay vacuna ni tratamiento, y no la habrá este año, como lo sostiene el infectólogo Carlos Álvarez. No porque el gobierno no lo quiera comprar, la razón es que aún no existe tratamiento especial en ninguna parte del mundo (ver Análisis). Para prevenir que se disemine el virus, usted puede empezar por lavarse bien las manos. Eso significa que será importante lavarse con agua y jabón los dedos, el dorso, los pulpejos y la palma. Si no tiene agua y jabón puede usar un alcohol gel, que no es tan efectivo. Ahora, si presenta los síntomas respiratorios señalados debe quedarse aislado, lo que significa permanecer en casa, y los miembros de su familia deben usar tapabocas. Es importante aclarar que precauciones que se ponen de moda como el uso del tapabocas para las personas que están sanas no son tan efectivas como la gente piensa: solo se protegerá en un 5 % al 10 %. En cambio, si se lava las manos tiene un 50 % menos de posibilidad de infectarse. Usar un tapabocas es importante para los enfermos.

Tome las medidas precisas. Este nuevo virus no es el Ébola ni el Sars ni el Mers, enfermedades con alta mortalidad. El primero mata entre 50 y 60 personas por cada 100 contagiadas. El segundo alcanza a matar 10 y el tercero, 30 de cada 100. La influenza puede tener una mortalidad del 1 %. Covid-19 parece variar según el lugar y la edad del individuo, entre otros factores. Por ejemplo, en la provincia de Hubei, el epicentro del brote, la tasa de mortalidad alcanzó el 2,9%, y en otras provincias de China, fue solo el 0,4 %, según el estudio de China CDC.

 El problema de la aparición del nuevo virus en Colombia es que podría colapsar el sistema de salud. Así que lo que hay que procurar es que no le dé a muchos al mismo tiempo. Principalmente, en esta época de lluvias, que se da un pico de casos de afecciones respiratorias. El mejor antídoto es la prevención así como informarse de fuentes confiables. Recuerde que la OMS habla de infodemia para referirse a esta “epidemia” nociva de rumores. No comparta información de dudosa procedencia. Todo esto contra el miedo./Colprensa

También podría gustarte