Sorprendido el alcalde Tete Samper tomando licor junto a 18 personas

1.828

Como un mal ejemplo para la comunidad fue considerado el comportamiento del alcalde de Ciénaga Luis Alberto Tete Samper, quien fue sorprendido junto a 18 personas más, ´mamando´ ron al interior de un parqueadero. 

La polémica se armó a través de las redes sociales tras conocerse oficialmente por parte de la Policía que el Alcalde fue sorprendido celebrando su cumpleaños en un lavadero de carros la ciudad de Santa Marta.

Vecinos de los alrededores denunciaron que hasta altas horas de la noche en el lugar había unos carros de alta gama, que estaban en el establecimiento pese a que en el Distrito rige la medida de toque de queda.

“Ante la información obtenida por algunos medios de comunicación que se dan cuenta de una reunión en un establecimiento público, la Policía Nacional desarrolla un procedimiento y se hace un cierre temporal del establecimiento teniendo en cuenta que se encontraban aparentemente violando los decretos que restringen estos eventos en pandemia; así mismo se imponen 18 comparendos por el Código Nacional de Convivencia Ciudadana a varias personas que se encontraban en el establecimiento. El alcalde de Ciénaga se encontraba saliendo del lugar, el personal informa del procedimiento y se le hace el respectivo comparendo”, manifestó el comandante de la policía metropolitana de Santa Marta, Óscar Solarte.

ALCALDÍA NIEGA PARRANDA 

Por su parte  la Alcaldía de Ciénaga manifiesta que no hubo tal ‘parranda’, solo se hizo entrega de un reloj al burgomaestre y que las únicas facturas de pago son la de los carros que se lavaron y un domicilio que se hizo a un restaurante de la ciudad.

Sin embargo, hasta el cierre de esta edición no hay un comunicado oficial que corrobore la información suministrada de manera informal. Pese a lo manifestado por la alcaldía de Ciénaga, los comparendos fueron aplicados a las personas que allí se encontraban, por violar la cuarentena y estar hasta altas horas de la noche en la calle.

De otra parte se conoció que las personas que se encontraban dentro del establecimiento, les fueron quitados sus teléfonos celulares para evitar que mal intencionados intentaran tomar fotografías o videos de la reunión que se estaba realizando.

COMUNIDAD ESTÁ MOLESTA 

Por su parte algunos cienagueros manifiestan que este no debe ser el ejemplo que deben dar los funcionarios públicos, quienes en reiteradas ocasiones vienen exigiendo a la población no salir de casa y evitar este tipo de reuniones para evitar la propagación del Covid-19.

No ven con buenos ojos como en reiteradas ocasiones llegan hasta las casas e imponen multas a quienes se reúnen de manera ilegal a hacer sus fiestas, mientras ellos se reúnen en otra ciudad para poder hacerlo.

También podría gustarte