“No seremos conejillos de indias”

Cuando faltan siete días para que termine la cuarentena decretada por el Gobierno nacional, el presidente Iván Duque decidió prorrogar hasta el 27 de abril el aislamiento decretado desde el pasado 24 de marzo para contener el coronavirus.

El pasado domingo, el presidente había propuesto que dentro de una semana, el 14 de abril, se iniciaría una nueva fase contra el Covid-19 a la que denominó “aislamiento inteligente”, consistente en que unos sectores sociales y económicos podrían ir retornando a la normalidad mientras que otros, los colegios y universidades, y mayores de 70 años, seguirían en cuarentena.

Pero ayer lunes, el presidente anunció en rueda de prensa que la medida se extenderá hasta el 27 de abril, pues los especialista esperan que el país tenga el pico más alto de casos positivos durante las dos próximas semanas, teniendo en cuenta que varios laboratorios en las ciudades de Medellín, Cali y Cartagena comenzarán a entregar resultados, lo que obligará a extremar las medidas para mitigar la expansión del virus. La entrada de funcionamiento de estos laboratorios agilizará la entrega de resultados que hasta el momento lo venía manejando el Instituto Nacional de Salud, la única entidad autorizada para analizar las muestras tomadas por las EPS e IPS en las regiones.

El alcalde William Dau se pronunció inicialmente sobre “el aislamiento inteligente”, considerándola como una iniciativa interesante, la cual se esta llevando a cabo en ciudades y países que ya se recuperaron, y lo están haciendo para poner en marcha la actividad económica, pero antes de empezar una “cuarentena inteligente”, dijo que preferiría tener cautela unos días más esperando los resultados y la evolución de los pacientes, porque, afirmó, al fin y al cabo es un experimento y él no quiere que Cartagena “sea conejillo de indias experimentando con una medida que pueda poner en riesgo la vida de los ciudadanos”.

Sobre la posibilidad de que el Gobierno nacional levantara la cuarentena a partir del 14 de abril, el alcalde de Cartagena manifestó que él no creía que el presidente Duque tomara la decisión tan alegremente, porque no hemos llegado al pico más alto de la enfermedad, el 13 de abril es una fecha bastante optimista, dijo.

A la pregunta de si estaría dispuesto a levantar la medida, afirmó que lo estaría si la situación lo ameritara, pero que el virus avanza todos los días de manera diferente, todos los días surgen cosas nuevas, el coronavirus es impredecible. “Tomaremos las decisiones que más convengan a la preservación de la vida de los cartageneros, por muy duras que sean”.

En la alocución del presidente Iván Duque el pasado domingo, manifestó: “No podemos estar encerrados de manera indefinida, esto traería enormes costos sociales y de desarrollo para el país, pero también dijo que tomará la decisión de acuerdo con el comportamiento de la curva epidemiológica para determinar la duración de la cuarentena´”. Finalmente el presidente terminó extendiendo la medida dos semanas más, lo que en opinión de muchos es la medida más sensata y prudente ante un virus que ha demostrado una gran capacidad de contagio y ha puesto en ascuas a los sistemas de salud de las principales ciudades del mundo, como Nueva York, Milán, Londres, Madrid, Barcelona y Guayaquil en Ecuador, donde sus habitantes mueren en las calles y en sus casas antes de que los equipos de salud pública pudieran intervenir. Por eso, la mejor decisión es quedarse en la casa.

CARTAGENA (El Universal).

También podría gustarte