Murió tras disparársele una escopeta en Pivijay

407

Un trágico hecho se presentó la mañana de ayer, luego que un hombre perdiera la vida cuando recibía atención médica, tras haberse disparado en el abdomen con una escopeta, en una finca ubicada en cercanías a la cabecera de este municipio en el departamento del Magdalena.

De acuerdo a lo informado por las autoridades del Magdalena el caso se presentó a eso de las 6:10 a.m., cuando una mujer que se encontraba barriendo en la finca escuchó el disparo y al seguir la dirección del sonido descubrió al hombre tendido en el suelo, junto a la escopeta con la que supuestamente se autolesionó.

Posteriormente, Avendaño Charris fue llevado  hasta la sala de urgencias del hospital Santander Herrera procedente de la finca El Cerezal, donde residía y laboraba. Sin embargo, por la complejidad de la lesión fue ingresado a la unidad de urgencias del mencionado centro asistencial, donde fue atendido por el personal médico que hizo todo su esfuerzo por salvarle la vida, pero no aguantó.

El levantamiento del cadáver estuvo a cargo de criminalistas de la Sijín de la Policía del Magdalena, los cuales llevaron el cuerpo a la morgue de Medicina Legal de Fundación, donde será regresado a sus familiares una vez se le realice la necropsia de rigor.

Los familiares informaron que en días anteriores la víctima había discutido con su esposa, manifestándole que se lo dejaba se mataba, sin embargo el hecho aún es materia de investigación y la muerte está por establecer.

También podría gustarte