Sociedad de Arquitectos en desacuerdo con el POT

2.142

POR  
KATIA VÁSQUEZ  

La Sociedad Colombiana de Arquitectos regional Magdalena, la cual preside, Daniel Varón Quintero, ha estado acompañando el proyecto de formulación de un nuevo POT, que arrancó en el gobierno de Carlos Caicedo, a partir de lo dispuesto en el Plan de Desarrollo del periodo 2012 – 2016, dijo sentirse decepcionado , porque ese proyecto del POT, es más un diagnóstico de los documentos que hacen falta, de los estudios que hacen falta, de lo que realmente está concertado, hacen falta 21 estudios para que para que el Plan de Ordenamiento Territorial se concrete, se consolide, entonces, uno se pregunta, qué hicieron estos señores consultores durante 8 años”, dijo.  

En declaraciones a HOY DIARIO DEL MAGDALENA, Varón Quintero, presidente de la Sociedad Colombiana de Arquitectos en el Magdalena, aseguró que en ese proceso de revisión del POT, han asistido como colegio de arquitectos, por el hecho de tener la idoneidad para entender de esos temas, mejor que cualquier ciudadano, temas de ordenamiento territorial del diseño de la ciudad.

Varón resaltó que, “ese es un proceso en el que no aparecemos hoy, sino que hemos venido haciendo seguimiento y participando activamente del proceso”, seguidamente dijo que “este proceso ha tenido varias interrupciones, de tal manera que, el documento diagnóstico y el expediente urbano, que se llama así, están desactualizados, entonces ahí, hay una primera ruptura entre lo que hoy existe en discusión en el Concejo y lo que hicieron las primeras Consultoras de ONU-Hábitat, Ecopetrol, Fundación ProSierra y Geografía Urbana, liderados por AECOM.

“Del POT hay mucho que decir, hay un proyecto presentado por los consultores del alcalde Rafael Martínez, un proyecto complejo de entender y con una innegable buena voluntad de las dos últimas administraciones, de la actual alcaldesa, hay que reconocerle la voluntad de sacar este POT adelante por el bien de la ciudad, por haber invertido cuantiosos recursos en la supuesta mejores consultorías que pudieran lograr para entregarle a la ciudad de Santa Marta un Plan de Ordenamiento Territorial de última generación,”, expresó

ESTUDIOS FALTANTES  

Para la Sociedad de Arquitectos del Magdalena, el POT es un proyecto que va por buen camino, no obstante, recomiendan a la alcaldesa Virna Johnson a tomarse un tiempo prudencial para analizarlo, porque a ella sería a quien le tocaría gobernar a una ciudad con un POT con muchas indefiniciones.

De este modo, Varón Quintero dio a conocer algunos de los estudios faltantes para que para que el Plan de Ordenamiento Territorial se concrete: “el primero el más importante, dónde está el plan maestro de acueducto y alcantarillado de Santa Marta, todos sabemos que hemos sufrido con este problema del agua por años, era lo primero que debía tener un plan maestro de acueducto y alcantarillado, está bien, Metroagua se fue se lo robó no le entregó, pero hoy este POT debería tener un plan maestro de acueducto y alcantarillado, y en los estudios entregados, no aparece”.

Asimismo, Varón explicó que “hay unos estudios de una valoración para ciertos sectores de la ciudad que quieren declararse conservación histórica patrimonial, como Pescaito,  la Avenida del Libertador un tramo,  el Centro Histórico, de los cuales esos estudios de valoración patrimonial no existen”.

Estudio de detalle del riesgo, la Gestión del Riesgo es una obligación en los procesos de revisión del POT, según explicaba a esta casa periodística, el arquitecto Daniel Varón, lo que se concertó con la autoridad ambiental con Corpamag el año pasado, son estudios generales, son estudios de riesgo cuyas escalas no permiten determinar con precisión qué sectores, que lotes específicos de la ciudad están sometidos a riesgo por avalancha, por inundación, por incendios, entre otros, esos estudios de detalles de escala 1000 y 2000 no existen y los consultores señalan que hay que contratarlos.

En cuanto al Sistema de Información Geográfica, SIG, el presidente de la Sociedad de Arquitectos, seccional Magdalena, indicó que “las cartografías hoy en día se entregan con unos SIG, para ello, los consultores están diciendo que el Distrito tendrá que contratarlo y que tienen seis meses para que entreguen los resultados y los productos de las SIG, para que pueda entrar en vigencia el POT, entonces, eso no se hace en seis meses, eso se demora más tiempo”

De igual manera, el directivo aseveró que entre los demás estudios faltantes también se encuentran, “los estudios de deficiencias urbanas, para las operaciones urbanística que necesita la ciudad para salir de su atraso, esta ciudad no va a salir del atraso apunta de predial de industria y comercio, de licencias de construcción, las ciudades como Santa Marta, salen de los atrasos con una gestiones que significan operaciones urbanísticas de gran nivel, como trasladar el puerto y reconvertirlo en un puerto de turismo y buscar otro mejor escenario para un puerto de carga, trasladar el aeropuerto también cuando se pueda dar la posibilidad, trasladar el batallón trasladar Ecopetrol para recuperar la vocación turística  y ecológica, que tanto defiende el consultor ahorita, que está muy bien, la realidad es que esas operaciones que están supeditadas a unos estudios de deficiencia urbana, que tampoco están”.

Al mismo tiempo, el entrevistado, explicó que hacen falta estudios de, planes de implantación y equipamiento, elaboración de talleres de participación social del Avance de las DOT, estudios de detalles tratados de tren ligero, estudios de detalle que la red de cable, plan del suelo para el sistema estratégico de transporte público,  plan de gestión de cargas urbanísticas, actualización del plan especial y de manejo del centro histórico, cartilla de jardines y terrazas verdes, estudio de propiedad para plan de Taganga, plan especial de equipamiento, plan de acción de oferta de sensibilidad del espacio público, plan de movilidad multimodal,  plan de regulación de espacio público, proyectos turísticos especiales, reglamento en  aprovechamiento de parques ecológicos distritales.

Más adelante, señala que, “especialmente uno que se llama la catástrofe multipropósito, que también es un estudio que debió hacerse con por lo menos dos o tres años, para que esto que se va a someter hoy aprobación del Consejo tuviera una lógica, esencialmente cuando están proponiendo los consultores de manera descabellada que más de 1000 hectáreas de territorio urbano se van a someter a la figura del plan parcial”.

Los predios urbanizables no urbanizados, que se vayan a desarrollar deberán tramitar su licencia de urbanismo y es en ese proceso que el urbanizador asume las cargas y los beneficios de acuerdo con el proyecto urbanístico que se quiera desarrollar.

En relación a esto, Varón Quintero, agregó que “aquí hay unos tratamientos urbanísticos que a la gente de los estratos medios y bajos, les van a limitar las alturas de su vivienda a dos pisos, antes pudieran tener normas para cuatro pisos y si estaban sobre corredores viales y se encontraban bien ubicados, podrían tener hasta 15 pisos dependiendo de las políticas normativas, ahora eso no va a ser posible, dentro de las nuevas áreas que los consultores definieron, arbitraria y caprichosamente, porque les pareció, entonces hay sectores completos que quedan condenados a dos pisos de altura”

Entretanto, afirma que, de ser así, “se va a fomentar la informalidad, porque el que quiera ampliar un tercer piso y sacar tres apartamentos, lo va a hacer sin licencia de construcción”.

Además, dijo que, “son unas cargas urbanísticas que se están tratando de implementar, que ellos sostienen que son legales, seguramente tendrán el respaldo del estudio, pero nosotros (Sociedad Colombiana de Arquitectos) hemos sostenido que están mal formulada”.

Es preciso mencionar que, las cesiones urbanísticas son las porciones de suelo que tienen el deber de ceder los promotores de una actuación urbanística con destino a la conformación del espacio público, los equipamientos y las vías que permiten darle efectivamente soportes urbanos a un desarrollo inmobiliario.

De la misma manera, aseveró que “hay que aclarar que, siempre ha sido el consultor claro y el Distrito en qué los proyectos de vivienda de Interés Prioritario (VIP) e Interés Social (VIS) que son los de menores ingresos que están exonerados de las cargas, pero es que los proyectos de menores ingresos llegan hasta ese techo de $140 millones y Santa Marta potencialmente se maneja dentro de estos estratos de $140, 190 y $200 millones, es una ciudad que siempre se mueve es en el estrato 2 y estrato 3, se están grabando, te repito, con el doble de la carga esos estratos que los estratos 6”.

Por ende, para Daniel Varón Quintero, “eso no tiene ninguna lógica social y eso hay que decírselo a la comunidad y la comunidad lo tiene que saber, eso carece un estudio técnico que hubieran formulado, porque uno no entiende como un consultor va a poner esa aberración, sobre todo con un gobierno que se han hecho los votos por mayoría, con un discurso social de izquierda, de recuperación de lo público y de tratar de revindicar las diferencias sociales, eso en el discurso es magnífico y ha producido en unos votos formidable, que los llevaron al poder, pero yo estoy seguro que el gobernador y alcaldesa, no se han enterado de esta aberración, hay que decirle que los estratos 2 y 3, van a pagar el doble por esas nuevas cargas urbanísticas, que los estratos 6”.

 ‘EXPERIMENTO

URBANÍSTICO’

La Sociedad de Arquitectos, señala que tras la socialización que realizó el exalcalde Rafael Martínez, sobre algunos proyectos estratégicos, el suelo de protección ambiental, áreas de conservación arquitectónica, densidades habitacionales, movilidad, espacio público, entre otros, presentaron derecho de petición para manifestar las preocupaciones que actualmente han dado a conocer en el Concejo, pero la cual no fue respondida en su momento, para dar a conocer sus inconformidades.

“Lamentablemente no tuvieron tiempo de contestarnos, tal vez porque entramos en el tema del Covid-19, que es otro tema que impacta la ciudad negativamente en sus empleos y que también hace pensar que no es el momento para establecer un régimen nuevo de cargas urbanísticas, es inoportuno”, dijo.

Asimismo, enfatizó que “valoramos el trabajo que está haciendo el Concejo Distrital, estos concejales son muy juiciosos, muy estudiosos y muy serios, desde el presidente pasando por los ponentes, por la mesa directiva, por la comisión de ordenamiento territorial, ellos han hecho un trabajo exhaustivo con este Cabildo Abierto, que han escuchado a toda la gente y se han dado cuenta de que realmente tenemos razón cuando hemos cuestionados estos aspectos de infraestructura territorial,  en el proyecto del POT,  de verdad que tenemos un consejo admirable, que está tratando de enderezar el entuerto que está presentado, una cosa es el documento que el consultor nos presentó y otra cosa el ejercicio, como un experimento urbanístico que quieren hacer con Santa Marta, y realmente esa empresa consultora, se va de la ciudad y nos deja que el agravio y nosotros tenemos que estar amarrado y la alcaldesa en sus próximos tres años tendrá que estar tratando de sacar de la crisis económica y social a la ciudad con un POT que no le va ayudar para nada”.

PRESUPUESTO  DEL POT  

De acuerdo a lo informado por Varón Quintero, “en el estudio el presupuesto que entrega de inversiones para llevar a cabo el POT hasta el año 2032 es algo así como $140.000 billones, esto significa que el Distrito tendría que invertir anualmente cerca de $10 billones y el presupuesto no pasa de $600,000 millones anuales, entonces está completamente pasado de la realidad el presupuesto, tal vez porque ellos tienen en la cabeza unos programas muy ambiciosos”.

Por ende, “se considera que es un POT bastante ambicioso, pero de la misma manera expresan que es un Plan de Ordenamiento que está un tanto crudo y que le está dejando mucho trabajo a la secretaría distrital de Planeación a futuro, que esto podría generar con unas formulaciones de unas nuevas cargas urbanísticas, mayor recesión en el sector inmobiliario” acotó Varón.

Finalmente, según lo explicado por el presidente de la Sociedad de Arquitectos del Magdalena, es factible mencionar que poner en discusión de una manera tan afanosa un documento tan trascendental para el desarrollo la ciudad y del beneficio de todos sus ciudadanos, en medio de una crisis de Pandemia sin precedentes económicos y sociales, es por demás un acto de ligereza con Santa Marta. No es justo que la gente vea pasar por el frente de sus ojos la imposición de un documento lleno de imprecisiones, ilegalidades y situaciones que merecen mayor explicación. La alcaldesa Virna Johnson, en un acto de sensatez debería repensar la conveniencia de impulsar un proyecto de acuerdo en medio de esta crisis, ante la cual, la ciudad desconoce la realidad a la que se va a enfrentar y porque de seguro, además, los modelos de ciudad a nivel global se tendrán que replantear.

“Con eso que presentaron (POT) estamos en total desacuerdo y hemos erradicado hoy un documento de más de 21 páginas, en las que nos hemos pronunciado, artículo por artículo del proyecto, diciéndole al Concejo cuál es nuestra posición referente a eso y que salidas hay para tratar de corregir ese entuerto”, concluyó.

También podría gustarte