China asusta, hay rebrote el virus

363

Las autoridades chinas informaron de seis casos de infección local, vinculados en su mayoría al mercado de carne Xinfadi, en el distrito de Fengtai, al sur de Pekín, que fue cerrado. Decenas de habitantes de la capital dieron positivo al coronavirus, en los alrededores de ese mercado.

El gobierno chino ordenó ayer el confinamiento inmediato de 11 zonas residenciales de Pekín donde se detectaron varias decenas de casos del nuevo coronavirus, pandemia que sigue asolando a Brasil, convertido en el segundo país del mundo más castigado, con casi 42.000 muertos.

Las autoridades chinas informaron de seis casos de infección local, vinculados en su mayoría al mercado de carne Xinfadi, en el distrito de Fengtai, al sur de Pekín, que fue cerrado. Decenas de habitantes de la capital dieron positivo al coronavirus, en los alrededores de ese mercado.

Centenares de agentes policiales fueron vistos por periodistas de la AFP en las inmediaciones del mercado.

El viernes, las autoridades chinas retrasaron la vuelta a las escuelas primarias de Pekín y suspendieron los actos deportivos debido a la aparición de los tres primeros casos, tras dos meses sin detectarse ninguna infección por covid-19.

Estos contagios hacen temer que la pandemia resurja en China, donde brotó en diciembre en la ciudad de Wuhan (centro). Las autoridades controlaron la epidemia con un férreo confinamiento y las medidas fueron levantándose a medida que los contagios remitían.

También se teme una segunda ola en Estados Unidos, país más castigado por la covid-19 con más de 114.500 decesos, donde varios estados que retomaron actividades en abril registran un número importante de nuevos casos.

 BRASIL PREOCUPA

En todo el mundo, el coronavirus deja más de 432.000 muertos y 7,6 millones de contagios confirmados, según un balance de AFP. Pero las cifras reales podrían ser muy superiores debido a la falta de diagnósticos en muchos países.

Los casos declarados en el mundo se duplicaron desde el 7 de mayo, y los decesos en el último mes y medio.

Europa es el continente con mayor número de infecciones (más de 2,3 millones, el 30% del total), pero es en América Latina y el Caribe donde el coronavirus avanza más rápidamente: el viernes registró más de 55.000 casos, un 40% del total de contagios confirmados ese día.

En total, en América Latina se detectaron más de 1,5 millones de casos confirmados, y los muertos superan los 76.000.

Brasil llegó el viernes a los 41.828 decesos y se convirtió, en número de fallecidos y de contagios, en el segundo país más afectado del mundo después de Estados Unidos. Solo entre el 6 y el 12 de junio, registró 187.887 nuevos casos.

En muertes por millón de habitantes, el panorama en Brasil es menos dramático: 199, frente a las 344,5 de Estados Unidos y las 611 de Reino Unido.

“La situación en Brasil es preocupante, todos los estados se ven afectados. El sistema sanitario no está aún colapsado, pero hay regiones donde se está a punto de alcanzar la saturación”, dijo Mike Ryan, director de las cuestiones de urgencia sanitaria en la Organización Mundial de la Salud (OMS).

México, segundo país latinoamericano más afectado, reportó 5.000 nuevos casos el viernes, un récord diario en este país donde ya murieron 16.448 personas y más de 139.000 se han contagiado. Chile también registró sus peores cifras diarias y suma 2.870 fallecimientos.

La situación en América Latina renueva la pregunta de si el virus SARS-CoV-2, responsable de esta pandemia, se debilita con la llegada del buen tiempo, como ocurre con otros.

“A medida que se acerca el invierno austral, Argentina, Chile, el sur de Brasil o Sudáfrica asisten a crecimientos epidémicos fuertes, que recuerdan a los nuestros de hace unos meses”, apunta el epidemiólogo Antoine Flahault, director del Instituto de Salud Global de la Universidad de Ginebra.

También podría gustarte