Hijo de ‘Jorge 40’ renunció a coordinación de Víctimas 

28

POR 
NINOSKA 
REYES URDANETA 

A través de una carta remitida a la ministra del Interior, Alicia Arango, Jorge Rodrigo Tovar Vélez, hijo de Rodrigo Tovar Pupo, alias ‘Jorge 40’, renunció al cargo de Coordinador del Grupo de Víctimas. 

En la misiva, Tovar agradeció a Dios por darle la fortaleza de poder servir al país y a las víctimas por darle la oportunidad de trabajar juntos desde hace cuatro meses.

“Gratitud infinita por abrirme sus corazones, por dejar a un lado los prejuicios y trabajar juntos e incansablemente, mañana, tarde y noche, por las más de nueve millones de víctimas de Colombia”, aseguró y agregó que a pesar de su dimisión, desde el lugar se encuentre continuará con ese compromiso con ellos para que se alcance el cumplimiento de sus derechos.

Asimismo, Tovar Vélez agradeció a la ministra Arango y al viceministro Daniel Palacios, haberle permitido trabajar al lado de ellos y señaló que se lleva aprendizajes sobre la vida y la importancia de servir con dedicación y disciplina a quienes más lo necesitan.

 “Su inmenso amor por Colombia me enseñó que trabajar por un país muchas veces implica sacrificios, que son recompensados con la sonrisa o el abrazo de las personas a las que servimos con amor, y desinteresadamente”, enfatizó.

Finalmente, dijo que la solicitud de su relevo se da por motivos personales ajenos a su voluntad y manifestó que seguirá aportándole a Colombia durante su carrera y en nuevas oportunidad que tendrá en el futuro.

La renuncia de Tovar se da después de que el pasado domingo el alto comisionado para la Paz, Miguel Ceballos, afirmara que ‘Jorge 40’ sería deportado a Colombia a finales de septiembre, luego de cumplir una pena por narcotráfico en Estados Unidos.

Jorge Rodrigo Tovar Vélez, inició su vida laboral en la Alcaldía de Valledupar. Posteriormente, trabajó en la Oficina Asesora de Paz de la Gobernación del Cesar y en la Organización Internacional para las Migraciones, donde tuvo participación directa en temas relacionados con las víctimas del conflicto armado.

El joven vallenato asesoró entidades del orden nacional como el Congreso de la República y el Ministerio del Interior. Además, es miembro del grupo de Diálogos Improbables de Valledupar.

Al momento de posesionarse como Coordinador del Grupo de Víctimas había Tovar Vélez había afirmado  que reconoce el dolor que causó su padre en Colombia, por lo que pidió perdón por los crímenes que él cometió, pero dijo que no hay razones para dejar su cargo en el Ministerio del Interior.

Insiste en que su deseo es unir a quienes piensan diferente para construir un país más incluyente porque él, que se reconoce hijo de la guerra, quiere ser hijo de la paz. “Lo que hizo mi padre no lo desconozco y he pedido perdón por lo que él hizo, a pesar de que no tengo la culpa”, dijo.

En una entrevista con El Tiempo, el alto comisionado para la Paz de Colombia, Miguel Ceballos, dijo que “ya está coordinando la deportación” de Tovar Pupo y aseguró que tiene 35 órdenes de captura, 38 medidas de aseguramiento y 1.450 procesos pendientes con la justicia colombiana.

Por lo tanto, en la víspera de su libertad, el Gobierno pidió la semana pasada la deportación de Tovar a las autoridades estadounidenses.

En ese sentido, la situación del Jorge Tovar era cuestionada por varios de los sectores que se preguntaban si el contratista debía abandonar su cargo.

También podría gustarte