Dadsa pone frena invasiones y  extracciones ilegales de arena 

162

Estos operativos de vigilancia y control se dieron durante una nueva jornada de recolección de inservibles en Villas de Alejandría. 

El Departamento Administrativo Distrital de Sostenibilidad Ambiental -Dadsa-, dirigido por Patricia Caicedo, desmontó dos puntos ilegales de extracción de arena y de carbón vegetal, al igual que detuvo el avance de otras dos invasiones que venían afectado el ecosistema de la ronda hídrica del río Manzanares a la altura de la urbanización Villas de Alejandría.

Estas medidas de prevención se hicieron efectivas durante una nueva jornada de recolección de inservibles, donde la comunidad se sumó al Dadsa con la entrega voluntaria de colchones viejos, muebles arruinados y hasta lavadores y neveras que pudieron haber terminado en el Manzanares. .

 “Nos parece excelente y ojalá que todos lo samarios sigan apoyando esta iniciativa. Ya es hora de recuperar el río y de no arrojar lo que no sirve en él”, dijo Dora Campuzano, lideresa del sector.

Con relación a las invasiones, la autoridad ambiental sensibilizó a las personas que hacían uso de estos predios irregulares, los cuales habían cercado. Sin embargo, se les dio un tiempo para que las desmonten o serán sometidas a sanciones.

Cabe precisar que las acciones de desmonte fueron emprendidas por el Dadsa como ente rector de la política ambiental y ecoturística en el Distrito, en el marco de sus funciones establecidas mediante: la Ley 99 de 1993, la Ley 768 de 2002, el Acuerdo Distrital 005 del 2003 y demás normativas ambientales relacionadas.

Mientras que la recolección de inservibles se cumplió en el marco de los proyectos ‘Mi Barrio, Mi Río’ y ‘Desplástifica tu Ciudad’, por medio de los cuales se busca recuperar los ríos Manzanares y Gaira; y la quebrada Tamacá.

En la actividad también participaron la Empresa de Servicios Públicos de Santa Marta –Essmar-, Interaseo, la Unidad Defensora del Espacio Público –Udep- y la Organización Salva tu Río, entre otras.

También podría gustarte