Colegios privados: La pandemia los tiene a punto de ´perder el año´

1.846

POR  
KATIA VÁSQUEZ  

La Asociación de Colegios Privados de Santa Marta, estiman que varios planteles están en riesgo de cerrar sus establecimientos por la deserción de estudiantes a causa de las dificultades económicas que enfrentan los padres de familia.  

La crisis derivada de la pandemia de Covid-19 ha impactado directamente al sector educativo en la capital del Magdalena, puesto que, hay padres que han tenido que sacar a sus hijos de escuelas privadas y cambiarlos a públicas.

Según lo expuesto por Danesa Johanna Vidal Acevedo, directora de la Asociación de Colegios Privados de Santa Marta, “la situación es terrible, prácticamente, porque muchos planteles han quebrado, los que nos hemos sostenido, estamos trabajando para cubrir las nóminas, la educación privada no tiene ningún tipo de garantías aquí en Colombia”.

En este sentido, Vidal Acevedo, aseguró que, “en la Asociación son 154 los colegios privados de los estratos 1 2 y 3 que han sufrido, pero también está la Asociación de otros colegios que corresponden a los estratos 4, 5 y 6, que no por ser de estratos más altos se han salvado de pasar por esta difícil situación, en efectos, no hay garantías”.

De este modo, los directivos y docentes de los colegios privados de la ciudad, manifiestan que desde que inició la pandemia, han trabajado solamente para el pago de nóminas y basados en la buena fe de los padres de familia, quienes son los encargados de pagar las mensualidades de los colegios, es importante mencionar que, las escuelas privadas subsisten es con dichos pagos.

 “Aquí en Santa Marta, en el país, la educación privada no está regulada, no está protegida, nosotros trabajamos confiando en la buena voluntad del padre de familia, no es fácil uno trabajar de este modo, se siente uno desmotivado y más que no se ha visto el apoyo por parte de la Administración Distrital”, agregó Danessa Vidal.

Por su parte, Lilia María Salas Guillot, directora del colegio Liceo San Lucas, afirmó que “las maestras están conmigo, no me han abandonado, no he sacado a ninguna, pero, en este momento les estoy debiendo el sueldo del mes de agosto, no tengo cómo pagarles, los pocos padres de familia que no han retirado, no han terminado de cancelar, son pocos los que cancelan la mensualidad a tiempo”, seguidamente, dijo que “cuando inició la pandemia, yo pensé que se acabó el colegio, porque la gente estando en una situación normal demora para pagar,  ahora en esta situación menos quieren hacerlo, ponen muchas excusas”.

Asimismo, Salas Guillot, aseveró “el gobierno sabe que los colegios privados no tenemos apoyo económico de ninguna entidad, ni menos del Distrito, nosotros subsistimos nada más con la mensualidad que pagan los padres de familia, estamos pidiendo un salvavidas porque la situación está muy complicada”.

Esta situación sin duda evidencia un panorama complicado para todo este sector, las instituciones se están quedado sin alumnos, y el poco dinero que reciben no es suficiente para pagar a docentes, administrativos, el arriendo de algunos.

PIDEN SER ESCUCHADOS 

Se conoció que, a inicios de la pandemia, el gremio de colegios privados tuvo una reunión con el Distrito, sin embargo, en dicha reunión, no sólo participaron ellos, sino que, además, estuvieron el gremio de los hoteleros, restaurantes, entre otros.

Es por ello, la Asociación de Colegios Privados de la ciudad, solicitan tener una reunión con la alcaldesa en privado, “si es preciso presencial donde nosotros podamos exponer nuestras condiciones, nuestras necesidades, sin embargo, no ha sido posible, hemos tratado de conciliar esta cita y no ha sido posible, estamos en una completa incertidumbre porque no sabemos que le espera la educación privada de la ciudad en el 2021”, acotó Vidal Acevedo.

 “Pido a la señora Alcaldesa nos escuché, que mire nuestras necesidades, que nos dé la oportunidad de expresarnos”, agregó.

De igual manera, la directora del colegio Liceo San Lucas, le hizo un llamado al Gobierno Distrital, “es necesario que por esta ocasión se pongan la mano en el corazón y miren a los colegios privados, pequeños, medianos o grandes, que nosotros le servimos a la comunidad, este trabajo que es hermoso, pero, bastante duro, sobre todo porque nuestros ingresos económicos sólo dependen del pago de las mensualidades de cada padre de familia, si nos brindarán un auxilio económico en este momento que lo estamos necesitando, Dios se lo recompensará de gran manera”.

SOLICITAN SALVAVIDAS   

Los propietarios de los colegios privados solicitan ayuda al Gobierno Nacional para no tener que cerrar sus puertas, afirman que hasta ahora los alivios han sido insuficientes y los bancos se niegan a aprobar créditos por la incertidumbre financiera que afrontan las escuelas.

 “El Gobierno estaba ofreciendo préstamos para los colegios privados, pero por ejemplo en mi caso, yo no me atrevo a hacer un préstamo para mejorar la infraestructura del Colegio, porque yo acabo de hacer uno que está respaldado por mi sueldo con el magisterio, no cojo sueldo porque mi sueldo lo cogen los bancos, así que esa solución no es viable”, dijo Lilia Salas Guillot.

En cuanto a esto, la directora de la Asociación de Colegios Privados, expresó que el Gobierno ofreció créditos condonables, “los cuales tuvieron muchos filtros y no todo el mundo pudo acceder a ellos, yo tengo mi colegio legalmente constituido yo no pude acceder a los créditos condonables, porque los requisitos que pedían eran muy exagerados, no todo el mundo fue aprobado y a quienes se les dio, todavía es la hora y ese dinero no ha sido reembolsado, así que podemos decir que eso ha sido una cortina de humo, para decir que ayudaron, pero que en realidad no ha sido así”.

UN LLAMADO A LOS PADRES DE FAMILIA  

Sandra Milena Royero Sarmiento, rectora del colegio Centro Educativo J.J. Thomson, sostuvo que “debido a la problemática que estamos viviendo, hay muchos colegas que les ha tocado cerrar sus instituciones, porque ya no dan para más, no han podido, han buscado todas las medidas para llegar a acuerdos  de pagos con los padres de familia, para poder sostener sus colegios, pero no han sido posible, son muchos los padres que aseguran que quedaron sin empleo, que no tienen y no se pueden obligar”.

 “Quiero hacer un llamado a esos padres de familia, que ellos deben concientizarse de la problemática que estamos viviendo, que busquen la manera de ir abonando, que los 5mil, 10mil, eso sin duda, es una gran ayuda para los colegios, para responder por el sueldo de las maestras que dedican su tiempo para enseñarles a sus hijos, hay muchos que tienen la posibilidad de pagar, pero se han valido de la cuarentena para no hacerlo, realmente no se sabe qué es lo que está pasando y cuál es la falta de consideración con nosotros los profesores, que estamos ahí con sus hijos enseñándoles, educándoles”, sostuvo Royero Sarmiento.

La docente Sandra Royero, además explicó que “antes de la pandemia eran 10 personas que trabajaban en el colegio, actualmente sólo hay 5 personas, es decir, fueron 5 personas que quedaron desempleadas, personas con las que había estado trabajando desde hace 6 años, es una situación lamentable y más aún porque vivimos con la incertidumbre de cómo vamos a sostener el colegio, no hemos tenido ninguna ayuda del gobierno”.

NO A LAS CLASES PRESENCIALES  

La Asociación de Colegios Privados de Colombia, Andercop, confirmó que este año no regresarán las clases presenciales por la pandemia de coronavirus. La decisión fue tomada con base en una encuesta a más de 17 mil padres de familia en todo el país, en donde el 89,3% no está de acuerdo con que sus hijos regresen a clases en agosto y, por el contrario, quieren que los niños terminen su año escolar en casa.

Mediante un comunicado emitido por la Andercop, Martha Castillo, presidenta de la asociación, indicó que se decidió acoger el llamado de los padres de familia como primeros responsables de sus hijos, de culminar el año escolar de forma no presencial, comprometiéndonos a mejorar en todos los procesos educativos, invirtiendo en las herramientas que sean necesarias para garantizar la calidad del aprendizaje, la estabilidad emocional, la tranquilidad, armonía y felicidad de todos nuestros estudiantes.

De este modo, Lilia Salas, directora del colegio privado Liceo San Lucas, aseveró que “en mi colegio hicimos un censo, una encuesta y los padres de familia dijeron que no, por este año no van a permitir que los niños regresen a las clases presenciales, es que ni siquiera hablando de la manera de alternancia, ya para este año dijeron que no”.

Finalmente, la directora, argumentó que “el equipo de trabajo con el que cuento, son mujeres creativas, con vocación a su arte de enseñar, que han hecho la labor con entusiasmo, todos los días trabajamos por la plataforma del colegio que tenemos y también virtualmente, en medio de todas dificultades no se han suspendidos las clases y continuamos trabajando con los niños y los padres de familia”.

También podría gustarte