Los escenarios la herencia de los Bolivarianos

269

A partir de ahora y gracias a las vías de comunicación de alta gama que fueron construidas, la ciudad se extenderá hacia sus escenarios deportivos, eso sí, sólo si las autoridades generan un movimiento serio y responsable para ponerlos al servicio de los jóvenes talentos samarios, para lograr ese desarrollo deportivo tan esperado en la región.

 

La Perla de América, Santa Marta, considerada una de las ciudades colombianas con mayor desarrollo en los últimos tiempos logró con los Juegos Bolivarianos, los efectos propios del deporte al servicio del desarrollo, como ha ocurrido en tantas oportunidades más, porque los escenarios deportivos siembran desarrollo urbano a su alrededor, como ocurrirá con el Parque Bolivariano, en donde están la mayoría de los escenarios, que motiva a mejorar un sector de la ciudad, y la zona de Bureche, un inmenso bosque en donde se construyeron, el estadio de fútbol, uno de los más bonitos y modernos del país; el de atletismo, dotado de todas las especificaciones necesarias para grandes eventos del deporte base, y la pista de bicicross, que generó los mejores comentarios de los deportistas que volaron sobre dicha cinta.

 

 

A partir de ahora y gracias a las vías de comunicación de alta gama que fueron construidas, la ciudad se extenderá hacia sus escenarios deportivos, eso sí, sólo si las autoridades generan un movimiento serio y responsable para ponerlos al servicio de los jóvenes talentos samarios, para lograr ese desarrollo deportivo tan esperado en la región.

De lo contrario se convertirían en elefantes blancos y los Juegos Bolivarianos, en una pintura histórica en la cual se reunieron atletas de varios países para dar vida a un certamen deportivo y fraterno, plasmado en los registros, y nada más.

También podría gustarte