El plan de Essmar para atender la emergencia originada por la sequía

312

Los caudales de los ríos presentan bajos niveles lo que en un escenario normal tendría la ciudad en una crisis inmensa de abastecimiento de agua, lo que no ha ocurrido por los planes de contingencia iniciados desde la empresa pública.

Gestión en las cuencas de los ríos que abastecen las plantas de tratamiento y desarrollando una buena labor en la distribución del poco líquido que se pueda tener a través de las redes, será el factor determinante para que la actual temporada de sequía que afronta la ciudad desde el pasado mes de diciembre no sea “tan dura” como las de años anteriores, a eso señala el Gerente de la Essmar el factor que permitirá tal como lo menciona “Santa Marta viva una sequía menos crítica”.

Y es que la actual temporada de sequía que enfrenta Santa Marta, según los datos manifestados por la Essmar inició antes de lo que históricamente sucedía teniendo niveles de agua específicamente en la Planta de Mamatoco que llegó a niveles de 240 litros por segundo, una cifra alarmante teniendo en cuenta las actuales contingencias que se enfrentan, además de tener una ciudad que demanda más de 1.500 litros por segundo y solo cuenta en esta época con poco más de 550.

En diálogo con HOY DIARIO DEL MAGDALENA el Gerente de la empresa pública asegura que si bien se tienen denuncias y protestas constantes por parte de la ciudadanía por la falta del preciado líquido en sus casas no solo para afrontar la temporada de sequía, sino, además la actual contingencia por el Covid-19, a lo que el gerente señala es fallas en la comunicación o desconocimiento y comprensión de estos sectores en lo que respecta a los horarios de distribución de agua, que no pueden ser continuos las 24 horas en cada barrio, debido a que la poca agua que se tiene debe ser distribuida entre más de 80 mil usuarios, en el caso de la zona norte donde más protestas se han registrado.

 “Es entendible que la gente proteste por el agua, eso se tiene claro, pero hay unos que no entienden los horarios de distribución, yo asumo el error cuando les decimos que le vamos a dar agua el lunes en la tarde y llega esa fecha y no hay agua, hay el error es nuestro, la ciudadanía debe entender que los niveles de los ríos han disminuido, pero no la demanda del servicio, lo que nos toca es saber distribuir lo poco que tengamos de manera estratégica para que se pueda tener con agua abastecida en las albercas o tanques para unos días mientras nuevamente se suministra por redes”, aseguró José Rodrigo Dajud.

GESTIÓN DE LAS CUENCAS

El principal logro que se atribuye el Gerente de la Essmar es visitar la zona rural y conseguir acuerdos con las comunidades que habitan en esta zona y que se abastecen del agua de los ríos que metros abajo entregarán agua a las plantas de Mamatoco y El Roble, lo que ha permitido que bajen más litros de agua a estas, teniendo en el caso de la zona sur que comprende la Localidad Tres durante 12 horas al día niveles de suministro como en época de invierno.

Este acuerdo fija un plan piloto, en el que se establecieron horarios para que la comunidad de la parte alta del río Gaira pueda abastecerse del preciado líquido, entre las cinco de la mañana y las dos de la tarde; mientras que la Planta de Tratamiento ‘El Roble’ lo hará de dos de la tarde a cinco de la mañana durante cinco días.

Con este plan piloto se busca aumentar el caudal a unos 90 litros por segundo que entran a la Planta ‘El Roble’ para suministrar el agua a los sectores que están ubicados al sur de la ciudad, tal como lo dispone la Alcaldía Distrital en materia de garantizar el suministro del líquido para los habitantes de Santa Marta.

 “Hicimos un pacto con los indígenas y campesinos de la zona rural por un embalse que tenía represado 360 litros por segundo y la Planta El Roble tenía 240 litros, tras ese convenio desde hace tres semanas estamos despachando 340 litros de agua constante para los usuarios de este sector (…) en el sur no tenemos una problemática constante en materia de sequía”, dijo el Gerente de la Essmar quien reconoce que en su primer periodo no visitó las cuencas de los ríos, pero que entendió que era necesario hacerlo para mejorar el servicio.

De forma paralela, la Essmar lleva a cabo labores de mantenimiento consistente en desarenado de las captaciones del río Gaira y Paso del Mango, limpieza permanente de las rejillas, reparación de fisuras en el canal de Rio Piedras, instalación de estaciones de bombeo provisionales para recuperar caudales aguas abajo de las captaciones Manzanares, Piedras y Gaira.

Asimismo, en cuanto al suministro de agua potable para los samarios, la Empresa de Servicios Públicos del Distrito de Santa Marta, en cabeza del gerente José Rodrigo Dajud, continúa trabajado en optimizar los turnos de servicio de acuerdo a los caudales actuales, restricción en las tomas de agua cruda sobre las líneas de aducción, pasando de todos los días a tres veces por semana; el encendido de todos los pozos disponibles en el sistema, la habilitación de pozos fuera de funcionamiento y las negociaciones para recibir en tiempo récord pozos privados que deben estar al servicio de los usuarios en general.

MEJORAS EN LA DISTRIBUCIÓN

Santa Marta está divida en dos sectores para la distribución de agua, la zona norte y la zona sur, siendo esta última donde está ubicado el sector hotelero de la ciudad y con unos 30 mil usuarios conectados a la distribución. Mientras que en el norte se encuentra más del 70% de los usuarios del servicio, y aun así la planta que abastece los tubos que suministran el agua a estos barrios maneja los mismo niveles o menores que la Planta El Roble en el sur de la ciudad.

“En estos momentos la distribución se hace por operativos suministrados por zonas, el llamado es a respetar esos horarios, lo que pasa es que algunos ciudadanos inescrupulosos que hemos identificado están manipulando las válvulas y eso genera un traumatismo en la operación. Cuando nos dicen que no tiene agua acudimos y lo que encontramos es que las válvulas están manipuladas”, señala el Gerente de la empresa pública.

Caso puntual lo ocurrido en la estación de bombeo de Santa Helena, en donde el Centro de Control de la Essmar reportó el hallazgo de una reja cortada, el tablero abierto, el sistema sin cables de potencia y todas las tapas de los registros destruidas; la Empresa de Servicios Públicos de Santa Marta hace un llamado a la ciudadanía en general, para que sean vigías, cuidemos, respetemos y hagamos un buen uso de las infraestructuras propias del sistema de acueducto local. Ante este daño y el no abastecimiento de agua, fue que se generaron las protestas la semana pasada en esa zona.

Según indicó Dajud a HOY DIARIO DEL MAGDALENA, actualmente los niveles de pérdidas de agua en la ciudad están en 44% lo que representa una disminución de más de 30% en comparación con el mismo periodo del año pasado, pero se ha incrementado la manipulación de válvulas, a lo cual ya el Ministerio de Vivienda, la Fiscalía General de la Nación tienen conocimiento, y estarán tomando las acciones pertinentes.

TANQUES COMUNITARIOS

Por directrices de la alcaldesa Virna Johnson se trazó un plan para la instalación de 14 tanques de 10 mil litros cada uno, para acopiar agua en barrios focalizados como los de mayores inconvenientes para el acceso al servicio, iniciando con la Ensenada Olaya Herrera y la Urbanización Tamacá, que fueron los primeros sectores beneficiados con la disposición de estos depósitos, útiles para mitigar la temporada de verano.

Según el Distrito se ha proyectado la construcción de nuevos tanques elevados de 10 mil litros, con una inversión de $77.840.000, los cuales estarán ubicados en: Tamacá (Mz H), El Líbano, San Martín, Ensenada Olaya Herrera, Altos de Aeromar (calle 188 con carrera 8), La Paz, (calle 11 con carrera 14), Cristo Rey (carrera 10 con calle 146), Altos de Simón Bolívar, Timayui, Los Alpes 1 y 2, Los Lirios, Villa María (carrera 15ª con calle 109), y Valle de Gaira.

Actualmente según precisó la Essmar en la ciudad existen 22 tanques elevados de 10 mil litros: Tanque Pastrana, Tanque Cristo Rey-Macondo, Tanque La Victoria (María Eugenia 2), Tanque San Pablo, Tanques 1 y 2 de Taganga, Tanque Villa Uribe 1, Tanque Colinas del Pando, Tanques Juan 23 (Ensenada 1 y 2), Tanque San Fernando, Tanque Altos de Bahía Concha, Tanque Cristo Rey, Tanques 1 y 2 Divino Niño, Tanque 17 de Diciembre, Tanque Villa Tabla, Tanque Don Jaca, Tanques 1 y 2 La Rosalía, y Tanque La Victoria (La Paz).

 “Estos tanques nos permiten que aquellos sectores que por baja presión en las redes que no obtienen agua directamente de nosotros, puedan contar con el líquido a través de estos tanques que les hacemos un llenado entre cada cinco a seis días, hemos habilitado más de 20 tanques y la idea es continuar, toda la ciudad se está atendiendo en suministro de agua”, indicó el Gerente de la Essmar.

RUTA DEL AGUA

Ante la actual emergencia sanitaria provocada por el Covid-19 se puso en marcha desde el pasado 18 de marzo la estrategia denominada ‘La Ruta del Agua’, la Alcaldía de Santa Marta y la Empresa de Servicios Públicos han beneficiado más de 5 mil familias, con la distribución de 600 mil litros de en diferentes barrios de la ciudad.

Las familias beneficiadas con ‘La Ruta del Agua’ son abastecidas de manera organizada los martes y jueves de cada semana, con el fin de entregar de manera oportuna el agua a los hogares samarios y puedan, mediante el lavado de manos, prevenir el contagio del COVID-19.

Los barrios priorizados con esta estrategia son aquellos que no se encuentran conectados a las redes de distribución, pero ante la necesidad de garantizarles el mínimo vital de agua por la actual contingencia se les entrega completamente gratuito el preciado líquido, el cual les permite contar con este por al menos 10 días con un uso racionado.

Entre los sectores que señala la Essmar se beneficiarán son Vista Hermosa y Altos de Bellavista, en el sector de La Paz; Altos de Aeromar y Don Jaca; Miguel Pinedo’, sector Pantano y Villa Tabla; María Cecilia y San Fernando; Gran Paraíso y la Vereda Don Jaca, a los cuales se les hace entrega los días martes y jueves de agua, mediante una programación previamente coordinada con los líderes de la comunidad.

CARROTANQUES

Quizás el factor que evidencia siempre una crisis de agua en Santa Marta sumado a las moto bombas son los carro tanques los cuales según el Gerente de la Essmar se han reducido esta flota pasando de 65 a 20 debido a la gestión desarrollada en las cuencas y las redes de distribución, que de no haberse iniciado sumado a los niveles de agua, ya se hubiese declarado la calamidad pública en la ciudad y por lo menos 100 carro tanques estarían transitando por las vías de la ciudad para suministrar agua.

 “En este punto es donde hemos evidenciado el resultado de las otras gestiones, solo en la zona sur estamos con dos carrotanques y son solo en sectores donde por la baja presión no podemos llevarles el agua, pero no hay desabastecimiento, la mayor cantidad está en el norte, pero en los puntos que históricamente sufren por la crisis, y la entrega es precisa”, indica el Gerente de la Essmar.

Así mismo, agrega la importancia de hacer la manifestación de los casos a través de las líneas 116 habilitada para solicitar los carrotanques: “el usuario llama a nuestras líneas de atención y se verifica la póliza de contrato se establece una ruta de entrega y de acuerdo a los metros cúbicos entregados se la hace el respectivo cobro basado en la tarifa que se tiene establecida en las facturas, no se cobra más de lo que se debe”, precisó José Rodrigo Dajud que indicó que tal como lo señaló el Gobierno Nacional se suspendió de forma inmediata el reajuste tarifario del servicio, lo que podría a mediano plazo suponer un golpe contundente a las finanzas de la empresa.

También podría gustarte