Apagones: el otro virus con el que ‘lidian’ los samarios

Pese a la orden del Gobierno Nacional, de garantizar la óptima la prestación de los servicios públicos básicos a toda la ciudadanía, en Santa Marta, las personas no solo tienen que lidiar con el miedo del contagio del coronavirus, la falta de alimentos, sino también con el precario e ineficiente servicio de energía que se presta en la ciudad. 

Testigo de esto, son los moradores de las zonas aledañas a la Central de Trasporte de la ciudad, quienes tuvieron que pasar la noche de este 27 de abril en vela, por causa de un apagón que se extendió por cerca de seis horas.

 A esto se le suma que los usuarios deben soportar los cuantiosos daños y millonarias pérdidas que la deficiente calidad del servicio origina.

Según el comunicado emitido por Transelca, el corte de energía se debió a una falla al interior de la subestación Santa Marta, “el día de ayer (27 de abril) a las 9:39 p.m. se presentó falla en el cable de potencia del circuito Bonda a 13.800 voltios al interior de la subestación Santa Marta, afectando adicionalmente la bahía del circuito Concepción a 13.800 voltios. Ingenieros y técnicos de Transelca activaron de manera inmediata el plan de contingencia para atender la falla y utilizando los equipos de reserva de la subestación lograron restablecer el circuito Concepción a las 00:05 a.m. y el circuito Bonda a las 5:50 a.m. del día de hoy (28 de abril) a través de la instalación de nuevos cables de potencia”.

Aunque en algunos sectores el servicio fue restablecido a la medianoche, en barrios como La Concepción I, II y III, Andrea Carolina, Rincón de Santa Cruz, entre otros, la falta de energía eléctrica se extendió hasta entrada la mañana de ayer 28 de abril.

También podría gustarte