Gobierno nacional evalúa opciones para una eventual “poscuarentena”

230

“Estamos en este momento perfilando y trabajando en todo el plan estratégico de lo que se llama “postcuarentena” y la decisión tendrá que tomarse esta semana cuando tengamos una información certera de los efectos de lo que estamos logrando en este aislamiento”. Así explica el ministro de Salud Fernando Ruiz Gómez, los análisis que hace el Gobierno Nacional por estos días para tomar decisiones en el país según el comportamiento de la epidemia de Covid-19, los cuales incluyen factores sociales como la salud mental y maltrato.

Ruiz Gómez señaló en días anteriores que para dar una línea respecto a la ampliación del aislamiento preventivo obligatorio en el país era necesario analizar dos variables de la epidemia. La primera, dijo, se trata del comportamiento de la curva epidemiológica, entender cómo se comporta y la segunda es cómo preparar el sistema de salud ampliando su capacidad.

“Debemos establecer la preparación de los servicios de salud para afrontar una eventual crecimiento de la curva de casos. Esos dos factores son los que nos llevarán, seguramente a tomar cualquier decisión”, aseguró el jefe de la cartera de salud.

Dentro de las opciones se ha mencionado la estrategia basada en tener la capacidad de entrar y salir. “Puede significar abrir la cuarentena y tener una segunda cuarentena más adelante; puede implicar el ir haciendo aperturas graduales sectoriales”, dijo Ruiz Gómez.

Sin embargo, él plantea una pregunta para poder explicar lo que la ciudadanía necesita conocer en estos momentos: ¿qué es salud? “La definición de la OMS dice que salud no es solo lo físico, no es solo estar libre de enfermedad, salud es el completo bienestar físico, social, ambiental y todo lo que ello implica que para estar saludable. No solo tengo que estar libre de enfermedad, tengo que tener la capacidad de disfrutar todo el entorno social”.

De manera que la opción planteada, en palabras del ministro, es una decisión del equilibrio que representa, por un lado, no tener la enfermedad; por otro lado, tampoco tener unas afectaciones sociales que nos llevan a enfermedades mentales e incluso mayores índices de maltrato.

“Porque estar confinado puede llevar a maltrato, a situaciones muy complejas familiares o incluso a la pobreza, desnutrición, pérdida de la capacidad de los sistemas inmunológicos de las personas, de desarreglos físicos y también de enfermedad que tenemos que balancear cuidadosamente por lo que implica la Covid y lo que implica este conjunto de enfermedades. Tenemos que balancear toda esta situación para determinar en nuestra población qué es lo más relevante”, sostuvo.

Partiendo de esto, es deber entender que no se trata de una situación exclusiva de nuestro país sino a nivel global. Todas las sociedades del mundo atraviesan por estos días esta situación y, a concepto del ministro, Colombia ha tenido tiempo de preparación y hacer el alistamiento para controlar la curva de manera anticipada.

“Ha habido países que no han tenido esa opción y les ha tocado tomar decisiones de urgencia. Esta es una situación a la que el mundo no se había enfrentado y quiero que los colombianos entiendan la dificultad, que gobernadores y alcaldes entiendan que son decisiones difíciles y a nosotros como autoridad sanitaria nos toca tener la claridad que son decisiones del orden nacional de los cuales no va a haber situación perfecta. Es un equilibro, un balance entre la situación de la pandemia y los otros determinantes sociales complejos”, concluyó el ministro.

Bogotá (Colprensa).

También podría gustarte