A inscribirse para asistir a Misa presencialmente

538

Para apartar un lugar en la ceremonia que desea participar en la Catedral Basílica de Santa Marta de acuerdo con la fecha y el horario, pueden llamar al número telefónico 4325090. 

Todos los samarios y miembros de la comunidad católica están invitados a participar de la Santa Eucaristía presencial, y para ello deben inscribirse con anticipación, pues el aforo no debe superar las 50 personas, de acuerdo con los protocolos de bioseguridad.

Las personas interesadas pueden llamar al siguiente número telefónico: 4325090, y apartar su lugar en la ceremonia que desea participar, de acuerdo con la fecha y el horario, teniendo en cuenta, que de lunes a sábado hay dos horarios de misa, a las 12:00 del mediodía, y a las 4:00 de la tarde. Mientras que los domingos, son a las 7:00 a.m., 10:00 a.m., 12:00 del  mediodía, y 4:00 de la tarde.

Las Eucaristías son oficiadas por el párroco de la Catedral Basílica de Santa Marta, sacerdote Isidro de Jesús Castro Duque y el padre Óscar Rendón, delegado de la Pastoral Litúrgica y vicario cooperador del citado sagrado templo.

De acuerdo con la información suministrada por el organista de la Catedral Basílica de Santa Marta, Fredy Rico, en este sagrado lugar se vienen cumpliendo a cabalidad con los protocolos de bioseguridad para evitar cualquier contagio por el Covid-19.

“En la entrada de la Catedral se ubican dos personas para hacer cumplir las medidas sanitarias y tomar la temperatura a los feligreses, la cual no debe superar los 37 grados centígrados, en caso contrario, a la persona no se le permite ingresar al templo y si es de avanzada edad, se llamará a un familiar para que le de la atención necesaria. También a todos los asistentes  se les suministra alcohol y antibacterial para estar más seguros de que sus manos estén totalmente limpias”, aseguró Fredy Rico, quien  forma parte del Ministerio Musical.

Hasta el momento en la toma de la temperatura no se ha registrado ninguna novedad, y no se ha tenido que devolver a ninguna persona.

De igual forma, dentro de la Catedral Basílica de Santa Marta hay demarcaciones establecidas para que las cincuenta personas que asistan a las ceremonias religiosas guarden la distancia exigida.

Y en el momento de impartir la comunión, los sacerdotes, a pesar de que tengan sus manos limpias, deben utilizar el antibacterial y alcohol para nuevamente desinfectarse sus manos y entregar las hostias en las propias manos de los feligreses para que cumplan con este ritual importante de la Misa.

Una vez finalizada la Eucaristía y después de cada acto religioso se asea y se desinfecta completamente la Catedral Basílica de Santa Marta.

También podría gustarte