Una babilla juvenil es la nueva ´residente´ del Parque del Agua

101

El Parque del Agua, ubicado en la ciudad de Santa Marta es el hábitat natural de distintas especies de aves, y ahora al parecer, su más reciente residente sería un juvenil de babilla, que hizo de este lugar especial en donde locales y turistas gozan de distintas actividades y se olvidan de la rutina de la ciudad, su hogar. 

El hecho fue conocido luego de que vecinos de este importante lugar en el que confluye un importante número de turistas y residentes alertaron a las autoridades por la presencia de el reptil, que desde hace varios días merodea a lo largo y ancho del Parque del Agua.

Por lo que, un poco angustiados por el reptil y en vista que pronto pasará de su etapa juvenil a la adulta, lo que puede acarrear que se movilice sin ningún tipo de problema por toda la zona aledaña al lago y pueda atacar a los transeúntes, decidieron dar aviso al Departamento Administrativo Distrital Para La Sostenibilidad Ambiental, Dadsa, quien atendió el llamado de la comunidad y los administradores del Parque.

Una vez la autoridad llegó al sector en cuestión procedió a realizar la respectiva visita de inspección al lago del Parque del Agua, y evidenció la presencia de una babilla, o su nombre científico, Caimán Crocodilus, la cual se encontraba en notable buena condición de salud.

“Al llegar al lugar se evidenció que la babilla se encuentra aún en estado juvenil y que, esta especie no representa ningún peligro para las personas, por el contrario, es muy tímida y al notar presencia de personas prefiere esconderse. Igualmente se evidenció presencia de otras especies tales como: iguanas, peces, aves y anguilas”, aseguró el Dadsa.

Sin embargo, la autoridad ambiental decidió tener en alerta a la Unidad Móvil de Rescate de Fauna Silvestre, para que ante cualquier situación que se presente con el reptil, esté presta a colaborar y brindar sus servicios cuando sean requeridos.

Entre tanto, el Departamento Administrativo Distrital, les hizo varias observaciones y recomendaciones a los administradores del Parque del Agua, dentro de las cuales se encuentran, colocar letreros alrededor del humedal para advertir a los visitantes acerca de la presencia del reptil, vigilar el lugar cuando se encuentren personas cercanas al espacio donde la babilla merodea y permanecer atentos a que algunas personas inescrupulosas no quieran hacerle daño.

Es válido mencionar que, según la autoridad ambiental del Distrito, todo lo anterior es un gran indicador de que el humedal del Parque del Agua se encuentra en un estado de resiliencia positiva.

“Todo esto es una buena señal de la recuperación de este sistema léntico lagunar, del mismo modo se realizaron unas mediciones de parámetros físico químicos del agua”, puntualizó el Dadsa.

De igual manera dieron un parte de tranquilidad a toda la comunidad que vive en cercanías del sector, para que mantuvieran la calma ante la presencia del reptil y que tuvieran cuidado de no darle comida, ni de tirarle objetos para espantarla

https://twitter.com/DADSASM/status/1320830811428540416?s=20

También podría gustarte