Murieron dos hermanos al accidentarse tractomula

273

Rusbel Jiménez Molina fue rescatado de entre las latas y hieros retorcidos por personal del Cuerpo de Bomberos de Santa Marta quienes tuvieron que utilizar herramientas especiales.

 

Las primeras investigaciones señalan que el accidente se habría registrado por exceso de velocidad lo que habría hecho que el conductor perdiera el control del automotor en una curva.

 

Las recomendaciones emitidas permanentemente por las autoridades de tránsito para lograr la disminución del creciente índice de accidentalidad en carreteras del departamento del Magdalena una vez más fueron ignoradas, lo que generó un accidente en el que un conductor de tractomula y su hermano quien oficiaba como ayudante murieron luego que el vehículo en el que se movilizaban se volcara estrepitosamente.

El percance vial se registró en una curva ubicada en el kilómetro 9 de la carretera Troncal del Caribe, vía entre Santa Marta y el departamento de La Guajira, jurisdicción del corregimiento de Guachaca, área rural de la capital del Magdalena.

“Fue un accidente terrible en el que el vehículo quedó completamente destruido y se tuvo que trabajar por un buen rato para poder rescatar al conductor quien había quedado atrapado”, dijo un residente del sector quien llegó al lugar del siniestro.

 

LAS VÍCTIMAS

Según le reporte que manejan las autoridades una de las víctimas mortales fue identificada como Rusbel Jiménez Molina, de 42 años, natural de Barranquilla, quien oficiaba como conductor de la tractomula referenciada con las placas XGJ-068.

La otra persona quien perdió la vida fue reportada como Jorge Luis Ramírez Molina, de 28, hermano del conductor, quien lo acompañaba como copiloto. También era oriundo de la capital del departamento del Atlántico.

 

 

EL ACCIDENTE

Informaciones conocidas por HOY DIARIO DEL MAGDALENA señalan que el accidente se habría registrado por una presunta imprudencia del conductor quien al parecer excedió los límites de velocidad permitida lo que le habría hecho perder el control del automotor de carga en una curva lo que no le permitido maniobrar para poder estabilizarlo.

Esto generó que el automotor se volcara violentamente cuyo impacto hizo que el copiloto saliera expulsado y cayera sin signos vitales a varios metros de distancia.

Entre tanto, el conductor quedó en estado de inconsciencia dentro de la cabina de donde fue sacado y trasladado en una ambulancia de Red de Urgencias de la Costa hasta la sala de urgencias de la Clínica Bahía en donde dejó de existir varias horas más tarde por causa de los graves golpes de los que fue víctima.

 

Completamente destruida quedó la tractomula tras el volcamiento que se registró al parecer por exceso de velocidad, aseguraron las autoridades de tránsito.

 

RESCATADO POR LOS BOMBEROS

Al sitio hizo presencia un grupo del Cuerpo de Bomberos de Santa Marta quienes fueron los encargados del rescate del conductor de entre los hierros y latas retorcidos utilizando herramientas hidráulicas especiales para este tipo de situaciones.

Los trabajos fueron adelantados por poco más de media hora y luego del rescate se produjo el traslado al centro asistencial samario en donde pese a los esfuerzos de los médicos murió.

 

INSPECCIÓN A LOS CADÁVERES

Al lugar de la tragedia llegaron los integrantes de la Unidad Criminalística de la Policía de Tránsito de la Metropolitana de Santa Marta quienes fueron los encargados de realizar la inspección técnica al cadáver de Jorge Luis Ramírez Molina.

Pasadas varias horas la misma unidad de trasladó hasta la clínica Bahía de Santa Marta en donde practicaron la diligencia de Rusbel Jiménez Molina.

Ambos cuerpos fueron llevados hasta la morgue del Instituto de Medicina Legal de esta ciudad de donde hoy serán reclamados por sus familiares.

También podría gustarte