POT debe regular ocupación de los cerros de Santa Marta: Dadsa

234

La ocupación irregular de los cerros de Santa Marta lejos de reducirse continúa incrementándose de manera alarmante, se estima que son más de 12 mil las familias, entre venezolanos y colombiano, las que se encuentran habitando las zonas altas de las diferentes montañas de esta ciudad. 

En la actualidad los cerros urbanos de Santa Marta se han caracterizado por presentar una fuerte presión antrópica producto de las invasiones, por lo que según expertos, se encuentran en alto grado de vulnerabilidad y se convierten en una amenaza latente por la remoción del suelo y cobertura vegetal.

Durante su intervención en la más reciente sesión del Concejo Distrital, Carmen Patricia Caicedo, directora del Departamento Administrativo Distrital de Sostenibilidad Ambiental, Dadsa, dejó entrever su preocupación ante la actual situación de los cerros precisando que, el nuevo Plan de Ordenamiento Territorial debe regular la ocupación irregular sobre los mismos.

 “Se debe considerar que las reglas actuales del POT no han impedido su invasión con urbanismos de bajísima calidad, con amplias zona de remoción de suelo, masa vegetal y en general, predadores del entorno ambiental, por lo que las nuevas reglas de ordenamiento territorial urbano y rural deben comprender para mitigar este tipo de urbanismo lesivo del entorno natural a los cerros samarios”, manifestó la directora del Dadsa.

Y es que la tragedia ambiental que significa la construcción de casas y cambuches por personas que buscan radicarse en los cerros de Santa Marta no hace más que crecer; lo que ha causado una sobrepoblación en estas áreas de la ciudad y aumentado el riesgo de que se presenten emergencias, sobre todo, en esta temporada de lluvias que atraviesa la ciudad.

 “Hay grupos poblacionales que están construyendo, hay un desborde. Como autoridad hemos tratado de frenarlos pero no ha sido posible, se necesita un músculo muy fuerte de protección, pero esto tiene que ir articulado con una discusión sobre cuál es el modelo de protección para los cerros más adecuado, porque en estos momentos hay un modelo desordenado que afecta a nivel ambiental, urbanístico, hay un riesgo para esas familias, sobre todo, cuando hay lluvias, pero también hay afectación de la estética urbana”, señaló Caicedo.

BACRIM COLONIZAN LOS CERROS

Por otro lado, en medio de su intervención la directora del ente ambiental precisó que, otro de los problemas que a cuesta trae la invasión de los cerros es que están siendo colonizados por mafias, bandas y grupos emergentes  en Santa Marta.

 “Hay algunas bacrim detrás de los cerros formando una cadena de seguridad para ellos mismos, donde guardan armas y se concentra el microtráfico. Hay una situación especial con este desborde que hay de la habitabilidad de los cerros de la ciudad que tiene preocupada a la administración”, expresó la directora del Dadsa.

No obstante, Caicedo sostuvo que ya existe un grupo articulado entre la Policía Nacional, las Fuerzas Armadas y la Administración Distrital para tratar esta situación de bandas criminales azotando los cerros de Santa Marta.

 “Es una preocupación que tenemos y que por su puesto ustedes como Concejo y coadministradores que están en plena discusión del plan de ordenamiento deberían mirar cuál es la mejor medida de protección para los cerros, que para mí, en el caso de autoridad ambiental, se convierten en ecosistemas fundamentales por todos los servicios que nos prestan”, concluyó Carmen Patricia Caicedo, directora del Departamento Administrativo Distrital de Sostenibilidad Ambiental, Dadsa.

SIERRA NEVADA, EROSIÓN COSTERA Y LOS BOSQUES 

Por otro lado, en medio del debate también se tocaron temas de importancia y gran envergadura como la protección de los distintos escenarios ecológicos que tiene la ciudad de Santa Marta.

El concejal Juan Ruiz Frutos, citante al debate aseguro que en muchas cosas se debe actuar en vez de plantear cosas a futuro, y mostró su preocupación por el deshielo de la Sierra Nevada de Santa Marta, la crisis que ya se observa en la estrella de San Lorenzo y el abuso permanente a los cerros de la ciudad. “Sin duda que se hace necesario inversiones de tipo económico para preservar nuestros escenarios naturales en esta apuesta de luchar contra el cambio climático y pasar de la propuesta a la acción, y sin duda que necesitamos que el POT Santa Marta 500 años incluya las herramientas necesarias para cuidar este territorio que es cien por ciento ambiental”.

Carmen Patricia Caicedo, directora del DADSA abordó otro tema como es El Bosque Urbano y de ello dijo de cara al POT. “Ofrece servicios ecosistémicos que mejoran las condiciones ambientales y, por lo tanto, contribuyen al bienestar de la población en las ciudades, a saber: la mitigación de la contaminación atmosférica, la captura y el almacenamiento de carbono, la regulación hídrica y microclimática, la oferta de hábitat y de alimento para la fauna y el aporte paisajístico, entre otros. Entender estos servicios en profundidad permite que las intervenciones en el espacio público y privado sean más acertadas y sostenibles desde el punto de vista ambiental, contribuyendo a la implementación de espacios verdes sólidos para el disfrute ambiental y como mecanismos de mitigación y adaptación al cambio climático”.

Por su parte el concejal Juan Carlos Palacio, dijo que el tema ambiental en el actual POT “Jate Matuna” 2000- 2009, no fue asumido por ninguna de las administraciones de gobierno anterior, de tal forma que este nuevo Plan debe tener en el centro esa situación de suma importancia y por eso el DADSA será fundamental. “Me preocupa la situación de erosión costera que hoy se ve en distintos puntos de la ciudad y así encontrar apoyo desde el nivel central, de otra parte, ojalá se pueda dejar una política clara para defender nuestros cerros de una vez por todas, porque hoy cada vez que uno mira para un cerro, por ejemplo, en El Rodadero hay parada una casa nueva”.

La funcionaria Distrital, también hizo énfasis en cuidar todos los escenarios naturales. “Los bosques secos, los ecosistemas costeros, los ecosistemas marinos son fundamentales para mitigar el cambio del clima, sumado a las acciones necesarias que se deberán normar para el proceso de urbanización en el suelo rural y las áreas urbanas, allí se deberá plantear un sistema de normas que permita disminuir la dependencia de las energías fósiles y eléctricas, construcciones con un menor impacto en el entorno, estructuras resilientes que coexistan con un frente marino costero constantemente cambiante y todas las demás que contribuyan a construir un territorio sustentable”.

Por parte del concejal José María Chema Mozo, denunció que hoy una planta de procesamiento de pollos en un lugar de la ciudad, debería ser mirado por la dirección del DADSA, porque afecta de manera seria el ambiente y en el entorno donde está ubicada. A su vez el concejal Álvaro Linero Montes, criticó a la Corporación Corpamag y pidió que deje ser una oficina de cobro y se convierta en una entidad con obras que visibilicen su accionar ante los recaudos que recibe del Distrito. Finalmente, el concejal Efraín Vargas, le dio la razón a Carmen Patricia Caicedo de cuidar entre todos a los cerros, playas y escenarios naturales del Distrito y la invito a que los acompañe a seguir discutiendo el Plan de Desarrollo Territorial POT Santa Marta 500 años

También podría gustarte