Usuarios de la Clínica General del Norte se quejan por mal servicio

81

Con esta situación, los docentes  pretenden llamar la atención respecto de lo que consideran el inadecuado servicio de salud que se les presta.

Usuarios de la Organización Clínica General del Norte, centro médico Mersalud de El Banco, expresan su inconformismo por la forma como están siendo atendidos debido a la pandemia, los docentes aseguran que los pacientes con enfermedades crónicas  les están cambiando los medicamentos lo cual pone en riesgo su salud.

Los afectados hacen  la denuncia pública y exigen una solución a las directivas del centro asistencial en temas como las teleconsultas, citas con el  médico internista, “El llamado a los compañeros de EDUMAG Y FECODE, para que intervenga, y hagan lo que corresponda a los términos de referencia de la contracción con el FOMAG y la Organización Clínica General del Norte, para se cumpla en la contracción” aseguró el  Subdirectivo de Edumag, del  Banco, José Luis Barba Ospino.

 “Se han venido aprovechando por la emergencia del Covid 19, de los pacientes con enfermedades crónicas, terminales y congénitas, les han cambiado los medicamentos a los docentes de El Banco, hacemos esta denuncia el día de hoy, yo soy hipertenso y diabético y hasta la fecha no me han dado los medicamentos, hacemos el llamado a las directivas del centro médico para que no le cambien los medicamentos”, manifestó uno de los docentes afectados.

De otra parte manifiestan que las fórmulas médicas que antes eran entregadas para tres meses, ahora solo la entregan para treinta días, lo cual hace que se colapse el centro de salud teniendo en cuenta que las personas enfermas deben estar dirigiéndose a reclamar sus medicinas, lo cual pone en riesgo su salud y la de sus familias.

MÁS QUEJAS DE LOS USUARIOS

Cada día son más los docentes que se quejan del servicio que reciben en el centro médico, por lo que exigen a la Supersalud tome cartas en el asunto

“Acabo de recibir la fórmula de mi mamá y me llevo la sorpresa que están cambiadas,  ella  es una paciente que es invidente, de 80 años, tiene una discapacidad y no le pueden hacer esto”, manifestó la docente Miriam Pérez.

De otra parte la docente Jazmín Torres asegura que está a la espera de unas terapias y hasta la fecha no ha tenido respuesta: “en mi caso tengo un problema en mi hombro necesito de 30 terapias para poder recuperarme y controlar dolor, entonces también pienso lo mismo se están aprovechando de la situación del Covid para brindarnos un mal servicio, esas llamadas por teléfono son un desastre, a mí me ha tocado ir  y venir”.

Los docentes aseguran estar cansados de lo que catalogan un padecimiento diario que deben afrontar junto a sus familias adscritos en Santa Marta y el Magdalena, sobre los servicios médicos prestados y del constante incumplimiento en los compromisos de mejoramiento de la atención de salud.

También podría gustarte