El mundo llegó al millón de muertos por el virus chino

53

Nueve meses después de su irrupción en China, la pandemia de covid-19 se acercó ayer domingo a la cifra simbólica de un millón de muertos en el mundo, entre múltiples rebrotes de casos en varios países europeos pero también en Nueva York o Rangún, aunque en Australia parecía estabilizarse. 

En total, el nuevo coronavirus se ha cobrado 999.863 vidas, y ha contagiado a más de 32,9 millones de personas, según un balance de la AFP este domingo.

Estados Unidos es, con diferencia, el país más afectado en número de muertes y casos, con casi 205.000 fallecidos. Le siguen Brasil con 141.406 muertes, India con 94.503, México con 76.243 y el Reino Unido con 41.971.

En el estado de Nueva York, que fuera el epicentro de covid-19 en Estados Unidos, registró, por primera vez desde el 5 de junio pasado, más de 1.000 casos de contagio en un día.

No obstante, la situación es mucho mejor que en la primavera (boreal), en los peores momentos de la crisis sanitaria. El miércoles, los restaurantes de la ciudad de Nueva York, que ya estaban atendiendo al aire libre, podrán reabrir sus salas, pero sólo al 25% de su capacidad.

En Asia, la capital económica y ciudad más importante de Birmania, Rangún, enfrenta un repunte de infecciones, que hace temer a los médicos que se constaten miles de casos nuevos en los próximos días.

Pese a estos rebrotes, en Australia, la situación parece estabilizarse. En Melbourne, la segunda ciudad más grande, el toque de queda nocturno en vigor se levantará el lunes, casi dos meses después de haber sido impuesto. Este domingo, en todo el estado solamente se constataron 16 nuevos contagios y dos muertes.

En Europa, las restricciones se multiplican para contener los nuevos brotes. La región de Madrid, en España, se apresta a extender las restricciones en vigor a nuevas áreas. A partir del lunes, 167.000 habitantes adicionales –superando así un millón de personas– solamente podrán salir de sus barrios para ir a trabajar, al médico o llevar a sus niños a la escuela.

Esta decisión provocó que cientos de personas de todas las edades se manifestaran el domingo en la capital española.

“¡No es confinamiento, es segregación!”, coreaba la multitud ante el parlamento de la Comunidad de Madrid, ubicado en el distrito de Vallecas (sur), uno de los barrios humildes afectados por las medidas desde la semana pasada.

“A los ricos no les confinan”, rezaba uno de los carteles que se exhibieron durante la protesta.

En el Reino Unido, casi la mitad de Gales estará en confinamiento local: a partir de las 18H00 de este domingo, estará prohibida la entrada o salida en las ciudades de Cardiff y Swansea, salvo razones profesionales o estudiantiles.

En Francia, el gobierno endureció las medidas sanitarias para contener el coronavirus en once grandes ciudades, entre ellas París, donde los bares deberán cerrar a las 22H00 a partir del lunes.

 CARRERA POR UNA VACUNA 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ahora teme que la pandemia provoque dos millones de muertes si el mundo no se moviliza con firmeza, y aumenta los llamados de una repartición equitativa de futuras vacunas.

La carrera de las vacunas ya comenzó y cada país quiere asegurarse que su población pueda disponer de dosis suficientes. Estados Unidos, Europa y Japón ya han reservado más de la mitad de las dosis que estarían disponibles en un comienzo.

En la Asamblea General anual de la ONU, América Latina y Australia reclamaron un acceso gratuito a futuras vacunas.

India, el mayor fabricante de vacunas del mundo, prometió el sábado a través de su primer ministro, Narendra Modi, utilizar sus recursos en la lucha contra la pandemia “en ayuda de toda la humanidad”.

También podría gustarte